Hay una nueva plataforma de moda para comerciar NFTs. El 95% de los usuarios se venden a ellos mismos

Hay una nueva plataforma de moda para comerciar NFTs. El 95% de los usuarios se venden a ellos mismos
11 comentarios

OpenSea es la mayor plataforma de NFTs, pero en los últimos meses LooksRare se ha ido posicionando como una alternativa con cada vez más fuerza. Sin embargo, el último informe de CryptoSlam que conocemos a través de Bloomberg, es demoledor. Aproximadamente unos 18.000 millones de dólares, es decir, el 95% del volumen de negocio de LooksRare, son usuarios que se venden a ellos mismos con el objetivo de coleccionar recompensas de la propia plataforma y aumentar artificialmente el volumen de transacciones.

Esta técnica se conoce como 'Wash trading' o volumen falso. La idea de fondo es aparentar un alto volumen de ventas, pero en realidad todo es debido a que una persona está comprándose y vendiéndose a sí mismo. Se trata de una práctica fraudulenta, con la que intentar hacer creer al sector que hay más interés y movimiento del real.

El sector de los NFTs necesita hacer limpieza

LooksRare empezó su andadura en enero y rápidamente se hizo un hueco en el sector de los NFTs. Su ascenso ha sido meteórico y ha llegado a superar puntualmente a OpenSea, la plataforma más destacada, en volumen de transacciones. Precisamente este rápido crecimiento llevó a analistas especializados en cripto como DappRadar a sospechar.

Esta maniobra del volumen falso no es propiamente ilegal, ya que en el terreno de las criptomonedas no hay una regulación suficiente clara que lo prohíba. Venderse a sí mismo los NFTs no va a conseguir que ganen dinero, al menos no directamente. Ya que al ser ellos mismos, los compran por ligeramente menos valor. ¿Dónde está el beneficio entonces? Por un lado en aparentar que hay mucho movimiento para que la plataforma crezca y por otro lado, para generar tokens de recompensa.

Esta técnica no deja de ser una forma de manipulación del mercado. En otros activos financieros tiene su vertiente de que las pérdidas producidas en cada transacción se recompensan a la hora de declararlas. En el caso de LooksRare con los NFTs, la compensación se produce en forma de tokens de la propia plataforma.

En un informe de Chainalysis se describe como hay vendedores que hicieron ventas a su misma dirección hasta 830 veces, aunque obtuvieron muy pocas ganancias. Se trata de un caso extremo, pero sí describen hasta 262 casos de NFTs que se vendieron a los mismos wallets más de 25 veces. No se puede afirmar que todos estos casos sean ejemplo de 'wash trading', pero el alto nivel de repetición indica que algo pasa.

En algunos casos, estos revendedores que se compran a sí mismo sí lograron engañar a otros compradores, haciéndoles creer que era un NFT con mucho movimiento y que su precio podía subir o bajar. Según el informe, hasta 110 comerciantes consiguieron ventas positivas, obteniendo unos 8,9 millones de dólares de beneficios de compradores desprevenidos.

LooksRare sigue siendo una plataforma mucho más pequeña que OpenSea, pero es otro ejemplo más de cómo el sector de los NFTs está plagado de maniobras especulativas. Muy poco relacionadas directamente con la obra digital en la que se basan, que debería tener un protagonismo mucho mayor.

En Xataka | Un tercio de los NFT ya no vale nada. El desplome de las ventas augura el principio del fin de la burbuja

Temas
Inicio