iRobot Roomba Combo j7+, análisis: el primer robot aspirador "descapotable" es también el chico más listo de la clase
Análisis

iRobot Roomba Combo j7+, análisis: el primer robot aspirador "descapotable" es también el chico más listo de la clase

Si controlas la nomenclatura de iRobot, al leer el nombre del producto que protagoniza este análisis quizás tengas una sensación de déjà vu. Y es que sí, hace unos meses pasó por nuestro banco de reviews el Roomba j7+, pero este Roomba Combo j7+ tiene un middle name que anticipa su versatilidad – como otros Combo de la casa, aspira y friega –.

Con un diseño sin igual que recuerda, salvando las distancias, a un coche descapotable porque lo último de iRobot levanta la mopa como si fuera una capota para no mojar las alfombras. ¿Qué tal funciona esa pieza mecánica? ¿Y todo lo demás? Hemos probado el Roomba Combo j7+ y esta es nuestra experiencia.

Ficha técnica del Roomba Combo j7+

iRobot Roomba Combo j7+

Dimensiones

Robot: 33,8 x 8,7 x 33,9 cm
Base: 32,5 cm ancho x 38,35 cm fondo x 33,5 cm alto

Peso

3,4 Kg

Capacidad del depósito

313 ml

Filtro

Alta eficiencia capaz de capturar hasta el 99% del polen del ambiente, el moho, los ácaros provenientes del polvo y los alérgenos de gatos y perros (según la marca)

Conectividad

WiFi, compatible con Amazon Alexa, Siri (Apple HomeKit) y Google Assistant

App

Programable

Navegación inteligente

Qué hay en la caja

Robot aspirador, estación de vaciado automático Clean Base, una bolsa AllergenLock adicional, un paño de microfibra adicional para fregar, muestra del producto de limpieza para suelos iRobot® (118 ml), un filtro adicional, un cepillo adicional para esquinas y bordes, cable de alimentación

Batería

4.400 mAh

Precio

999 euros

iRobot Robot Aspirador y friegasuelos Roomba Combo® j7+

Diseño: una vuelta de tuerca a lo premium y un interrogante

Img 6860

El Combo j7+ y el j7+ son prácticamente como dos gotas de agua, salvo por esa peculiar visera articulada. En breves le dedicaremos el tiempo necesario a su análisis, pero antes vamos a repasar lo más interesante de su aspecto.

Con el diseño clásico de cilindro achatado, es de lo más atractivo que vamos a encontrar en el mercado gracias a sus líneas y acabados. Aunque su chasis es de un plástico robusto de calidad, gracias a ese acabado mate negro y metalizado luce muy premium. Eso sí, aunque resistente, en estas semanas el chasis ya ha sufrido algún que otro arañazo y rozadura.

Img 6855

Este modelo puede comprarse con o sin base autovaciable (esto es, las versiones Combo j7 y la j7+ que estamos analizando). Esta nueva generación de bases es algo más compacta que la primigenia y su diseño más discreto, lo que se agradece habida cuenta de su tamaño. Así, cuenta con una lengüeta de cuero para abrirla y en su interior alberga la bolsa que está acumulando la suciedad del robot aspirador y un práctico espacio para los recambios.

El resto se mantiene con lo mejor de la casa: un botón grande e iluminado coronando la parte superior para ponerlo a limpiar o pararlo, dos cepillos de goma especialmente recomendables para mascotas y de la navegación inteligente se encarga la cámara con luz situada en el frontal, lo que le permite ver obstáculos a ras de suelo.

Ahora vamos al gran cambio: si lo ves dormidito en la base, apreciarás que en la parte superior trasera hay una pieza que encaja a la perfección en la superficie pero que, llegado el momento, se desplaza hasta situarse en la parte inferior. Ese es accesorio para fregar con mopa integrada, que se fija con velcros para que puedas retirarla y sustituirla/lavarla.

Img 6852

No es pionero en levantar el accesorio para fregar, pero sí en levantarlo por todo lo alto

No es pionero en levantar el accesorio para fregar (de hecho, por ejemplo el Roborock S7 Pro Ultra lo eleva ligeramente unos milímetros, una jugada que puede salir bien ante alfombrillas o alfombras de pelo fino pero que es arriesgada ante una alfombra estándar, máxime si es valiosa), pero sí en levantarlo por todo lo alto. Como adelantábamos en la intro, al estilo de los coches descapotables.

De esta operación se encargan dos brazos finos de metal. Si te gusta la tecnología y eres un/una manosdeárbol como yo, sabrás por experiencia que esa parte del diseño tiene todas las papeletas para ser el eslabón más débil. En nuestras semanas de prueba el movimiento ha sido fluido y ágil, pero claro, habrá que ver qué pasa conforme pase el tiempo y esos brazos suban y bajen durante años. Según iRobot, esta pieza está diseñada para que dure toda la vida util de robot, pero no proporcionan una cifra.

Navegación: casi una brújula

Breve resumen del estado del arte de la navegación inteligente. La vasta mayoría de modelos de gama media y alta disponen de un visor láser, iRobot es la marca que más fuerte apuesta por la integración de cámaras y finalmente algunos aspiradores premium combinan la acción de LiDAR y cámaras frontales para la navegación, detección y reconocimiento de objetos. Como ya sabemos del punto anterior, el Roomba Combo j7+ dispone de una cámara frontal con luz para poder orientarse incluso en escenarios de baja luminosidad.

A diferencia de las primeras Roombas con navegación inteligente, con cámara en la parte superior, esta localización frontal le permite poder reconocer objetos. Según el fabricante, la Roomba j7+ es capaz de evitar lo peor que le podría pasar a un hogar con mascotas: sortea "accidentes" inesperados.

Si tuviera que elaborar un top de los robots aspiradores que menos se atascan, el Roomba Combo j7+ estaría en el podio

Si tuviera que hacer un ranking de los robots aspiradores más veloces que he probado, este no estaría entre los primeros (como curiosidad, probablemente sería un Xiaomi o un Roborock), ya que suele costarle unos 45 - 60 minutos. Pero si tuviera que elaborar un top de los que menos se atascan, este estaría en el podio.

Está claro que no es agradable tener un dispositivo de estos haciendo ruido por casa, por lo que cuanto antes termine, mejor. Pero tampoco gusta poner el aspirador para que limpie y encontrarlo náufrago debajo de la alfombra o arrastrando el radio reloj despertador. Me ha pasado. En aproximadamente un mes de prueba poniéndolo al menos una vez al día, solo se habrá atascado una o dos veces, pero ni los cables ni las zapatillas han supuesto un problema.

Img 6859
Cuando el Roomba Combo j7 detecta un obstáculo, toma nota y lo evita.

Tres detalles curiosos sobre cómo funciona el algoritmo de navegación:

  • No solo sigue un patrón lógico de trayectoria cuando limpia una habitación, si no que si sabe que hay una alfombra, primero la recorre (con la visera subida, para solo aspirar) y luego la baja para recorrer el resto aspirando y fregando.

  • Cuando termina de limpiar una habitación, deja de aspirar y sube la visera fregadora para desplazarse a la siguiente. Esta es una forma de molestar menos y al mismo tiempo optimizar la batería.

  • Trabajo en la habitación donde tengo la base, que está situada en una esquina a la que hay que pasar por un pasillo formado mi silla y la cama que está justo detrás. Ese pasillo constituye "El abismo de Helm de los aspiradores" porque la mayoría, aunque cabe en ese espacio conformado entre la rueda y las cajas de debajo de la cama, no pasa. Este aspirador sí lo hace.

  • Cuando se encuentra con un obstáculo potencialmente susceptible de provocar un atasco o de dañarlo por arrollamiento, inicialmente lo evita y le toma una foto. Al concluir la sesión de limpieza, el robot nos mostrará la imagen de este y tres escenarios posibles: que sea un obstáculo personal, que añadamos una zona de exclusión por donde no pasará en el fututo o denegar la existencia de ese obstáculo.

No obstante, no es perfecto: no pasa por espacios inferiores a su diámetro (obviamente) y en general, su acción en esquinas es manifiestamente mejorable.

Limpieza: cumpliendo con el expediente

Aunque la recomendación general de todos los fabricantes es que despejemos el área de limpieza, la realidad es que tarde o temprano nos dejamos un cable, las zapatillas por cualquier parte o hay obstáculos inesperados, así que lanzamos el Roomba Combo j7+ a la aventura.

Cabe destacar que este robot tiene dos operaciones diferentes de limpieza: la aspiración a secas o aspiración+fregado. Por el mismo precio, normalmente hemos apostado por la segunda opción, porque además esconde un as en la manga: cuando está en esta operación, si ve una alfombra, eleva su accesorio fregador para no correr el riesgo de mojarla.

A diferencia de otras marcas, iRobot simplifica la personalización de la limpieza al máximo. Aquí para gustos, los colores, pero según mi experiencia al final acabas haciendo casi siempre lo mismo. De hecho, probablemente lo que más hagas sea aspirar o aspirar+fregar toda la casa o algunas habitaciones.

En este sentido, puedes configurar programas favoritos o crear rutinas eligiendo por qué zonas pasar, qué hacer, dar una o dos pasadas y dosificar el agua del fregado entre económico, estándar y ultra. Resumiendo: que no tienes niveles de aspiración.

Y para una limpieza de mantenimiento, tampoco los necesita. ¿De mantenimiento? Sí, es capaz de mantener el suelo moderadamente limpio frente a la suciedad del día a día, por ejemplo de migas, arenilla, polvo, pelos... pero alguna que otra pelusa veterana ha aguantado el envite de su acción. Por otro lado, ten en cuenta que obviamente, si no pasa por todas las esquinas, esas zonas se van a quedar sin aspirar. Así que aunque te va a ayudar a mantener tu casa limpia en el día a día, no va a evitar tu zafarrancho de limpieza semanal.

Img 6851
Cuidado, una alfombra *sube la visera electrónica*

Aunque te va a ayudar a mantener tu casa limpia en el día a día, no va a evitar tu zafarrancho de limpieza semanal

Lo mismo podemos decir de las alfombras: tiene la potencia suficiente para ir retirando buena parte del polvo superficial que se acumula, pero si la coges inmediatamente después y le das un par de buenas sacudidas, verás que sigue quedando algo de suciedad. No va a retirarte de tener que pasar el aspirador de trineo/inalámbrico de cuando en cuando, pero al menos lo harás con menos frecuencia. Not bad.

Dicen que no hay dos sin tres y esto se cumple con el fregado: la Roomba Combo j7+ se limita a rozar una mopa húmeda contra el suelo, lo que en muchos casos va a servir para limpiar manchas pequeñas y/o moderadamente frescas. Eso sí, alguna que otra mancha seca va a quedarse. Asimismo, lógicamente tampoco incide en la suciedad pegada de las esquinas. Aunque los resultados son moderadamente buenos, no son tan buenos como otros modelos con función de vibración, aunque la acción del líquido limpiador contribuye notablemente a dejar el suelo más limpio.

Resumiendo: cumple, pero no es el más exhaustivo ni en aspiración ni en fregado.

Hay un añadido inherente a su diseño en el que el Roomba Combo j7+ sale vencedor: aspirar y fregar toda la casa sin tener que preocuparnos, ni de estar pendiente de colocar accesorio de fregar ni de dañar las alfombras. Si lo suyo es la limpieza de mantenimiento, poder desentenderse es un plus.

Autonomía: sobrada

A diferencia de otros modelos donde se puede regular la potencia y por tanto la autonomía de su batería es susceptible de variar considerablemente, aquí dependemos principalmente del tiempo que emplea para hacer una limpieza, donde influyen parámetros como el área, su pericia navegando, esquivando e identificando objetos y lo sucio que esté el suelo.

Si tienes un piso de 100 - 120 metros cuadrados, va sobrado para una limpieza regular

Mi piso tiene un área aproximada de 55 metros cuadrados y con una única carga el robot ha podido limpiar toda mi casa hasta cuatro veces, si bien mientras que en la primera limpieza le ha costado algo más de una hora, después ha ido reduciendo el tiempo empleado. En cualquier caso, si tienes un piso de 100 - 120 metros cuadrados, va sobrado para una limpieza regular.

No obstante y como es habitual en modelos de gama media alta con navegación inteligente,** en caso de quedarse sin batería, vuelve a la base para cargarse para posteriormente retomar la limpieza** justo donde la había dejado.

Cómo es la app

App

Aunque para limpiar con este robot (y con cualquier otro Roomba) basta con darle al botón gordo que tiene en la superficie, no merecería la pena invertir en el Combo j7+ para no exprimir las bondades de su navegación inteligente enmarcada dentro de su nuevo sistema operativo iRobot OS 5.0, la nueva versión del sistema operativo.

La verdad sea dicha, si te consideras una persona tecnológica, vas a disfrutar de sus opciones, pero lo mejor es que si no lo eres, también vas a poder sacarle partido. Y eso es meritorio. La "culpa" la tiene una interfaz clara, simple e intuitiva. Otro punto destacable es que la sincronización entre el teléfono y el robot aspirador siempre ha sido rápida y fluida.

Si eres una persona tecnológica, vas a disfrutar de sus opciones, pero lo mejor es que si no lo eres, también vas a poder sacarle partido. Y eso es meritorio

De hecho, si no quieres complicarte simplemente puedes quedarte en la pantalla principal: aquí puedes ver cualitativamente el estado de la batería y el agua del depósito, incidencias, acceder al mapa (y editarlo), vaciar el depósito de sólidos o accionar los programas favoritos, que por defecto incluye la aspiración o la aspiración y fregado de toda la casa (pero puedes configurar más).

Hasta aquí seguramente sea suficiente para muchas personas, pero si deslizas para abajo accedes a la programación, historial, el estado del producto donde visualizar cuántas horas de uso le quedan a los consumibles, la configuración y acceder a la ayuda. Si entras en el menú de los ajustes, puedes modificar parámetros como la detección de objetos, activar el bloqueo infantil, cambiar el idioma, qué hacer cuando el depósito esté lleno o restablecerla de fábrica, entre otros.

¿Qué tiene de especial para techies? Pues aparte de esa función de reconocimiento de objetos vista en el apartado de limpieza, puedes pedirle al robot (una vez configurado con el correspondiente asistente)) que limpie zonas concretas con órdenes de voz o que omita una habitación sobre la marcha. Así, podrías pedirle que limpie alrededor del lavavajillas o que no entre en la habitación en la que están jugando los niños mientras está en plena limpieza.

Mantenimiento: una de cal y otra de arena

Tanto en la aplicación como el manual y en la web vas a encontrar los consejos y frecuencia de limpieza (y sustitución, si fuera el caso) de los cepillos, filtro, las ruedas o los sensores, procedimientos que a día de hoy tendrás que hacer sí o sí tengas el robot aspirador que tengas y en las que no nos detendremos.

Frecuencia mantenimiento

Frecuencia sustitución

Depósito

Cuando se necesite

-

Filtro

Una vez a la semana (dos si tienes mascota)

Cada 2 meses

Cepillo lateral y multisuperficie

Cada mes

Cada 12 meses

Sensores de depósito lleno

Cada 2 semanas

-

Rueda pivotante

Cada 2 semanas

Una vez al año

Sensores y contactos de carga

Cada mes

-

Pero hay una tarea que tendrás que hacer mucho menos: vaciar el depósito de sólidos. Porque cada vez que la Roomba Combo j7+ vuelva a la base, será esta la que succionará la suciedad y la acumulará en la bolsa en una operación bastante ruidosa que dura pocos segundos.

Img 6848

Ahorrarte hacer esta operación tiene sus ventajas: si tienes alergia al polvo, evitas exponerte directamente a tu kriptonita y si no lo tienes, tampoco está nada mal no tener que estar pendiente ni tener que tocar suciedad.

No obstante, tarde o temprano tendrás que tirar la bolsa donde se acumula la suciedad. iRobot explica que suelen durar unos 60 días, pero llevo años usando un Roomba i7+ y doy fe de que aun cuando tenía mascota, la vida útil de estas bolsas es superior. El procedimiento es sencillísimo: abrir la tapa, tirar de la pestaña hacia arriba para liberar la bolsa y que esta se cierre y a la basura. En cuanto a los repuestos, buenas y malas noticias: las bolsas son estándar para todos sus modelos para que no te líes, pero el pack de 3 unidades cuesta 16,99 euros estando de oferta. No son caras, pero un chollo tampoco son.

Es de cajón, pero si quieres aspirar y fregar es necesario que el depósito para líquidos contenga agua y aquí sí que vas a tener que estar pendiente. De hecho, yo he tenido que rellenar el depósito para fregar casi cada día porque es bastante pequeño. Afortunadamente desde la aplicación puedes ver de forma cualitativa la cantidad de agua que queda y recibirás avisos si el depósito se vacía.

Bolsa

Roomba Combo j7+, la opinión de Xataka

Con las Roomba pasa un poco como los Danone, son tal referencia en el sector que hay quien usa su nombre comercial para referirse a los robots aspiradores. Pero ni su veteranía ni ser una marca de referencia parecen hacer que la norteamericana se duerma en los laureles. iRobot sigue demostrando su peso e influencia tanto en innovación como en sus particulares apuestas. No se conforma. Quien no arriesga, no gana y de momento sus apuestas le invitan a seguir jugándosela.

Quien no arriesga, no gana y de momento sus apuestas le invitan a seguir jugándosela

Así, mientras que la abrumadora mayoría apuesta por implementar un visor láser (con o sin cámara), iRobot va por libre demostrando que no usa LiDAR ni falta que le hace. A las pruebas nos remitimos: no es el más rápido, pero sí de los que menos se atascan.

También le ha salido bien la jugada de la base autovaciable, una feature que de hecho han ido implementando otras marcas y que tiene su aquel, tanto para personas "vagas" (con perdón) como para quienes tienen alergias. Al final, si quieres un aspirador para que te quite trabajo, cuanto más trabajo te quite, mejor. En el proceso, han ido haciendo la base más pequeña y agradable a la vista.

Img 6862

El fregado también es un tema en el que iRobot es sui generis: ya no es que no haya implementado algún sistema de vibración (en mi opinión, bastante efectivo), es que ha hecho un brindis al sol con esta visera robótica. Es de justicia reconocer que la implementación está de lo más depurada, pero si yo me gastase mil euros en el Roomba Combo j7+, me daría miedo que en los próximos 5 - 10 años esos alambres de metal tuvieran algún percance.

A su favor y suponiendo que no afecta a lo demás, "solo" perderías el fregado. Y digo 5 - 10 años porque un aspirador no es un móvil, aquí probablemente lo cambies porque no funcione o funcione mal. Lo hemos probado casi un mes, pero el acierto de este diseño solo el paso del tiempo lo dirá. De momento, no podemos ponerle ninguna pega.

La guinda del pastel es su cuidadísimo diseño tanto por fuera como por dentro, porque sí, iRobot 5.0 ya no es solo una interfaz intuitiva y apta para todos los públicos, también es una experiencia que busca que trabajes menos y molestar menos.

Cerramos con el precio. iRobot es iRobot y eso se nota, para lo bueno y para lo malo: barato no es, pero tampoco desentona frente a otros modelos de gama alta. Irónicamente, la limpieza es su punto más débil, pero en un aparato diseñado para el mantenimiento, tiene un pase. Son mil euros, sí, pero es un robot aspirador que ofrece una experiencia de primera para mantener tu casa limpia.

iRobot Robot Aspirador y friegasuelos Roomba Combo® j7+

Este producto ha sido cedido para la prueba por parte de iRobot. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

Temas
Inicio