Compartir
Publicidad

Dell Mini 9: primeras impresiones

Dell Mini 9: primeras impresiones
Guardar
22 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A unas semanas de que el Dell Mini 9 esté por fin disponible en España hemos tenido la oportunidad de probarlo durante un breve tiempo, con lo que ya os podemos traer nuestras primeras impresiones.

Recordemos que este ultraportátil se pondrá a la venta en España por 319 euros, de momento solo en su versión con Ubuntu, con un disco de 4 GB y 512 MB de RAM. Aunque con este precio no dispondrá de conectividad Bluetooth, el modelo que hemos probado sí la incluye, y nosotros podremos añadirla por unos 20 euros más.

ACTUALIZACIÓN: Ya está disponible en la web de Dell y el fabricante ha aumentado las prestaciones en el modelo base que se vende aquí, viniendo con 8 GB de disco SSD, 1 GB de RAM y Bluetooth incorporado. Una buena noticia que mejora su relación prestaciones / precio.


El diseño externo del Dell Mini 9 llama la atención por su brillo, pero también porque atrae muy fácilmente la suciedad, lo que se nota si ponemos nuestros dedos sobre la tapa, donde se quedan enseguida marcados. Es el problema de las superficies brillantes.

El peso y el tamaño son aceptables, muy similares a otros modelos similares, lo que lo hace fácil de transportar. En general, este es el problema del ultraportátil de Dell; no el que sea fácil de transportar, sino que es demasiado similar al resto de modelos de otros fabricantes.

Dell Mini 9

Resulta difícil destacar en este mercado que se ha saturado tanto en los últimos meses. El Dell Mini 9 lo hace principalmente a través del teclado, en el que se han eliminado las teclas de función. ¿Han conseguido mejorarlo con eso?

No queda demasiado claro, pues lo que se gana principalmente con este cambio es mayor espacio en vertical, no en horizontal, donde sería más necesario, y el Dell Mini 9 deja bastante espacio entre teclado y pantall y entre teclado y borde.

A pesar de ello, hay que reconocer que el teclado de este ultraportátil supera de largo al de otros modelos, teniendo un tacto muy similar al de un portátil convencional, lo que lo hace muy cómodo de trabajar con él. Probablemente, el HP 2133 le gane en este aspecto, pero Dell ha hecho un buen trabajo con este teclado.

Dell Mini 9

Lamentablemente, las buenas impresiones que nos da el ultraportátil en su aspecto exterior y especificaciones se esfuman de golpe al encenderlo. La instalación de Ubuntu incluida en el Dell Mini 9 resulta demasiado pesada para un ordenador de este tipo.

El tiempo de arranque es demasiado elevado, algo más de un minuto. Frente a otros modelos como el Asus Eee que nos permite empezar a trabajar en unos 20 segundos, este aspecto decepciona bastante. No queda demasiado claro que es lo que retrasa tanto el inicio, pero la idea de estos ordenadores es permitir conectarnos en un instante y el Dell Mini 9 no lo hace.

Por contra, esta instalación de Ubuntu nos ofrece toda la potencia de este sistema operativo, al cual se le ha añadido un sistema similar al modo básico del Linux del Asus Eee pero integrado en el escritorio por defecto, mediante una cinta que agrupa por funciones accesos directos a diferentes aplicaciones. Si no queremos usarla, la barra superior se comporta como en cualquier otra instalación de Ubuntu.

A falta de poder probar más a fondo el Dell Mini 9 las primeras impresiones son buenas y ofrece una relación prestaciones / precio bastante aceptable, con la pega de un sistema operativo no totalmente adaptado al objetivo de una máquina de este tipo.

Dell Mini 9

En Xataka | Dell Mini 9.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos