Compartir
Publicidad
Publicidad

Trump saca los 6.3 billones de kilos de emisiones de USA del acuerdo de París contra el cambio climático

Trump saca los 6.3 billones de kilos de emisiones de USA del acuerdo de París contra el cambio climático
Guardar
79 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tras una semana de rumores y declaraciones cruzadas, Donald Trump acaba de anunciar que Estados Unidos abandonará el acuerdo de París. Cumple así una de sus promesas electorales y acaba con las esperanzas de todos aquellos que esperaban que, como con el NAFTA, no se atreviera.

"Una decisión que pone a los americanos primero", antes incluso que a la evidencia científica. De esta forma, Donald Trump asesta un golpe muy importante a la lucha contra el cambio climático y pone en problemas al resto de la comunidad internacional.

La noticia climática del año

Bill Nye Has A Great Response To Trumps Outrageous Statements About Climate Change

Hasta Corea del Norte se sumó al gran acuerdo internacional contra el cambio climático. Solo dos países no habían firmado el Acuerdo de París: Siria, un estado en plena guerra civil, y Nicaragua, que con más del 90% de energía renovable pensaba que era poco ambicioso. Hoy, Donald Trump suma a Estados Unidos a esa lista.

"Este tratado no va sobre el clima, sino que va sobre cómo otros países están usándolo para aventajar a Estados Unidos"

"Iniciaremos negociaciones para volver a entrar en París o en un nuevo acuerdo que sea favorable a la economía norteamericana", ha explicado en una rueda de prensa frente a la Casa Blanca. "Este tratado no va sobre el clima, sino que va sobre cómo otros países están usándolo para aventajar a Estados Unidos".

Trump se ha centrado en explicar los problemas que, bajo su criterio, presentaba el Acuerdo de París: básicamente, la discriminación que a su juicio sufre Estados Unidos. "Ningún líder responsable podría poner a sus trabajadores y a su país en estas desventajas", ha declarado.

Pero es difícil saber qué tratado podría ser más laxo que el de París (que fue capaz de poner de acuerdo a los grandes contaminadores del mundo). El mismo Trump ha usado la (relativa) "poca ambición" normativa del Tratado como un arma para justificar su salida.

¿Qué ocurrirá ahora?

La administración Trump podría haber decidido no aplicar el Acuerdo. París es todo un cambio de concepto dentro de los tratados internacionales contra el cambio climático y, bajo su estructura, todos los compromisos nacionales son voluntarios. Esto quiere decir que Trump podría haber optado por desmantelar la política medioambiental americana sin exponerse a ningún tipo de sanción. No ha sido esa su decisión.

Según parece, el Gobierno norteamericano invocará el artículo 28 del Acuerdo. El problema es que ese artículo establece que las partes solo podrán iniciar el proceso de salida (que dura un año) tres años después de haberlo firmado: Estados Unidos lleva solo 13 meses y, para que la salida se hiciera efectiva, Trump debería revalidar su presidencia en las próximas elecciones.

La otra opción, consistía salirse de toda la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático del que el Acuerdo de París es solo una parte. Esto lo podría hacer con solo un año de preaviso. Pero, por lo que sabemos, el equipo del magnate norteamericano parece haber descartado esta vía.

"Es hora de salir del Acuerdo de París", ha dicho sin dar más detalles técnicos. Tendremos que estar pendientes de los siguientes pasos de la Administración Trump, de la respuesta del resto de la comunidad internacional y de las reacción dentro de su propio país (personalidades como Elon Musk o el presidente de General Electric ya han mostrado su desacuerdo con la decisión). Justo cuando podíamos ser optimistas en la lucha contra el Cambio Climático, la partida ha cambiado completamente.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos