Compartir
Publicidad

Pago en el móvil, ¿quién, cómo, por cuánto y por qué? [Premios Xataka 2014]

13 Comentarios
Publicidad
Publicidad

¿Cuál es el futuro del pago con el móvil? ¿Llegará el día en el que todos paguemos con nuestro teléfono? Y, sin falta de ir tan lejos, ¿cuál es el presente? ¿De verdad se utiliza esta tecnología? Sobre todo esto debatimos en los pasados Premios Xataka, en una mesa redonda que podéis revivir con el vídeo que os ofrecemos sobre estas líneas.

Por parte de la industria, en el debate participaron Patricia Manso (responsable de producto de wallet de Vodafone), Javier Castro (responsable del departamento de dispositivos de Microsoft España y Portugal), David Urbano (director de movilidad y digital networks en e-laCaixa) y Javier López Chicote (responsable de BBVA Wallet). Además, contamos con la participación de Eduardo Archanco como moderador (Applesfera), de Remo Domingo (editor de ElBlogSalmón) y con una servidora (coordinadora de Xataka Móvil).

¿Cuál es la realidad del pago móvil en España?

¿Están los comercios adaptados a los pagos con el móvil? A nivel de TPV (los terminales que utilizan las tiendas para procesar pagos con tarjeta), Javier López explicaba que España es uno de los países donde mayor penetración existe de TPV contactless, es decir, que permiten pagar al cliente con métodos "sin contacto", como teléfono o tarjetas de crédito especiales. "Dentro de dos años, a lo sumo tres, todos los terminales TPV serán compatibles con contactless", aseguraba Javier en base a las nuevas normas que están introduciendo Visa y Mastercard.

"Dentro de dos años, a lo sumo tres, todos los terminales TPV serán compatibles con contactless" (Javier López, BBVA)

¿Y los clientes? BBVA Wallet está siendo usado por casi 400.000 clientes y es la aplicación de pagos NFC más utilizada de Europa, según Javier Castro (BBVA). David Urbano (La Caixa) reconocía que la implantación del pago con el móvil está todavía en fase temprana pero que los usuarios mostraban interés en esta forma de pago rápido, como demuestran los pagos de sus clientes con tarjetas de crédito contactless: 4 millones de tarjetas y 20 millones de transacciones con ellas en 2013.

"El éxito de pago en el móvil no depende únicamente de la tecnología en sí, sino en que la experiencia de uso sea satisfactoria para el cliente", explicaba Javier Castro (Microsoft), a la vez que afirmaba que 2015 será un año clave para el despliegue de esta tecnología. David Urbano (La Caixa) coincidía con esta valoración, asegurando que en la actualidad hace falta tener un móvil NFC, una tarjeta SIM compatible y una Wallet. "Todavía no es muy sencillo tenerlo", concluía.

En mi opinión, y como trasladé al resto de participantes de la mesa, el pago con el móvil lleva siendo "tendencia" durante años y todavía no ha llegado a despegar. Oímos hablar de nuevas apps, nuevas pruebas piloto pero, a la hora de la verdad, ¿quién lo uso en el día a día? Esta pregunta la hice precisamente a la audiencia, con tan sólo una muestra realmente baja de personas que alguna vez lo habían probado. Par convencer al cliente medio, el pago móvil tiene que ser tan cómodo como sacar una tarjeta y así justificar el cambio. Por ahora no lo es.

Sin embargo, y algo con lo que todos allí presentes coincidimos, es que Apple Pay podría marcar un antes y un después en el mundo de los pagos móviles. Podría generar mucha visibilidad para esta tecnología y convencer a los consumidores de que hoy en día es una posibilidad real a tener en cuenta. No sólo eso, sino que podría ser una razón de peso para que el pequeño y el mediano comercio adapte sus TPV y comiencen a permitir este tipo de pagos, ya bien sean de Apple o de otras entidades financieras o desarrolladores.

¿Es bueno tener tantas alternativas?

En la mesa redonda teníamos a representantes de Vodafone Wallet, de BBVA Wallet y de LaCaixa Wallet, y todavía existen muchas más alternativas de entidades financieras, desarrolladores y hasta fabricantes (como Apple), dedicadas al pago con el móvil. ¿Es un lío para el consumidor tener tantas? ¿Es necesario que exista tanta competencia?

Remo Domingo comentó que "el problema que nos encontramos es que cada uno está montando la guerra por su parte y, o llegamos a una solución estándar como se ha hecho con el NFC, o esto va a ser un desastre y no va a despegar nunca", explicando que segmentando tanto el mercado no se iba a conseguir llegar a nada. Y no sólo eso, también está la seguridad: "A efectos del usuario lo que no tiene lógica es que llegue a Google Wallet y tenga que configurar cuatro tarjetas, a Vodafone Wallet y configure otras cuatro, a BBVA Wallet y configure otras cinco... El usuario llega un momento en el que dice, ¿qué está pasando con el número de mi tarjeta?"

"A efectos del usuario lo que no tiene lógica es que llegue a Google Wallet y tenga que configurar cuatro tarjetas, a Vodafone Wallet y configure otras cuatro... ¿Qué está pasando con el número de mi tarjeta?" (Remo Domingo, ElBlogSalmón)

Javier López, de BBVA Wallet, no estaba de acuerdo con esta lectura y explicaba que es bueno que existan tantas alternativas, ya que, si bien el pago es el mismo (la comunicación está estandarizada), las aplicaciones te ofrecen servicios extra que ya dependen de cada desarrollador. Algunas te muestran el saldo restante en tu cuenta, otras te permiten llevar tarjetas de fidelización, financiación del pago, descuentos, etc. "Es criterio del cliente elegir cuál es la aplicación más completa y cuál es la que quiere utilizar".

En Xataka | Premios Xataka 2014

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio