Compartir
Publicidad

Toma de contacto con la HP Topshot Laserjet Pro M275. Tesla estaría casi orgulloso

Toma de contacto con la HP Topshot Laserjet Pro M275. Tesla estaría casi orgulloso
Guardar
28 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los que hayais visto la película ‘The Prestige’, deplorablemente traducida al castellano como ‘El Truco final’ podeis empezar a haceros una idea de por qué menciono al excéntrico genio Nicola Tesla nada más empezar este post.

La pasada semana acudimos a Saas Fee, una remota aldea de las montañas suizas en la que HP ha tenido el capricho de montar su showroom de invierno. Allí pudimos probar de primera mano la HP Topshot Laserjet Pro M275, una impresora todo en uno con la particular función de escanear tanto hojas de papel como objetos tridimensionales.

HP Topshot Laserjet Pro M275

Al igual que en ‘The Prestige’ la primera vez que se ve actuar la M275 uno tiene la sensación de estar viendo un truco de magia por el que podemos ‘fotocopiar’ algo como una mandarina con sólo pulsar un botón.

En realidad, y como pasa con las ilusiones, el truco es bastante más sencillo de lo que parece. La HP Topshot Laserjet Pro M275 integra un brazo abatible en su parte superior con una cámara de 8 megapíxeles dotada de iluminación LED. Esta cámara toma seis instantáneas del objeto u objetos que situemos y las combina para recrear su imagen en alta definición.

El matiz de todo esto es que, en realidad, no se trata de un escaneo 3D genuino sino más bien del mismo efecto que podríamos lograr con aquel viejo truco de meter un objeto en un escáner plano y taparlo con una chaqueta o una tela oscura, sólo que más cómodo, con mejor calidad y sin que se nos deforma contra el cristal.

HP Topshot Laserjet Pro M275

La M275 no es capaz de generar modelos 3D y, aunque sí que aisla distintos objetos del entorno, el hecho de que funcione con una cámara iluminada hace que tienda a marcar la sombra sobre el plano si el objeto tiene mucho volumen. Tampoco se lleva bien con las superficies reflectantes. Unas gafas de sol, por ejemplo, o la pantalla de un móvil, aparecerán completamente negros.

Con todo, la posibilidad de fotografiar cómodamente objetos o de escanear cualquier libro sin pegarnos con las tapas es más que bienvenida. La HP Topshot Laserjet Pro M275 se maneja desde una pantalla táctil de 3.5 pulgadas y un puñado de controles cómodos e intuitivos.

HP Topshot Laserjet Pro M275

Como impresora, la M275 tiene un ciclo de trabajo de 20.000 páginas al mes, lo que la convierte en un poderoso aliado para pequeñas oficinas. La velocidad de impresión es de 17 páginas por minuto en blanco y negro y de 4 en color (A4) con un retardo en la primera página de 16 segundos en blanco y negro y 27.5 en color.

La bandeja de entrada admite hasta 150 hojas y las conexiones pasan por USB 2.0, ethernet o WiFi con tecnología ePrint para imprimir directamente desde email. En líneas generales, la HP Topshot Laserjet M275 es una buena impresora doméstica o para pequeños negocios que cuenta con ese aliciente de facilitar las tareas de escaneo o aportar un plus de creatividad a estudios de diseño gráfico. Su precio en el mercado es de 349 euros.

Más información | HP

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos