Compartir
Publicidad

Así es Franz: WhatsApp, Messenger, Slack, Telegram, Gmail o Twitter en una sola aplicación

Así es Franz: WhatsApp, Messenger, Slack, Telegram, Gmail o Twitter en una sola aplicación
13 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hoy vamos a hablarte a fondo de la aplicación Franz. Se trata de una aplicación multiplataforma de escritorio en la que puedes sincronizar tus cuentas de hasta 65 servicios diferentes, incluyendo muchos de primer nivel como WhatsApp, Messenger, Slack, Telegram, Gmail o Twitter. Realmente no es una aplicación en sí, sino un punto de encuentro en el que unificar de forma ordenada las versiones web de todas estas aplicaciones.

Vamos a empezar explicándote qué es y qué hace exactamente esta aplicación. Luego pasaremos a contarte paso a paso cómo sincronizar una cuenta, y terminaremos hablándote de los pormenores de su manera de funcionar y de algunas curiosidades relacionadas con varios servicios de primer nivel a los que soporta.

Qué es Franz

Servicios 1

Franz es una única aplicación con la que puedes utilizar varias aplicaciones. Está orientada hacia la comunicación, por lo que sobre todo destaca por el soporte de varias aplicaciones de mensajería instantánea, aunque también permite sincronizar las cuentas de otros tipos de servicio, desde redes sociales hasta clientes de correo electrónico.

Franz permite sincronizar un total de 65 servicios diferentes. Entre ellos, los más populares son WhatsApp, Messenger, Slack, Telegram, Skype, Gmail, Hangouts, Google Calendar, Discord, LinkedIn, Twitter, Trello, Outlook, Google Inbox y Google Keep. Pero a parte de ellos tienes muchos más, desde Pushbullet hasta un gestor de páginas de Facebook, pasando por ICQ, Github, Discord, Steam Chat o Pocket.

Su funcionamiento es prácticamente el mismo que el de un navegador web. Vas configurando cada servicio en una pestaña diferente, y en cada ella utilizarás sus versiones web. Y es que la aplicación no se pelea con APIs ni nada parecido, sino que se limita a ofrecer un punto de encuentro para las webs de las aplicaciones, para que estén todas en una misma ventana y poder utilizarlas sin tener que descargarte sus clientes de escritorio.

Lo que sí hace esta aplicación diferente que un navegador es mantener separados todos los servicios en pestañas que no se comunican entre sí. Esto quiere decir que cada una de ellas es como un navegador, lo que ayuda a mantener más privadas las conversaciones sin que unos interfieran con otros. Además, esto también permite que puedas utilizar a la vez y desde la misma ventana dos cuentas de un mismo servicio.

Servicios 2

El lado negativo es que si vas a usar, por ejemplo varios servicios de Google, tendrás que identificarte de uno en uno aunque utilices en todos la misma cuenta. Esto puede ser molesto sobre todo si tienes una verificación en dos pasos activada, que hace el proceso de identificación algo más largo y tedioso, pero siendo sólo en la primera vez que lo utilizas no es un problema que vayas a notar a posteriori.

La aplicación empezó a desarrollarse en Viena hace un par de años por el consultor tecnológico Jonathan Burke y el diseñador gráfico Stefan Malzner. Nació de la necesidad, puesto que sus dos creadores se dieron cuenta de la molestia que supone instalarse varios clientes nativos en el PC y tener que ir pasando de uno a otro, y en apenas dos años han conseguido pasar de los 10 servicios soportados en un inicio a los 65 actuales.

Precios

Franz es una aplicación que puedes utilizar de forma totalmente gratuita. Sin embargo, también están creando un programa de colaboradores premium. En él, a cambio de una cuota mensual o anual puedes beneficiarte de otras mejoras añadidas como la posibilidad de añadir servicios locales o autoalojados, y en el futuro también incluirán ventajas de privacidad como la sesión cifrada, servicios privados o soporte para proxys o VPN.

Cómo registrarse y sincronizar cuentas en Franz

Descargar Franz

Lo primero que tienes que hacer para empezar a utilizar Franz es entrar en su web oficial, desde cuya sección de descargas vas a poder descargarte sus versiones para GNU/Linux, macOS y Windows. Tampoco te vas a tener que preocupar de los idiomas, ya que la aplicación está traducida a varios que van desde el inglés hasta el español, pasando por muchos otros más.

Inicio Franz

El proceso de instalación es completamente automático, y no te pedirá dar ningún paso ni hacer ningún ajuste. Directamente, haces doble click en el instalador y se instala todo automáticamente, ejecutando la aplicación una vez ha terminado con todo. En esta pantalla principal podrás crear una cuenta gratuita o acceder con la cuenta que tengas ya creada.

Crear Franz

Si eliges la opción Crear una cuenta gratuita entrarás en el proceso de crear una nueva cuenta. Aquí, elige la opción Individual para dejar claro que eres una sola persona, y escribe un nombre, apellido, correo electrónico y contraseña para proceder. Cuando termines pulsa en Crear cuenta, y avanza en un proceso que te sugerirá donar dinero a la app o invitar a amigos, dos pantallas que puedes pasar sin tener que hacer nada de lo que te dicen.

Anadir Nuevo Servicio

Una vez estás dentro de Franz identificado con tu cuenta, puedes empezar a añadir servicios. Para eso, pulsa sobre el menú Servicios de la barra superior (1), lo cual te mostrará una única opción. Pulsa ahora sobre esta opción de Añadir Nuevo Servicio (2) y accederás a la pantalla en la que puedes elegir qué cuenta iniciar.

Elegir Servicio

Entrarás a la pantalla donde tienes que elegir el servicio que vas a sincronizar. Aquí, en la parte de arriba tienes un buscador y las opciones de Más populares y Todos los servicios (1) para encontrar el que quieras utilizar. Una vez lo veas, pulsa sobre el servicio que quieras sincronizar con Franz (2) y pasarás a la siguiente pantalla.

Configurar Whatsapp

Pasarás a una pantalla en la que puedes configurar los pormenores del servicio, como sus notificaciones, las insignias de mensajes no leídos o incluso personalizar su nombre e icono. Una vez lo tengas a tu gusto pulsa en el botón de Guardar servicio.

Identificarte

Cuando añadas el servicio volverás a la página de añadir más, pero ahora ya puedes salir de ella, y pulsar sobre el icono del servicio sincronizado en la columna izquierda de la aplicación. Al hacerlo, pasarás a la página web oficial del servicio, desde donde podrás iniciar sesión como si lo estuvieras haciendo desde el propio navegador.

Limitaciones Interfaz

Este mismo proceso lo tienes que repetir luego con el resto de servicios que quieras utilizar. Ten en cuenta que Franz se basa en sus versiones web, por lo que puede que haya algunos cuya interfaz no sea demasiado cómoda de utilizar. Con esto ya sí que no podrás hacer nada, o sea que si hay un servicio que te parece incómodo o mal actualizado es simplemente porque su versión web es así.

Una aplicación para dominarlas a todas

Configuracion Unificada

Franz es una aplicación en la que poder utilizar varias otras aplicaciones a la vez. Lo hace con un app en la que poder unificar algunas acciones como la de iniciarse junto al sistema o minimizarse. Es una especie de marco común en el que se abren todas, y lo que hagamos con él afecta a las aplicaciones abiertas en su interior.

Hemos visto antes que al configurar cada servicio puedes determinar de manera individual el comportamiento de las notificaciones. Sin embargo, Franz también tiene en su interfaz principal la posibilidad de desactivar todas las notificaciones a la vez. También puedes configurar la aceleración por GPU o un sistema común de corrección ortográfica.

Sin embargo, y pese a tener este marco que le da un poco de homogeneidad al aspecto exterior de las aplicaciones, no podemos olvidar que luego cada una de ellas sigue su propia filosofía de diseño. Esto quiere decir que te encontrarás algunas inconsistencias en la experiencia de la aplicación, ya que puede que algunas se vean bien y otras luego no aprovechen tanto el espacio del que disponen.

Las limitaciones las ponen los propios servicios

Franz Inbox

Como has podido ver, Franz delega todo el trabajo de cuidar las interfaces y posibilidades de cada servicio a los propios desarrolladores de sus versiones web. Lo único que hacen ellos es establecer una aplicación en el que ejecutarlas de forma unificada, por lo que a efectos prácticos lo que estarás haciendo es utilizar las versiones web oficiales de cada servicio que sincronices.

Esto es un punto a favor porque les permite ofrecer todas las funciones nativas de los servicios oficiales. Esto ayuda a que, por ejemplo, no tengas que utilizar de un cliente de terceros que dependa de las funciones que le permita desarrollar la API de cada servicio, sino que tendrás la experiencia tal cuál la han pensado para la web WhatsApp, Telegram, etcétera.

Sin embargo esto tiene también un punto negativo, y es que si los desarrolladores no cuidan la versión web nativa no va a haber mucho que puedas hacer. Es posible que en algunos casos haya clientes de terceros con mejor diseño o un mejor funcionamiento, pero aquí te tendrás que conformar con la experiencia nativa.

Slack

Además, el cómo se ven los diferentes servicios puede variar. Puede que estés con una ventana pequeña y muchos se vean perfectos, pero luego hay otros cuyas interfaces han sido pensadas para ser utilizadas a pantalla completa y no aprovecharán tanto el espacio, como los clientes de correos o aplicaciones como Hangouts.

Pero por lo demás, los servicios funcionarán como lo harían si entrases a su versión web con tu navegador. Esto, en casos como los de Telegram o Slack, puede traducirse en una experiencia que no tenga nada que envidiarle a sus aplicaciones descargables, pero que en otros casos puede que sea justo lo contrario. Lo hemos dicho al principio, todo depende de los desarrolladores de las versiones web de cada servicio.

Twitter al cuadrado con TweetDeck

Franz Tweetdeck

Franz ha tomado algunas decisiones curiosas, como la de añadir a TweetDeck dándole más importancia que la propia web oficial. Porque Twitter normal está como aplicación para sus mensajes directos, aunque lo que hace es llevarte a esta sección dentro de la web oficial, lo que a su vez también te permite utilizar la web oficial con normalidad.

TweetDeck es un cliente que pertenece a la propia Twitter, por lo que no vas a tener ningún tipo de limitación al utilizar la red social. Además, como es un cliente avanzado, le permite a los usuarios ver más contenido de un sólo vistazo al poder añadir todas las columnas que quieran para ver tanto su Home como los tuits de sus diferentes listas.

Quizá hubiera estado bien ofrecer también la posibilidad de utilizar la versión web convencional de Twitter para quienes busquen una experiencia más parecida a la de la app. Sin embargo, puedes tener algo muy parecido configurando sólo la columna de Home, y TweetDeck ofrece otras posibilidades extra como la de programar tuits o sincronizar más de una cuenta. Realmente, la única diferencia notable está en la interfaz, pero en funciones TweetDeck es incluso más versátil.

Hangout

Además de Twitter con TweetDeck y los mensajes privados, también tiene alguna que otra duplicidad como los dos clientes de correo electrónico de Google, Gmail e Inbox, que vienen acompañados de algún otro de terceros. También tienes las dos versiones de Hangouts, tanto la versión de consumidores como la profesional.

También hay dos aplicaciones de Facebook. No está el cliente principal, pero tienes por una parte acceso a Facebook Messenger para poder utilizar su chat nativo, y también tienes acceso a Páginas de Facebook para poder administrar el contenido de tus páginas de empresa.

Su gran punto en contra: el consumo de RAM

Franz Ram

Sobre el papel, Franz parece una gran idea para aquellos que quieran tener fuera de su navegador pero igualmente unidos sus servicios de comunicación favoritos. Sin embargo, esta aplicación tiene una pequeña gran desventaja que puede ser bastante considerable para los ordenadores con menos recursos, y es su elevado consumo de memoria RAM.

En nuestras pruebas, con sólo siete servicios iniciados Franz nos ha consumido más de 1 GB de memoria RAM. Teniendo en cuenta que entre estos servicios está Slack, que ya de por sí en las misma situación nos consume 407 MB por separado, tampoco podemos decir que esté mal. Sin embargo, en ordenadores con poca memoria RAM posiblemente sea mejor sólo acceder a los servicios que necesites cuando los necesites en vez de mantenerlos todos abiertos.

Pero por lo demás, si tu ordenador está sobrante de memoria RAM no vas a tener grandes problemas con el servicio, el cuál es una alternativa a tener en cuenta si buscas una experiencia medianamente unificada con varias aplicaciones diferentes.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio