La Estación Espacial China está ya lista para hacerle la competencia a la ISS (y al Hubble)

La Estación Espacial China está ya lista para hacerle la competencia a la ISS (y al Hubble)
36 comentarios

Construir una estación espacial es toda una odisea, y si no que se lo digan a China. Tras años de pruebas y de trabajo el gigante asiático ya tiene en órbita su estación espacial Tiangong, un nuevo prodigio tecnológico que se prepara ya para competir con la veterana (y desordenada) Estación Espacial Internacional.

Acoplamiento total. El módulo Mengtian (que significa "Soñando con los cielos") era el tercero y último que conformaba la Estación Espacial China. Este módulo de 17,9 metros de longitud y 22.000 kg se envió a la órbita de la Tiangong el pasado 31 de octubre a bordo de un cohete Long March 5B según Xinhua News. Trece horas después llegaba a la Tiangong y se acoplaba con éxito.

Operativa al 100%. Este era el noveno lanzamiento realizado para completar la ambiciosa construcción de la estación espacial que lleva en marcha desde 1992, cuando se proyectó por primera vez. La Tiangong consta de Tianhe —el módulo principal—, Mengtian —dedicado a experimentos— y el módulo Wentian que ya había sido lanzado y acoplado con anterioridad.

Astronautas que van y vienen. La Tiangong es capaz de albergar a tres astronautas durante seis meses, o a seis astronautas durante los "cambios de turno". El primero de esos cambios de turno se espera que se produzca antes de que acabe el año, cuando los que los que llegaron a ella con la misión Shenzhou 14 sean reemplazados por los de la Shenzhou 15, que serán lanzados en un cohete Long March 2F desde el desierto de Gobi. Antes, eso sí, se lanzará una misión preliminar con provisiones.

A experimentar. Ya ha habido tres misiones tripuladas a la Tiangong —la primera, la que hospedó a sus primeros inquilinos entre junio y septiembre de 2021— pero en ellas la idea era preparar la estación y estos acoplamientos. Ahora empieza la operativa real en la que se llevarán a cabo experimentos de microgravedad, física de fluidos o ciencia de la combustión.

El Hubble también tendrá competencia. Y además de los experimentos, la estación contará con un potente telescopio espacial llamado Xuntian que se espera que se lance a finales de 2023. Este observatorio operará en una órbita similar a la de la Tiangong, y será capaz de repostar y ser actualizada o reparada al poder acoplarse a la estación espacial.

Turismo espacial. El primer astronauta chino, Yang Liwei, explicó además a principios de año cómo la Tiangong también será capaz de hospedar a turistas espaciales en el futuro. Emulará así a la ISS, que en los últimos meses ha estado de lo más animada aunque algunos de los turistas que llegaron a ella se quejaron de que les hicieron trabajar un montón.

Cuidado con ese cohete. Solo queda una incógnita: dónde caerán los restos del cohete que llevó a órbita al último módulo. Sobre todo teniendo en cuenta que los anteriores cohetes acabaron cayendo sin consecuencias, pero generando bastante incertidumbre.

Temas
Inicio