Compartir
Publicidad

Sistemas que conectan nuestro teléfono al coche

Sistemas que conectan nuestro teléfono al coche
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

No hace mucho que podíamos leer en algunos diarios que se estima que en el año 2014 habrá más teléfonos móviles en el mundo que habitantes tiene el planeta (más de 7.000 millones). Y no es algo que deba extrañarnos pues sin irnos más lejos, aquí mismo en España, en el año 2006 ya había más teléfonos móviles que habitantes tenía nuestro país.

Como tantas otras estadísticas esto no significa que todos y cada uno de los seres humanos que pueblan el planeta tenga un teléfono, pues en los países ricos tenemos más de un teléfono por habitante, pero lo que sí demuestra es que es el dipositivo electrónico con más difusión. Y claro, nos lo llevamos a todas partes, incluido el coche.

Queremos usar nuestro teléfono en todas partes

Esto es lo que tienen cada vez más claro los fabricantes de automóviles. Estamos bastante enganchados al teléfono móvil, y más aún al smartphone, así que queremos seguir utilizándolo también en el coche, pero eso sí, no debemos olvidar que lo más importante es usarlo con seguridad y sin que nos distraiga ni provoque un accidente.

Pero más allá de las tantas y tantas aplicaciones que un smartphone nos permite, hay dos cosas que los usuarios creemos como más fundamentales: llamadas y música.

Toyota Touch en un Toyota Yaris

Así que lo más fundamental y relevante es que el coche que conduzcamos incluya, por delante de otras, dos funciones: manos libres para el teléfono, con un acceso eficaz a nuestra agenda de contactos, y reproducción de la música que llevamos en la memoria del teléfono, a través del equipo de sonido del coche.

Y esto, que parece algo tan simple, todavía no esta generalizado al 100% en todos los coches que están a la venta, desde el más pequeño y económico, como equipamiento de serie, pero poco falta para que sea así.

Lo que también estamos viendo es que los fabricantes están ofreciendo sistemas multimedia algo más complejos que esto, con más funciones añadidas como conexión a internet, navegación GPS y aplicaciones varias (incluidas algunas como Twitter, Facebook, etc.).

¿Son necesarias tantas cosas? Pues para algunos usuarios sí, y para otros muchos no, sobre todo porque cuantas más funciones, más complejo es de utilizar y por tanto más distracciones, algo nada aconsejable cuando se está conduciendo.

Seat Media System Plus en un Seat León

¿Cómo lo conectamos?

Pues por cable o sin él. Parece una obviedad, pero es que detrás hay su trasfondo. Más allá de aquellos primeros sistemas manos libres para el teléfono que se conectaban con un adaptador específico para cada teléfono, ahora por lo menos estamos un poco más estandarizados.

Por cable el estándar debería de ser el cable USB, que a la vez de la comunicación permitiera la recarga del teléfono, pero Apple sigue yendo un poco por libre con su conector propietario, y también habría que tener un cable compatible con iPhone e iOS para poder hacer lo mismo. ¿Vienen todos los coches con los cables, o al menos con el puerto? Pues no.

Puede parecer una tontería, pero a día de hoy estaría muy bien que los coches trajeran una conexión USB nativa, y olvidarnos así de adaptadores de mechero o soluciones similares.

De aquellos cables de audio tipo jack-jack de 3,5 mm, normalmente referidos como conexión "aux", mejor nos olvidamos, son algo arcaico y que solo permite la salida de audio sin control sobre el teléfono, aunque para salir del apuro sirven.

Chevrolet y Apple

Si no nos importa la recarga, y nos queremos librar de los cables, entonces optaremos por una conexión inalámbrica. Y en principio con el bluetooth tendríamos la papeleta solucionada. Pues tampoco del todo, aquí Apple vuelve a ir un poco por libre y para ciertas funciones requiere de la conexión por cable (pienso en Ford Sync con AppLink, por ejemplo, que probé hace muy poco).

Me explico mejor: vamos a poder conectar por bluetooth y escuchar música de un iPhone en el coche sin problemas, pero siempre teniendo que tocar la pantalla del teléfono para buscar una pista, cambia de lista de reproduccion, etcétera, sin poder aprovechar los mandos o el sistema de control por voz del coche (si lo tiene). Deberíamos poder usar el teléfono sin tener que tocarlo, que es más cómodo y seguro.

Al menos parece que con iOS 7 también se piensa en la conexión con el coche mediante Wi-Fi, pero aquí tenemos el problema de que no todos los coches tienen WiFi de manera nativa. Vuelvo a decir lo mismo, ¿por qué no nos quedamos con un único estándar para todos que funcione relativamente bien?

Renault R-Link

Calidad de sonido y control por voz

De nuevo dos cosas muy obvias, pero que todavía tienen que avanzar en algunos casos. De hecho he probado algunos sistemas montados a posteriori que permiten conectar un teléfono al sistema de audio del coche, y me han dejado un tanto decepcionado.

Cuando se realizan llamadas es importante que nos oigan bien y que se reduzca lo más posible el ruido de fondo durante la conversación, inherente a ir en coche. El micrófono es fundamental; en general montando dos, y con cancelación de ruido, suelen evitarse problemas. Pero también tenemos que escuchar bien a nuestro interlocutor, ojo. En general esto suele funcionar razonablemente bien, pero no siempre.

Pero además si vamos a reproducir la música que llevemos en nuestro teléfono, es también irrenunciable que la calidad de sonido sea óptima.

Lexus Remote Touch en un Lexus CT 200h

Y aquí es donde alguna vez me he encontrado con sistemas con amplificadores que dejan bastante que desear, con poca potencia, que apenas dan volumen, y en los que si caemos en la tentación de darle más volumen desde el propio teléfono (a modo de preamplificación), entonces sufrimos una distorsión y empeoramiento de la calidad de sonido terribles.

Aquí llamo la atención para fijarnos más en los watios reales del equipo, en principio los medidos bajo la especificación RMS, y no tanto en los watios musicales o PMPO, que están muy bien para vender el producto, pero no son los de verdad.

Además de esto, sigo pensando que la mejor manera de controlar un teléfono, o al menos las llamadas y la música, el tema en el que nos centramos hoy, es el control por voz. Es lo que menos distrae, el que no haya que desviar la vista a unos botones, ni a una pantalla táctil (por cierto cada vez más habitual). Quiero que de manera simple y rápida pueda decirle al coche "Llama por teléfono a Ana" y me entienda, o decirle "Reproduce el disco Queen Greatest Hits II", y de nuevo me entienda.

Mando Audi Connect

Sistemas de conectividad multimedia: cada vez más

Es difícil repasar todos y cada uno de los sistemas de todos los fabricantes en profundidad (podría estar aquí muuucho tiempo), pero al menos podemos hacer un repaso breve a los más significativos (y como en el fondo no quiero dejarme ninguno, vosotros como propietarios de un coche de alguna marca que me haya dejado en el tintero podéis añadirlo en los comentarios).

La mayoría de los fabricantes suelen incluir equipos de sonido básicos con bluetooth, y normalmente un puerto USB o una conexión auxiliar jack de 3,5 mm. Pero poco a poco van implementando sistemas con más funciones y posibilidades.

BMW: ha desarrollado un sistema bastante completo, y a la vez un poco complejo, llamado BMW Connected Drive, que incluye muchas más funciones que las de bluetooth y audio, como conexión a internet y navegación GPS. Incluye también control por voz además de un mando específico giratorio en la prolongación de la consola central, cuya superficie también es táctil. La pantalla no es táctil. Mini tiene un sistema muy muy parecido.

Chevrolet y Opel (General Motors): tienen equipos de sonido básicos con bluetooth, USB y entrada jack de 3,5 mm, pero también han desarrollado un sistema más completo llamado Chevrolet MyLink, con pantalla táctil y conectividad con smartphones. Opel tiene un sistema parecido llamado Opel Intelligent Link, con más funciones, control por voz y un mando táctil en la prolongación de la consola central. Se pueden instalar aplicaciones.

Ford Sync

Grupo Fiat (Fiat, Lancia, Alfa Romeo): utilizan el sistema Blue&Me de Microsoft, un poco básico a estas alturas, con bluetooth, manos libres, lectura de sms, y también puerto USB. Más recientemente han presentado en los nuevos modelos el sistema Fiat UConnect, con mejor conectividad, más funciones (GPS, cámara de marcha atrás) y pantalla táctil.

Ford: es bastante conocido el sistema Sync, que permite la conexión por bluetooth, manos libres, reproducción de audio, USB y que además de los mandos al volante tiene control por voz bastante potente. Hay una versión con más funciones y pantalla táctil conocida como Sync con MyFord Touch. Con el sistema AppLink se puede controlar por voz las aplicaciones compatibles que tengamos instaladas en nuestro smartphone. Las aplicaciones no están instaladas en el coche como en otros sistemas.

Hyundai y Kia: montan equipos de sonido básicos con bluetooth, para manos libres y audio, USB, conexión auxiliar y conexión para iPhone. También hay una versión más compleja con navegador y más funciones, como Hyundai Blue Link.

Nissan: con Nissan Connect tienen un sistema de conectividad con navegación GPS e información de tráfico, y pantalla táctil de 5,8 pulgadas, bluetooth para manos libres y audio, y hasta cámara de 360 grados y de marcha atrás. Nissan en el coche eléctrico Nissan LEAF tiene un sistema más completo con más servicios telemáticos, llamado Carwings.

Citroën C4 Picasso con Citroën Multicity Connect

Peugeot y Citroën: ambas marcas, del mismo grupo, tienen equipos de sonido básicos con bluetooth, USB y jack de 3,5 mm, y también han lanzado un sistema casi idéntico, Peugeot Connect y Citroën Multicity Connect, con pantalla táctil y múltiples funciones, también GPS e incluso para el climatizador, y también se pueden descargar aplicaciones.

Mercedes-Benz: la competencia con BMW y Audi es fuerte, y las tres marcas premium alemanas tienen sistemas de conectividad multimedia parecidos, el de Mercedes-Benz se llama Command, con conexión a internet, navegación GPS, aplicaciones, además de bluetooth y audio.

Renault: además de los equipos de sonido básicos, la estrella de Renault es el sistema de conectividad multimedia Renault R-Link, sencillo de manejar, con interfaz simple pero bastante completo, con pantalla táctil con bluetooth para teléfono y audio, USB, conexión a internet, navegación GPS TomTom y aplicaciones.

Mercedes-Benz Command

Toyota y Lexus: tienen varios sistemas, pero el más básico, Toyota Touch, tiene una pantalla táctil de 6,1" y bluetooth para manos libres y audio, así como USB. Sobre este hay variantes que añaden más funciones y navegador GPS.

Grupo Volkswagen (Audi, Seat, Skoda y Volkswagen): en Seat, Skoda y Volkswagen se están generalizando los equipos de sonido con pantalla táctil de 5 pulgadas, bluetooth y USB. Hay versiones con pantalla más grande y GPS. Audi dispone de un sistema más completo, con conexión a internet, aplicaciones y navegador GPS, con mando giratorio táctil en la prolongación de la consola central y también control por voz, la verdad muy al estilo BMW Connected Drive, llamado Audi Connect.

Volvo: la marca sueca también ha desarrollado un sistema de conectividad multimedia, Volvo Sensus Connected Touch, con pantalla táctil y control por voz, bluetooth para manos libres y audio, GPS, conexión a internet y aplicaciones.

¿Con cuál nos quedaríamos? La respuesta es bastante lógica: con uno simple de manejar, con una interfaz clara y rápida, con funciones útiles durante la conducción, buena calidad de sonido, GPS aunque sea de manera ocpional, con pantalla táctil, sobre todo con control por voz, y que además no sea caro. Por ejemplo Ford Sync con AppLink y Renault R-Link funcionan bastante bien (aunque tienen ciertas diferencias) y empiezan a venir de serie incluso en coches pequeños y asequibles, algo que está muy bien.

Volvo Sensus Connected Touch

En Xataka | El riesgo de tanta tecnología en el coche: aumentar las distracciones

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio