El cofundador de Ethereum ataca al Dogecoin: asegura que es una burbuja que va a explotar propiciada, en parte, por Elon Musk

El cofundador de Ethereum ataca al Dogecoin: asegura que es una burbuja que va a explotar propiciada, en parte, por Elon Musk
57 comentarios

Elon Musk lleva meses tuiteando sobre Dogecoin y, de paso, disparando su precio. Si en enero de 2021 DOGE tenía un precio de 0,004 dólares, actualmente su valor es de 0,36 dólares y su valor ha crecido un 18.000% con respecto al año pasado. Dicho de otra manera, lo que empezó siendo un meme y una broma surgida en Internet, actualmente tiene un valor de 46.000 millones de dólares gracias, en parte, al apoyo de personalidades como Elon Musk.

Esto, opina Charles Hoskinson, co-fundador de Ethereum y creador de Cardano, es peligroso. En una reciente emisión en su canal de YouTube, Hoskinson ha abordado la que califica como una burbuja de DOGE, asegurando que es una criptodivisa sin valor, sin tecnología original y sin un equipo de desarrollo estable que está siendo impulsada por "los esfuerzos de Elon Musk, principalmente, y la manipulación del mercado de astutas ballenas".

De un meme a una cripto de 48.000 millones de dólares

Según expone Hoskinson en su ponencia, "recientemente, debido a los esfuerzos de Elon Musk, principalmente, y a la manipulación del mercado por parte de astutas ballenas, DOGE se ha vuelto estratosférico y se ha convertido en un refugio para los nuevos participantes en el espacio de la criptodivisa". Asegura que su precio no es sostenible y que es una burbuja que "va a colapsar" y que hará que se pierda una "cantidad masiva de dinero" muy rápidamente.

Esgrime el fundador de Cardano que la tercera generación de criptomonedas tiene grandes equipos detrás que se encargan del software, los protocolos y el ecosistema y que, además, tienen aspiraciones o realidades de uso y utilidad. DOGE, no obstante, "no tiene un equipo de desarrollo estable detrás. No hay tecnología original en DOGE, es una copia de Bitcoin. Si a las dos de la mañana de descubre un error grave no habrá nadie despierto de noche intentando encontrar una solución. Quizá un voluntario, pero no hay garantías".

"No tiene un equipo de desarrollo estable detrás. No hay tecnología original en DOGE, es una copia de Bitcoin"

Más allá de las pérdidas económicas que pueda suponer el estallido de DOGE, Hoskinson opina que es la pasarela perfecta para que los reguladores y legisladores se involucren en la industria y la perjudiquen. En sus propias palabras:

"Y si esto es la puerta de entrada para que los inversores minoristas entren en nuestro ecosistema con pérdidas masivas en algún momento, nos va a perjudicar a todos y cada uno de nosotros después de que la burbuja estalle porque habrá investigaciones del Congreso. Va a haber audiencias en el Senado, va a estar la SEC [Comisión de Bolsa y Valores estadounidense] dando vueltas, va a haber todo tipo de reguladores corriendo a decir que esto es una prueba de que las criptos no pueden controlarse a sí mismas, tenemos que entrar y salvarlas. Y no te va a gustar el resultado. Y la gente que lidera la tercera generación es la que va a tener que limpiar el desorden y asumir las consecuencias de la regulación que viene como resultado del estallido de la burbuja".

Hoskinson afirma que hay gente celebrando este suceso y que "Musk sigue publicando y publicando y publicando y que realmente parece que disfruta haciéndolo. Pero todo lo que sube, baja y nuestra industria será peor por eso". Pide a la industria que se posicione en contra de este comportamiento, que considera manipulación, e insta a los usuarios a no apostar por DOGE y a aquellos que tengan estos tokens a deshacerse de ellos. "Si seguimos haciendo estas cosas, estaremos regulados hasta un punto en el que ya no tendremos libertad", concluye Hoskinson.

La volatilidad es uno de los elementos que siempre han marcado a las critptomonedas y el caso de DOGE es de lo más particular. Basta que una personalidad como Elon Musk publique un tweet o que un reto se haga viral en TikTok para que su valor crezca. El propio creador de DOGE ha publicado en su Twitter alguna que otra advertencia sobre estos activos altamente volátiles e incluso la cuenta oficial de la criptodivisa ha advertido en su perfil de Twitter que los usuarios han de ser "conscientes de las intenciones que tiene la gente cuando os impulsa a comprar cosas" y que deben elegir por sí mismos, sin subirse "al carro del FOMO de otros o a la manipulación".

Temas
Inicio