Compartir
Publicidad

Ordenadores de sobremesa, consejos y recomendaciones III: tarjeta gráfica

Ordenadores de sobremesa, consejos y recomendaciones III: tarjeta gráfica
Guardar
69 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Seguimos con la tercera entrada perteneciente a nuestra guía de compras: ordenadores de sobremesa, consejos y recomendaciones. Hoy es el turno para la tarjeta gráfica.

La tarjeta gráfica muchas veces nombrada como GPU (graphic processing unit), es otro de los elementos importantes de un ordenador. Su misión principal es la de abastecer de la potencia gráfica de un ordenador, refiriéndonos generalmente a los gráficos de los videojuegos. En los últimos años hemos visto un crecimiento abismal en el rendimiento de este componente, dando lugar a modelos abrumadores – tanto en potencia como en precio – junto con otros más asequibles e interesantes para el usuario medio.

Además, la tarjeta gráfica es otro componente interesante donde podemos ahorrarnos unos cuantos euros. Las tarjetas gráficas actuales sólo son recomendadas para usuarios que vayan a jugar, pues el resto de humanos tendrán de sobra con un modelo integrado (ya sea en CPU o en placa base) o, a lo sumo, con un modelo de los más básicos

Consejos y recomendaciones para comprar un ordenador de sobremesa, resumen

Tarjeta gráfica

Como ya hemos comentado anteriormente, la tarjeta gráfica es otro de los componentes fundamentales de un ordenador, de los que más solemos tener en cuenta. La evolución ha hecho que el uso de una gráfica sea casi exclusivo para jugar, siendo totalmente innecesario para los usuarios que navegen por internet y poco más.

Al igual que en anteriores entregas (elegir un microprocesador y elegir la placa base) vamos a diferenciar en gamas de productos, así como en los dos fabricantes principales: NVidia y AMD.

Tarjetas gráficas NVidia

NVidia ha estado posicionada tradicionalmente por encima de AMD. Sin embargo, en los últimos años la calidad de ambos fabricantes se ha igualado e incluso muchos opinan que AMD se ha situado por delante de NVidia.

NVidia GTX 580

No obstante, las tarjetas gráficas NVidia ofrecen una calidad absolutamente abrumadora, aunque los precios suelen ser algo altos. Por ello, sólo vamos a acudir a NVidia en gamas medias y altas, olvidándonos de la gama baja que dejaremos en exclusiva para AMD.

  • Gama media: NVidia GTX 460, posiblemente la mejor tarjeta gráfica de la pasada generación que olvida ciertos problemas de otros modelos como la 480. La GTX 460 ofrece un muy buen rendimiento final por un precio que ronda los 180 euros, aproximadamente, con dos versiones de 768 MB y 1 GB de memoria GDDR5.
  • Gama alta: NVidia GTX 570, recién lanzada al mercado. Es de una generación más nueva que la 460, lo cual trae ciertas ventajas (es más eficiente y, sobretodo, soluciona muchos de los problemas de las 400 Series) y tiene un precio relativamente asequible, en torno a los 350 euros. Un interesante producto para nuevos equipos con altos presupuestos.
  • Gama muy alta: NVidia GTX 580, la que a día de hoy es la tarjeta gráfica mononúcleo más potente del mercado, aunque también la más cara. Si lo que buscas es lo más potente, entonces la GTX 580 será tu elección. Muy rápida, es una evolución muy buena sobre la anterior 480 aunque con un alto precio: en torno a los 480 euros.

Mi opinión personal a la hora de elegir una tarjeta NVidia es no salirse de estos tres modelos. NVidia GTX 460 es de lo mejorcito del fabricante en los últimos años, y compite frente a frente a los mejores modelos de ATi/AMD. GTX 570 y GTX 580 son buenos modelos y, en el caso de la 580, será nuestra elección si lo que buscamos es lo mejor del mercado sea cual sea su precio.

Tarjetas gráficas AMD

Reconozco que me gusta, y mucho, el trabajo que AMD/ATi ha realizado en los últimos años. Demostraron hace dos generaciones (ATi 4000 Series) que iban en serio, adelantaron a NVidia con las 5000 Series (en parte culpa de NVidia, que se durmió en esa época) y las actuales AMD 6000 Series son productos con una excepcional relación calidad/precio.

AMD 6950 y AMD 6970

  • Gama baja: a falta de una tarjeta gráfica básica en las actuales 6000 Series, una opción ideal es la ATi 5450 por unos 40 euros, aunque personalmente prefiero la ATi 5570, bastante más potente y por sólo 70 euros.
  • Gama media: sin duda alguna, la ATi 5770, heredera de la excelente 4770 (la primera del mercado en 40 nanómetros) y con un precio que ronda los 130 euros. Nos permitirá jugar a prácticamente cualquier juego con configuraciones exigentes.
  • Gama alta: nos adentramos en territorio peligroso y de nueva generación. AMD 6850 me gusta por ser de nueva generación y con un muy buen precio, sobre los 170 euros. Ofrece un rendimiento bastante superior al de la 5770 , consumos aceptables y un ruido casi nulo. Una de las mejores opciones del mercado actual.
  • Gama muy alta: las recién llegadas AMD 6950 y AMD 6970 se presentan con una excelente relación calidad/precio, pero con precios tales que se necesitarán presupuestos amplios. Ambas las hemos analizado (análisis de la 6950 y análisis de la 6970) y concluimos que, si bien son caras, las dos son opciones muy a tener en cuenta. Sus precios son de 269 y 329 euros, respectivamente.

Otros aspectos a tener en cuenta

Algunas recomendaciones generales:

  • Si no vas a jugar a videojuegos, olvidate de comprar una tarjeta gráfica dedicada o compra la más barata que esté en el mercado. Las tarjetas gráficas se han convertido en el ámbito doméstico en un componente importante para jugar, y ya. Una gráfica integrada (como la de las CPU Intel) es más que suficiente. Otra opción son las gráficas que vienen integradas en ciertos modelos de placas base para AMD, aunque son relativamente difíciles de encontrar.
  • El mercado de las tarjetas gráficas está en continuo avance. Curiosamente se acaban de presentar dos nuevos modelos AMD y se rumorea que en enero NVidia lanzará otros tantos. Es el baile de cada mes.
  • Tarjetas gráficas AMD
  • Mi opinión personal es no acudir nunca a los modelos más punteros, porque son muy caras y no merecen la pena. Únicamente tendría en mente dos gamas: la media (NVidia GTX 460 o AMD 5770) y la alta (la futura NVidia GTX 560 y la AMD 6850), el resto no compensan económicamente hablando salvo excepciones puntuales.
  • El fabricante de la tarjeta gráfica es un aspecto que generalmente tiene poca importancia, aunque en ningún caso me iría a por una marca “china” desconocida. Como poco buscaría Asus, Gigabyte, Sapphire, EVGA, XFX, Point of View y otras de este estilo. Mucho ojo con los modelos que no tienen marca, porque suelen venir hasta capados de fábrica y funcionan de forma lamentable.
  • Dentro de un modelo concreto se da el caso de que un mismo fabricante distribuye varios modelos de tarjetas gráficas, cuyas diferencias suelen ser la cantidad de memoria incluida, los relojes del sistema y, muchas veces, los sistemas de disipación/ventilación. Es un aspecto a tener en cuenta, pues suelen ofrecer rendimientos de entorno a un +/- 5%.
  • Una opción interesante es montarse un sistema SLI o CrossFireX, esto es, configuraciones de varias tarjetas gráficas instaladas a la vez. En esto NVidia suele sacarle mucho más partido que AMD, y por ejemplo muchos me habéis comentado más de una vez que un SLI de NVidia GTX 460 es una opción a la altura de las tarjetas gráficas más potentes del mercado. A su vez, AMD ha confirmado que ha mejorado mucho el rendimiento de los CrossFireX con sus modelos AMD 6950 y 6970, cosa que ya veremos próximamente en un análisis más en profundidad.

En Xataka | Guía de compras 2010, Tarjeta gráfica.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos