Publicidad

Rowenta Smart Force Essential Aqua, análisis: una autonomía y eficacia sorprendentes en la gama de entrada

Rowenta Smart Force Essential Aqua, análisis: una autonomía y eficacia sorprendentes en la gama de entrada
5 comentarios

Publicidad

Publicidad

Hoy en día el mercado de los robots aspiradores se ha diversificado de tal modo que es posible encontrar modelos que cubren un amplio abanico de necesidades y presupuestos. Los hay con navegación inteligente y control a través de una aplicación para móvil, para aquellos usuarios que buscan comodidad y eficiencia por encima de todo, pero también más sencillos y versátiles como el que analizamos en este artículo: el Rowenta Smart Force Essential Aqua.

El Smart Force Essential Aqua está indicado para polvo y suciedad en suelos duros, siendo capaz de aspirar y fregar al mismo tiempo. Según Rowenta, proporciona una experiencia automática de limpieza fácil de usar y con buenos resultados. Tras un mes de uso, estas son nuestras conclusiones.

Rowenta Smart Force Essential Aqua: presentación y especificaciones técnicas

Lo primero que nos llama la atención de este robot aspirador es lo compacto que es y la sencillez de sus instrucciones. En general, los robots aspiradores no tienen mucho misterio de uso (de hecho basta con pulsar un botón para que entren en acción), aunque los modos de limpieza o la programación pueden no ser tan intuitivos si no estás familiarizado. En el caso del Smart Force Essential Aqua de Rowenta, más que unas instrucciones al uso estamos ante un conjuto de pictogramas de fácil comprensión.

Instrucciones

Rowenta cuenta en su catálogo esencialmente con dos tipos de robots aspiradores (Essential y Extreme, con variaciones como el Aqua que estamos analizando o el modelo que incluye pared virtual adicional magnética), perteneciendo este modelo a la línea más básica. Este modelo está diseñado para aspirar y fregar, gracias a un accesorio compuesto por una mopa y un depósito que podremos incorporar o retirar a voluntad, fijándolo mediante dos pestañas situadas en la parte inferior.

Tabla resumen de especificaciones técnicas

Rowenta Smart Force Essential Aqua0 Características
NAVEGACIÓN Metódica
MODOS DE LIMPIEZA 3: Random, Random Room y Edge
CEPILLOS 2 cepillos laterales y un rodillo motorizado
SENSÓRICA Sensores infrarrojos y 3 sensores de caída
CAPACIDAD DEL DEPÓSITO DE SÓLIDOS 0,25 L
CAPACIDAD DEL DEPÓSITO DE LÍQUIDOS 0,11 L
NIVELES DE POTENCIA 1
FILTROS N.E.
POTENCIA DE SUCCIÓN N.E.
BATERÍA Iones de litio
AUTONOMÍA (SEGÚN FABRICANTE) 150 min
TIEMPO DE CARGA Hasta 6 horas
NIVEL DE EMISIÓN DE RUIDO MÁXIMO 65 dB
PROGRAMABLE
MANDO A DISTANCIA
REGRESO AUTOMÁTICO A BASE DE CARGA
APP PARA IOS Y ANDROID No
ACCESORIOS Mopa para fregar
DIMENSIONES 32,5 cm (diámetro) x 8 cm
PRECIO 179 euros

Un diseño compacto y minimalista

El Rowenta Smart Force Essential Aqua navega de forma metódica, es decir, cubriendo la superficie de forma aleatoria. Y es que los principales sensores de este robot son infrarrojos, que detectan los obstáculos de su entorno mediante la emisión y recepción de radiación lumínica en el espectro de los infrarrojos.

Esta sensórica es común encontrarla entre robots aspiradores de gama de entrada por su bajo coste, siendo capaces de detectar objetos en corto alcance de forma bidireccional, es decir, solo detectan obstáculos que se encuentran frente al sensor. No obstante, también integra tres sensores de caída y parachoques para minimizar los posibles impactos.

Un detalle importante para su uso es que el fabricante recomienda no dejar el aspirador con el accesorio de fregar en la base de carga, para evitar que el agua del depósito entre en contacto con partes eléctricas.

Deposito

Otro punto interesante es lo extremadamente pequeño que es el volumen del depósito de agua. En este sentido, veremos cómo es la dosificación del agua y la calidad del fregado. Os adelanto que el Rowenta Smart Force Essential Aqua optimiza al máximo el agua.

Este robot aspirador está compuesto por un cepillo central giratorio de cerdas y dos cepillos laterales. Mientras que los cepillos laterales atraen los restos de suciedad, polvo y pelos hacia la zona central, el rodillo lo atrapa. Como el accesorio para fregar se fija gracias a unas pestañas, es posible aspirar y fregar al mismo tiempo.

El Rowenta Smart Force Essential Aqua dispone de 3 modos de limpieza, los cuales podremos activar mediante el mando a distancia. Se trata del método Random o aleatorio, Random Rooms para habitaciones y Edges o Bordes. Si lo que queremos es que el robot limpie la casa al completo, podremos prescindir del mando y accionar el único botón que dispone el robot en su parte superior. Si por el contrario buscamos una limpieza pormenorizada y profunda por habitaciones o que limpie las esquinas, mejor usar los programas específicos desde el mando. Asimismo, solo se puede programar a través del control remoto.

Sus bazas: buena autonomía y se orienta bien... para navegar de forma aleatoria

Rowenta Frontal

Como tantos otros robots aspiradores, el Smart Force Essential Aqua es redondo y sorprendenmente ligero en las manos, motivo quizás por el que Rowenta ha decidido prescindir de un asa para transportarlo. He de decir que en mi mes largo probándolo ha sido cómodo de trasladar de un sitio a otro.

Este modelo está disponible en dos colores: plata y negro y azul. Es importante este matiz porque si echáis un vistazo en la web oficial veréis que el modelo en gris o el banco y negro son "Essential" a secas, sin accesorio para fregar. Por lo demás, son idénticos, algo que puede llevar a confusión a la hora de comprarlo.

Su parte superior es muy simple, con una superficie parcialmente lisa y un botón muy intuitivo con los iconos típicos de "play" y "pause", que se iluminan en verde y rojo cuando está encendido. Cuando está en funcionamiento, el botón se iluminará con una luz verde permanente. Al finalizar un modo de limpieza, emitirá un "bip" y la luz verde parpadeará mientras retorna a la base. ¿Y cuándo se ilumina en rojo? Cuando se atasque en un lugar, se esté quedando sin batería, se esté cargando o haya un error, momento en el cual la luz se tornará roja y comenzará a parpadear. Así que si lo ves en rojo, toca intuir qué le sucede, algo que no ofrece mucha complicación. Ahora démosle la vuelta.

Rowenta Abajo

Se aprecian tanto los cepillos laterales como el rodillo motorizado de cerdas, un material típico también de las gamas de entrada en los robots aspiradores que requieren más mantenimiento ante posibles enredos. Este sistema es capaz de limpiar el suelo con moderada eficacia, si bien deja algún resto como por ejemplo las hojas que se caen de las plantas que tengo en casa.

En mi piso solo hay parquet y baldosas, por lo no ha tenido que enfrentarse a una alfombra. No obstante, este modelo se indica para suelos duros, por lo que si tienes moqueta o muchas alfombras, mejor buscar otro que esté diseñado específicamente para tal fin.

En el lateral de la parte delantera (donde se ubica el botón) vemos un parachoques que como los autos de choque minimiza los datos que podría sufrir el robot durante su funcionamiento. He de decir que a lo largo de su uso no ha sufrido demasiados choques con obstáculos, algo que se aprecia simplemente estando en casa y escuchando los "accidentes", pero más adelante profundizaremos en cómo es su navegación. Prosiguiendo con el tema acústico, aunque según las especificaciones técnicas no es especialmente silencioso, su sonido es monótono, lo que hace que te olvides de él aunque estés en casa.

Tras unas semanas de uso las cerdas se han llenado de pelos que habremos de retirar periódicamente, algo habitual en los robots aspiradores. Del mismo modo, también tendremos que vaciar el depósito de suciedad, que no avisa cuando está lleno.

El procedimiento para vaciar el depósito es sencillo y original desde el punto de vista del diseño: pulsaremos la pestaña que aparece en un lateral de la parte trasera para extraerlo y, tras darle la vuelta a la pieza, pulsaremos de nuevo en esa misma pestaña para abrirlo completamente. De este modo podremos vaciar el depósito y limpiar las partes del filtro, que son lavables. En la caja viene también un destornillador que nos puede servir para retirar y limpiar más partes del robot.

Polvo2

Si nos olvidamos del mando y pulsamos al play con el depósito de agua lleno, el Rowenta Smart Force Essential Aqua debería limpiar toda la casa aspirando y "fregando el suelo" para terminar volviendo a la base, es lo mínimo esperable en un robot aspirador... pero no siempre sucede, bien porque se atasca en algún sitio o porque es incapaz de encontrar la base. ¿Cumplirá la Rowenta Smart Force Essential Aqua?

Pues sí, lo hace. Durante su periodo de prueba he estado alternando la programación y modos del mando con la limpieza completa y en lo referente a esta última, su funcionamiento ha sido satisfactorio. He probado aspiradores que retiran más suciedad, pero este es capaz de limpiar toda la casa moderadamente bien en algo más de dos horas, volviendo a la base con éxito en la mayoría de los casos.

Insisto en lo de volver a la base porque hay modelos en la gama de entrada y media que tienen serios problemas a la hora de retornar, por lo que acaban como la sonda Cassini, muriendo en la inmensidad del espacio conformado por los 70 metros cuadrados de mi piso.

Rowenta Atasco El armario del baño, el "depredador natural" de la Rowenta Smart Force Essential Aqua

No obstante, esas dos horas largas son la autonomía que ha proporcionado el fabricante y en ese tiempo las pasadas son muchas, por lo que si buscas una limpieza en menor tiempo, es recomendable limpiar por habitaciones, algo que podemos hacer de forma manual o con el mando a distancia.

Modos de limpieza:

Como ya he detallado, este robot aspirador dispone de tres modos de limpieza y tres combinaciones posibles: solo aspiración, aspirar y fregar y aspirar y pasar la mopa, si dejamos el depósito de agua vacío. Teniendo esto en cuenta le he sometido a una serie de pruebas para valorar aspectos como su comportamiento, eficacia tanto aspirando como fregando y la pericia a la hora de salvar obstáculos. Como no hay diferentes potencias de succión, aspirará igual esté la superficie muy sucia o moderadamente limpia.

Pero antes de nada, tendremos que llenar el minúsculo depósito para fregar. Una sorpresa agradable que he descubierto durante su uso es que robot dosifica la salida de agua lo suficiente para fregar toda la casa con un solo depósito, de modo que el suelo no se encharca y podremos pisarlo prácticamente de forma inmediata. Aunque más que fregar el suelo, lo que hace es humedecerlo, retirando únicamente manchas superficiales o líquidos que se hallan vertido en el suelo. Además, la capacidad de retención de líquidos de la mopa es elevada.

Llenar el depósito es muy sencillo: solo hay que abrir la pestaña de plástico y situarlo bajo el grifo. Como es translúcido, veremos cómo es el proceso. Una vez lleno, le daremos la vuelta al robot y lo fijaremos mediante dos pestañas de plástico duro. Al terminar, deberemos vaciarlo y dejar que se seque la mopa, ya que de lo contrario podría generar malos olores. Tras más de un mes empleándolo a diario y sin lavarlo, este es el aspecto que que tiene:

Mopa Sin usar vs. un mes y medio de uso diario

Según el fabricante, la mopa es lavable y reutilizable unas 100 veces, momento a partir del cual deberemos sustituirla. En la caja vienen dos mopas, pero podremos usar y lavar la mopa unas 100 veces.

Limpieza completa

Hemos visto en el apartado anterior que con este programa es capaz de recorrer la casa durante 2,5 horas aspirando con moderada eficacia. Si lo haces con el accesorio de fregar y su respectivo depósito lleno, además también humedecerá el suelo retirando algunas manchas.

Como el tiempo es el mismo tengas una casa de 20 o de 200 metros, la eficacia de la limpieza en aspiración y fregado varía. En mi caso retira manchas frescas de líquidos vertidos, pero como no tiene jabón, si el líquido en cuestión es un refresco o aceite, el suelo quedará pegajoso. Ojo porque a pesar de contar con un volumen de 110 mililitros, cuando vuelve a la base todavía tiene agua dentro.

A efectos prácticos, la limpieza ejecutada con este programa es bastante satisfactoria: el robot aspirador recorre mi piso varias veces sin problemas, retirando buena parte de polvo, pelos y restos que encuentra por el suelo. También limpia pequeñas manchas frescas. Sin embargo, su limpieza no es infalible: las manchas secas no las elimina (carece de modo "scrubbing" para incidir durante el fregado) y queda suciedad en algunas esquinas.

Aún así, me llama la atención lo bien que es capaz de distribuir sus 2 horas y media de autonomía (de reloj) por todo el espacio y cómo atrapa no solo cosas pequeñas, sino también trozos de tierra y césped que Lola lleva entre sus pezuñas. También me gusta que no choque con obstáculos y que podamos pasar inmediatamente después de haber fregado.

El Rowenta Smart Force Essential Aqua se queda corto para una limpieza en profundidad, pero cumple de sobra para mantener el piso limpio en el día a día gracias a la combinación de sus programas, como veremos más adelante.

Limpieza por habitaciones

Solo tienes que dejarlo en una habitación, cerrar la puerta (carece de paredes virtuales) y accionar el botón del mando con esta opción. Dedicará 30 minutos a pasar por todo el espacio recogiendo pelos, polvo y restos que encuentre. Al terminar, emite un pitido e intenta retornar a la base. Así que o dejas la base en la habitación o tendrás el robot deambulando hasta que se quede sin batería.

Si tienes una casa de 5 habitaciones (sorprendentemente es mi caso), dedicarás exactamente 2,5 horas distribuidas de forma uniforme por habitación, que no por espacio. Esto tiene su parte buena y su parte mala, y es que no es lo mismo limpiar una estancia de 100 metros cuadrados que un habitáculo de 3 metros cuadrados, por donde forzosamente pasará más veces por toda la superficie.

Limpieza de esquinas

Antes de comenzar la prueba este era el programa en el que menos esperanzas había depositado, teniendo en cuenta que el Rowenta Smart Force Essential Aqua tiene navegación metódica y una geometría redonda que a priori le hace partir con desventaja frente a otros modelos con esquinas. Todo lo contrario: el robot aspirador consiguió retirar los restos de hojas que suelen quedarse al lado de mis macetas, algo que con la limpieza completa no había conseguido.

Si ya es importante preparar las habitaciones retirando los cables que pululan cerca del suelo, en este caso todavía es más importante para facilitarle la limpieza retirando obstáculos y evitar que los tire. Una vez hecho esto, solo tendremos que accionar el mando con este programa.

El Rowenta Smart Force Essential Aqua recorre la superficie alejándose y acercándose a las paredes con un movimiento de zigzag, incidiendo sorprendentemente bien por esquinas y zócalos gracias a los cepillos laterales. Aunque no es un modo para emplear todos los días, si que conviene emplearlo de vez en cuando para una limpieza más profunda.

Programación

La programación es uno de los aspectos más cómodos y funcionales de los robots aspiradores, ya que nos permiten activar el robot cuando no estamos en casa para que entren en acción, limpiando y retornando a la base para estar listo para la próxima ocasión.

En el caso del Rowenta Smart Force Essential Aqua está sujeta a varias limitaciones, lo que hace de ella una herramienta útil pero muy simple. La primera es que solo se puede programar a una hora determinada para que entre en acción cada día. Es decir, que si lo programamos a las 8:00, entonces se activará todos los días a esa hora sin excepción, sin posibilidad de configurarlo para días concretos o a diferentes horas. Otro aspecto a tener en cuenta es que solo se puede programar la limpieza completa.

Finalmente hemos de recordar que el fabricante recomienda no dejar el robot con el accesorio fregador en la base de carga, algo que adquiere especial importante durante la programación, ya que tendremos dos opciones: o dejarlo en la base sin el accesorio de fregar para que inicie la limpieza completa y retorne al concluir, o si queremos que friegue el suelo, dejar el robot con el accesorio pero sin la base, de modo que al terminar simplemente se quede sin batería. Y es que la programación funciona tanto si el robot está en la base y esta está enchufada a la corriente eléctrica o como si desconectamos la base.

Con estas premisas claras, es momento de probar cómo funciona la programación. Lo primero de todo será poner el reloj del mando a distancia en hora, de modo que podamos introducirle la hora de limpieza posteriormente. Su mecanismo de ajuste es como cualquier otro reloj digital, pulsando sobre el icono del reloj para posteriormente cambiar las horas y los segundos cuando parpadean.

Con el reloj en hora, pulsaremos sobre el botón del calendario y fijaremos una hora concreta, desplazándonos con las flechas para subir y bajar en las horas y segundos. Al terminar de fijar la alarma, sonará un "bip" indicándonos que el proceso se ha completado.

Mandi Aspecto del mando a distancia del Rowenta Smart Force Essential Aqua

Otras opciones disponibles dentro del mando a distancia son mandar el robot aspirador a la base y pararlo/accionarlo de forma remota. En resumen, el control remoto es sencillo y permite una programación limitada y acceder a los modos de limpieza, algo más que suficiente para usuarios básicos pero con evidentes limitaciones si buscas algo más.

Smart Force Essential Aqua de Rowenta: la opinión de Xataka

Usar el Rowenta Smart Force Essential Aqua durante este mes largo ha sido una experiencia satisfactoria. No es perfecto ni mucho menos, pero lo que promete hacer, lo hace bien.

Creo que es justo antes de emitir mi opinión enmarcar el Rowenta Smart Force Essential Aqua dentro del abanico de posibilidades del mercado. Así, mientras que en la gama alta encontramos modelos con mapeo, cepillos de goma y un minucioso control desde una aplicación instalada en el móvil que nos permite configurar programas y horarios, en la gama de entrada las posibilidades se reducen. Y a veces no es tanto lo que aseguran hacer, como que lo hagan bien.

En este sentido, el Rowenta Smart Force Essential Aqua pertenece a la gama más simple y en sus especificaciones no encontramos grandes alardes más allá de una "experiencia automática de limpieza fácil de usar y con buenos resultados". Pues bien, lo hace: navega de forma moderadamente eficiente, cubriendo la práctica totalidad de la superficie y lo hace sin choques. Su batería está muy bien optimizada para durar y proporciona esos 150 minutos de autonomía, más que suficientes para limpiar bien piso de menos de 100 metros cuadrados. Otro aspecto a agradecer es la facilidad con la que se desmonta para limpiar los diferentes componentes, o en caso de deterioro, sustituirlos.

No es lo más eficiente en cuanto a tiempo de operación ni tampoco proporciona muchas opciones de programación, pero su sencillez se convierte en su mejor reclamo.

El Rowenta Smart Force Essential Aqua proporciona una de las mejores experiencias para aquellos que busquen un modelo sencillo, compacto y efectivo. Esta puesta en valor todavía es más atractiva teniendo en cuenta que su precio se sitúa en torno a los doscientos euros, abocándolo directamente a una gama donde otras propuestas ofrecen una autonomía y navegación notablemente inferior.

Este producto ha sido cedido para la prueba por parte de Rowenta. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

Más información | Cecotec

Rowenta Smart Force Essential Aqua RR6971WH - Robot de aspiración 2 en 1, aspira y friega, con sensores anticaída y batería de ión-litio de 150 minutos de autonomía

Rowenta Smart Force Essential Aqua RR6971WH - Robot de aspiración 2 en 1, aspira y friega, con sensores anticaída y batería de ión-litio de 150 minutos de autonomía

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir