Alguien ha conseguido hacer funcionar Windows 11 con 2 GB de RAM: el precio a pagar es demasiado alto

Windows 11
8 comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail

Desde tiempos inmemoriales que existe una especie de reto de hacer funcionar versiones de Windows en ordenadores cuyos requisitos de hardware están muy por debajo de lo establecido por Microsoft. A finales del año pasado, por ejemplo, alguien consiguió hacer funcionar Windows 7 en una CPU de 5 MHz a través de una máquina virtual.

El desafío este año ha llegado a Windows 11 22H2. Un desarrollador conocido como NTDev ha modificado la mencionada versión del sistema operativo para que funcione solo con 2 GB de memoria RAM. Insatisfecho con su primer logro, en un intento más arriesgado, el entusiasta también ha logrado ejecutar el software de Microsoft con 384 MB de RAM.

Windows 11 no siempre necesita 4 GB de RAM para funcionar

En los requisitos de Windows 11 encontramos que el sistema necesita, entre otras cosas, de 4 GB de RAM y 20 GB de almacenamiento para guardar todos sus archivos. Pues bien, NTDev no solo ha conseguido rebajar el uso de la memoria RAM, sino que también ha disminuido el espacio necesario para su funcionamiento a solo 8 GB.

Asimismo, en su primer intento, este desarrollador ha suprimido la imposición de contar con TPM (Módulo de Plataforma Segura) 2.0. Como podemos ver, con este proyecto que ha sido denominado como “Tyny11” ha sido posible instalar Windows 11 en ordenadores con hardware no compatible, pero no sin pagar un alto precio.

Evidentemente no estamos ante una versión de Windows 11 completa. NTDev ha tenido que quitar un gran número de elementos. Según explica el desarrollador en Twitter, Tyny11 no se puede reparar como la versión completa del sistema, aunque señala que sí funciona Windows Update para descargar controladores y actualizaciones de seguridad.

Windows 11 384 Mb
Windows 11 funcionando con 384 MB de RAM

NTDev también ha eliminado la Windows Component Store (WinSxS). Por consecuencia, no es posible instalar funciones opcionales de Windows, entre ellas, nuevos idiomas. Además, se han suprimido varias aplicaciones, entre ellas Microsoft Edge, dejando un grupo reducido integrado por Microsoft Store, Calculadora, Bloc de notas, Paint y Windows Terminal.

Es curioso ver la capacidad e ingenio de personas avezadas en el desarrollo para modificar ciertas ediciones de Windows y, en ocaciones, deshacerse de ciertos componentes que pueden resultar innecesarios. Sin embargo, cabe señalar, que utilizar versiones modificadas se traduce automáticamente en riegos para la seguridad del usuario.

Inclusive, aunque se utilice una licencia válida, la modificación de ciertos componentes del sistema operativo puede ir en contra de lo establecido en el acuerdo de licencia de Microsoft. Los de Redmond, por su parte, ofrecen herramientas oficiales como el Kit de instalación automatizada de Windows (AIK) para adaptar el sistema a necesidades específicas.

Imágenes: NTDev

En Xataka Basics: Cómo instalar Windows 11 sin cuenta de Microsoft

Comentarios cerrados
Inicio