Compartir
Publicidad

¿Es mejor para el medio ambiente el coche eléctrico que el de gasolina? Depende

¿Es mejor para el medio ambiente el coche eléctrico que el de gasolina? Depende
76 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La idea inicial que nos viene a la cabeza cuando nos referimos a un coche eléctrico es que su uso es bueno per se para el medio ambiente. Pero nos olvidamos de golpe del proceso de fabricación, del tema de las baterías pero sobre todo de la procedencia de la energía eléctrica necesaria para poner en funcionamiento ese coche.

En la Universidad de Toronto han publicado un informe que alerta a los países sobre el uso del carbón para la producción de energía eléctrica. Si quieren que el uso de coches eléctricos tenga un efecto positivo en la lucha contra el cambio climático, revisar la procedencia de la energía que usan es clave.

Si procede del carbón, el coche eléctrico es incluso más perjudicial que el clásico

Un estudio de la Universidad de Minnesota sobre el impacto ecológico de los vehículos que circulan en EEUU puso la alerta: si la electricidad que usas para recargar tu coche eléctrico procede de centrales térmicas que usan carbón como combustible, el impacto en el medio ambiente y la salud es un 80% superior a la que producirías conduciendo un coche de gasolina.

Por el contrario, si esa energía que usa el coche eléctrico procede de fuentes renovables como la solar o eólica, la huella de carbono que dejamos es la mitad que la de un coche actual. Si hay que usar fuentes de energía basadas en combustibles fósiles, la mejor opción según el estudio sería el gas natural.

El mapa anterior es una demostración gráfica de lo que decimos. Lo ha elaborado Climate Change, y muestras cuáles son los coches más beneficiosos para el medio ambiente dependiendo de la fuente de energía que se usa mayoritariamente en cada estado para generar electricidad o la fabricación de los propios coches.

En 40 de los estados los coches híbridos como el Toyota Prius demostró ser mejor para el medio ambiente que el menos contaminante de los eléctricos en los primeros 80.000 kilómetros de uso del coche.

Honda Insight Tech 01

En el estudio de la Universidad de Minnesota, su autor, Christopher Kennedy, da una cifra para empezar a hablar de un coche eléctrico circulando por la ciudad y no siendo más perjudicial que uno de gasolina: 600 toneladas de intensidad de carbono. Esa es la cantidad de dióxido de carbono máxima que debería emitirse a la atmósfera por cada GWh de electricidad generada.

Esa cifra es la barrera marcada a los países de forma conjunta y que debería alcanzarse en 2020. Dependiendo del país e incluso la zona dentro de cada uno de ellos, esa cifra es muy superior o muy inferior. De ello dependería pues que tenga más o menos sentido la circulación del coche eléctrico o no.

La revolución del coche que estamos viviendo

La revolución del coche no solo es por parte de los vehículos 100% eléctricos. Ahí están los híbridos, habituales ya en el mercado e incluso las calles, y donde los enchufables se ha posicionado como una de las mejores alternativas, con modelos cada vez más interesantes.

Toyota FCV (prototipo de coche eléctrico de hidrógeno)

La otra gran tecnología llamada a mejorar el medioambiente es la asociada al coche de pila de combustible. Su tecnología no es ya solo humo e incluso el primer vehículo comercial llegará a Europa este mismo año, pero todavía tiene bastantes retos por delante.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio