Compartir
Publicidad

A algunos drones también les gusta el agua: Splash Drone

A algunos drones también les gusta el agua: Splash Drone
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Por drone entendemos eso de “vehículo aéreo no tripulado”. Que surque los cielos no quiere decir que se lleva mal con el agua, aunque lo normal es eso, que el vehículo rara vez toque superficie acuática. Por el bien de la mayoría de modelos que vamos conociendo, ya nos cuidaremos de que eso no ocurra.

La electrónica no suele llevarse bien con el agua, tiene que estar muy bien preparado el artilugio para que podamos quedarnos tranquilos al respecto, como es el caso de HexH2o. Otra cosa es las perrerías que terminamos haciendo con él, que de todo hemos visto.

Lo dicho, un drone funcionando por encima del mar, pese al riesgo, es algo que estamos cansados de ver, por eso está muy bien que aparezcan propuestas como Splashdone, que acaban con esos miedos, a un precio moderado. Vamos a conocerlo con un vídeo de presentación:


Su aspecto es el de un drone, normal y corriente, o al menos parecido a la mayoría de cuadricópteros que están saliendo al mercado. Pero su construcción es especial, completamente resistente al agua, dulce o salada.

Graba bajo el agua y carga con objetos

Para completar la jugada, el soporte - un gimbal de dos ejes - para las cámaras, también es resistente al agua, y permite colocar una cámara que en el caso de estar el drone sobre la superficie, quedaría sumergida. Las tomas os las podéis imaginar, grabando lo que ocurre bajo el agua, y pudiendo escapar de ese lugar en cualquier momento, con solo echar a funcionar las hélices.

Si las novedades comentadas no nos convencen, hay algo más, como la posibilidad de cargar y soltar elementos con el drone. Cuenta con un mecanismo que se acciona de forma remota para dejar caer lo que transportamos, que lógicamente no puede ser muy pesado.

Ffb86b069db2bc591075264af30a59b2 Large

El segundo aspecto llamativo del Splash Drone es su utilidad como señalización en emergencias. Me explico, el drone puede cargar con una bengala de emergencia, que se puede accionar de forma remota (dura hasta quince minutos).

Terminando con los modos de funcionamiento, no debemos olvidarnos del “follow me”, que ya hemos visto en otras propuestas. Lo que hace es seguir a un elemento concreto, permitiendo la grabación del mismo, o bien, no tener que estar dirigiéndolo mientras nos movemos.

Bengala incorporada

En cuanto a especificaciones como drone, pues cuenta con una batería de 4.200 mAh que le da una autonomía de vuelo de 17 minutos. Puede llegar a velocidades de 40 kilómetros por hora. No faltan los transmisores para enviar la señal de vídeo hasta donde estemos (máximo 1,6 kilómetros).

3 3

¿Cuánto cuesta Splash Drone? Pues se trata de un proyecto que busca ayuda en KickStarter, allí sus creadores - Urban Drones - piden 800 dólares por él, precio que subirá a los 1.200 dólares cuando consigan convertirlo en un producto real. Tenéis más información en el siguiente vídeo:


Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio