Compartir
Publicidad

Guía de compras: especial iPod (I)

Guía de compras: especial iPod (I)
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Seguro que tienes algún amigo que tiene un iPod, o tu mismo dispones de uno. Como ya se acercan las navidades es momento de ir pensando en los regalos que vamos a hacer o en ese detalle que nos vamos a comprar para nosotros mismos. Por eso desde Xataka hemos decidido recopilar algunos de los mejores accesorios para el iPod, de forma que puedas decidir fácilmente cual es tu preferido e irlo reservando o comprándolo directamente, pues ya sabemos el riesgo de dejarlo para última hora.

Para hacer más sencillo el encontrar nuestro regalo hemos dividido esta guía en diversas categorías: reproductores, auriculares, altavoces, mandos, baterías, fundas, accesorios para el coche, ropa y varios, para que podais ir directamente a la sección que más os interesa o bien ir mirando una a una a ver si encontrais aquello que estabais buscando.

Esperamos que os guste esta guía y que nos envieis sugerencias para próximas versiones de esta.

Reproductores

¿Qué decir del iPod que no se haya dicho ya? Si todavía no dispones de iPod pero te gustaría tener uno existen tres modelos disponibles a día de hoy: el iPod tradicional, el iPod nano y el iPod shuffle.

El modelo tradicional va ya por su quinta generación, después de diversas variaciones en diseño, tamaño y capacidad. La generación actual tiene el mismo diseño que la cuarta, con la ya clásica rueda de control, con la que podremos navegar a través de todas sus funciones y por la librería de canciones. Tiene una pantalla en color LCD de 2.5 pulgadas en la cual podremos reproducir vídeo y ver las fotografías almacenadas en el reproductor. La resolución del vídeo es de 320x240 píxeles a 30 fps en formato H.264 y de 480x480 a 30 fps en formato MPEG-4. Sus dimensiones son de 10.4x6.1x1.1 centímetros y tiene un peso de 136 o 157 gramos dependiendo del modelo. Está disponible en dos capacidades distintas: 30 GB (319 euros) y 60 GB (429 euros).

Si no necesitamos tanta capacidad, el hermano pequeño del iPod es nuestra elección. El nano dispone de la misma rueda de control que el modelo tradicional, aunque su pantalla LCD es ligeramente más pequeña, de sólo 1.5 pulgadas. El conector para auriculares, al contrario que su hermano mayor está situado en la parte inferior del reproductor, aunque también incorpora el puerto dock de 30 pines para conectar accesorios. Su tamaño es de 9x4x0.69 centímetros y permite ver fotografías en su pantalla. Tiene un peso de 42 gramos en sus dos capacidades: 2 GB (199 euros) y 4 GB (249 euros). Podemos escoger, al igual que en el modelo tradicional, entre dos colores distintos de carcasa: blanco y negro.

El modelo más pequeño de la familia es el shuffle. En este caso, el reproductor no incluye ninguna pantalla por lo que el control de lo que estamos escuchando resulta un poco más complicado. Apple, en una astuta estrategia de marketing, ha aprovechado esto para publicitarlo como el reproductor en el que no sabes cual va a ser la siguiente canción que escuches. Se conecta mediante USB directamente al ordenador y llenarlo es muy sencillo gracias a la sincronización con iTunes. Está disponible en dos capacidades: 512 MB (99 euros) y 1 GB (139 euros), ambas con un tamaño de 8.4x2.5x0.84 centímetros y un peso de 22 gramos. La verdad es que este es el modelo menos conseguido de la gama de reproductores de Apple y, por ese precio, podemos encontrar otros reproductores con la misma capacidad y dotados de pantalla. Aunque eso si, el estilo de Apple es inconfundible. Si te decides por este último, ten en cuenta los rumores que dicen que podrían aparecer nuevos modelos más pequeños en enero.

Auriculares

Para los audiófilos, la opción más clara pasa por usar unos auriculares como los FS1 High Definition de Future Sonic (149.95 dólares), que reducen el ruido exterior y ofrecen un sonido nítido y claro. Para el resto, que no tenemos los oídos tan finos, una solución cómoda son los inMotion iM402, (170 dólares) que funcionan mediante Bluetooth e incluso paran la música cuando recibamos una llamada de nuestro móvil.

Si disponemos del iPod shuffle o del nano podemos optar por usar unos cascos especiales para ellos, como el mTune (60 dólares) para el shuffle o los de Macally para el nano.

Si nuestro presupuesto es más reducido, cosa comprensible, ya que todos estos modelos presentados tienen un precio bastante elevado, al menos podemos adaptar nuestros auriculares actuales a nuestra oreja con el PodFitKit (9.95 dólares), una silicona moldeable que se pone alrededor del auricular. Por lo menos vayamos cómodos.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos