Publicidad

Google paraliza en Turquía la venta de móviles Android con sus servicios por disputas con el gobierno turco

Google paraliza en Turquía la venta de móviles Android con sus servicios por disputas con el gobierno turco
7 comentarios

Publicidad

Publicidad

Turquía se queda sin los servicios de Google en los nuevos móviles Android, pero esta vez no tiene nada que ver con la guerra comercial que mantienen los EE.UU. Según ha adelantado Reuters y ha confirmado la compañía en un comunicado, los fabricantes no podrán seguir vendiendo móviles Android con los servicios de Google en el país.

Esta decisión llega después de no considerar aceptables los contratos y las decisiones de la Autoridad Turca de Competencia (TCA, por sus siglas en inglés). En septiembre de 2018, Turquía multaba a Google con 93 millones de liras, unos 14,25 millones de euros, por violar las leyes de competencia en las ventas de software móvil. Entonces, la TCA ofreció a Google seis meses para cambiar el buscador por defecto.

Según defiende Google: "Estos fabricantes no están obligados a incluir ninguno de nuestros servicios en sus dispositivos; y también son libres de instalar aplicaciones de la competencia junto a las nuestras. Esto significa que obtenemos ingresos sólo si nuestras aplicaciones están instaladas y si los usuarios eligen usarlas en lugar de otras alternativas"

Sin móviles nuevos con los servicios de Google a la espera de un acuerdo

"Hemos informado a nuestros socios comerciales que no podremos trabajar con ellos en los nuevos teléfonos Android que se lanzarán para el mercado turco", explica Google en el comunicado. "Los consumidores podrán comprar modelos de dispositivos existentes y podrán usar sus dispositivos y aplicaciones normalmente. Los demás servicios de Google no se verán afectados".

Desde Google explican que "estos fabricantes no están obligados a incluir ninguno de nuestros servicios en sus dispositivos; y también son libres de instalar aplicaciones de la competencia junto a las nuestras. Esto significa que obtenemos ingresos sólo si nuestras aplicaciones están instaladas y si los usuarios eligen usarlas en lugar de otras alternativas".

Argumentan que tras más de tres años trabajando con la TCA, "hemos introducido cambios en nuestros acuerdos con nuestros socios de Android en Turquía a partir de una decisión tomada por la propia TCA. Estos cambios incluyen ofrecer a nuestros socios una mayor flexibilidad sobre cómo instalan en sus dispositivos las apps de Google que generan ingresos".

Sin embargo la decisión de Google significa que "los nuevos dispositivos con servicios de Google no se pueden lanzar en Turquía", entendiendo que presentará dificultades para consumidores, fabricantes y desarrolladores de apps en Turquía.

Google cumple de inmediato con la legislación turca, pero para no modificar su funcionamiento ha decidido paralizar la aprobación de nuevos modelos Android, explicando que continúan trabajando con las autoridades turcas para resolver el problema y con el que esperan alcanzar un acuerdo pronto.

Imagen | Kai Wenzel

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios