Publicidad

El juego de mesa más vendido de Amazon España fue creado por tres aficionados a los juegos de cartas y es español
Literatura, comics y juegos

El juego de mesa más vendido de Amazon España fue creado por tres aficionados a los juegos de cartas y es español

Publicidad

Publicidad

El juego de cartas de baraja específica más vendido en Amazon España es español. Y no es algo nuevo, ‘Virus!’ lleva dos años liderando los listados de juegos más populares. Ahora mismo sigue en lo más alto, entre licencias extranjeras (‘Virus!’ es el único juego español del top 5) y mirando por el retrovisor los juegos de astros del sector como Devir, Mattel y Asmodee.

“Empezamos a modo de fanzine, creando un juego para nosotros mismos hace cuatro años y hoy somos una empresa que no sólo es ‘Virus!’ sino que tenemos 20 juegos y vivimos de ellos”, explica Santi Santisteban, cofundador de Tranjis Games y cocreador de ‘Virus!’.

¿Qué es ‘Virus!’? Es un juego de cartas de los llamados filler, los más rápidos y sencillos, con reglas intuitivas que se explican en un par de minutos. Se reparten tres cartas, se deja el resto en un mazo del que se irán robando cartas según usemos las que tenemos, y gana la partida quien antes complete el cuerpo humano, representado por cuatro cartas (corazón, riñón, cerebro y hueso). La clave no es sólo dar con esas cuatro cartas antes que el resto de jugadores, sino mantener esos órganos sanos. Ahí es donde entran los virus, las medicinas y los tratamientos que esconden las 68 cartas de la baraja de ‘Virus!’.

De una idea de amigos a un juego profesional

“No nos lo planteamos como un proyecto muy ambicioso, sino como un hobby, algo que nos hacía ilusión hacer y que la gente de nuestro alrededor tuviese. Pero no lo pensamos como un negocio ni teníamos intención de editarlo profesionalmente”, explica Santi Santisteban, coautor del juego junto con Carlos López y Domingo Cabrero (el otro cofundador de Tranjis). Al principio dudaron entre varias temáticas, naves espaciales incluidas, pero al final se decantaron por el cuerpo humano "por destacar. Creíamos que había demasiados juegos de temática de naves espaciales y que de esto otro había menos”, subraya Santisteban.

Para las mecánicas tampoco hubo muchas dudas. “Estábamos muy limitados por nuestras capacidades productivas, que eran bastante cortas porque íbamos a tener que hacer todo a mano. Así que decidimos que sería un juego de cartas, que nos gustaban bastante”. Entre la fase del concepto y las pruebas se fue un año entero. “La mayor parte del tiempo fue el testeo, probar mecánicas, comprobar cómo combinaban las cartas, los porcentajes, las estadísticas… Mucha prueba. Y mucha turra a los amigos hasta que nos quedó claro que el juego funcionaba”, explica Santisteban, que es ingeniero técnico de diseño industrial.

Entre las ilustraciones y el diseño gráfico, de los que se ocupó David GJ, se fueron seis meses más. Cuando el concepto, las mecánicas y la imagen estaban listos, crearon un prototipo y hablaron con una imprenta local. Imprimieron 410 juegos y los fueron vendiendo, de mano en mano, entre familiares, amigos y conocidos. “Con el dinero que obtuvimos fuimos a por algo más profesional”.

Superventas entre un público inesperado

Con la primera tirada profesional de ‘Virus!’ (1.500 unidades), los tres cocreadores se patearon las tiendas, asociaciones y festivales de juegos de mesa de toda España. “Recorrimos tantas tiendas que hoy podemos distribuirnos nosotros mismos porque tenemos una red de 900 tiendas. Quien quiere comprar ‘Virus!’ o cualquiera de nuestros juegos tiene que acudir a nosotros”, explica Santisteban. ‘Virus!’ está traducido al inglés y al francés, y se distribuye en 15 países. La compañía no nos ha facilitado datos de ventas internacionales, tampoco de la versión española.

El éxito de ‘Virus!’ fue una sorpresa para los propios creadores, pero aún lo fue más el público que hizo esto posible: los niños. “Hicimos un juego para nosotros, treintañeros, no para niños. Ni había niños en nuestro entorno cuando empezamos el juego ni tampoco lo testeamos con ellos. Pero en cuanto lo probaron, lo hicieron suyo”. El dibujante David GJ sí había trabajado en proyectos infantiles, pero la intención de los cocreadores no contempló en ningún momento a los más pequeños, sino hacer un juego “de aspecto amable”, para “gente que no es jugona, que no tiene el culo duro”.

“Creo que la principal ventaja de ‘Virus!’ para los niños es que es uno de los pocos juegos en que pueden jugar con adultos en las mismas condiciones”

“Creo que la principal ventaja de ‘Virus!’ para los niños es que es uno de los pocos juegos en que pueden jugar con adultos en las mismas condiciones” explica Santisteban. “Los adultos no tienen por qué rebajar su forma de jugar con los niños ni tampoco se tienen que aburrir porque el juego sea infantil, que es una cosa que a veces pasa con juegos simplones, y que los niños notan porque ven que sus padres están aflojando mientras juegan con ellos”.

El público infantil es, sin duda, el gran motor de ventas de ‘Virus!’, pero es posible que también sea el origen de la mayoría de los comentarios críticos que aparecen en Amazon, que, por otro lado, son una discreta minoría (2.040 opiniones, 84% son de 5 estrellas). Todas las críticas señalan lo mismo: la durabilidad de las cartas. Preguntado por estas valoraciones, el cocreador del juego las califica de “comprensibles” y señala un desgaste derivado del uso: por muy resistentes que sean los materiales –los juegos de Tranjis se fabrican en la legendaria fábrica polaca de naipes de Trefl-Kraków, con más de 70 años de historia–, las cartas van a sufrir lo suyo en manos de niños de 6 o 7 años con manos pequeñas que barajan con fuerza, que doblan las cartas y que se las meten en la boca, explica Santisteban. “Al final depende del uso que les des, y este juego se juega mucho, se manosea, se barajea mucho. Puede deteriorarse. Pero es comprensible, son cartas de cartón”.

De autores a editores

El nombre de la compañía, Tranjis, proviene de un lapsus línguae del que se desconocen los detalles. “Una noche jugando, alguien dijo ‘vamos de tranjis’ y nos hizo tanta gracia que nos lo apropiamos”, dice Santisteban. De los tres cocreadores de ‘Virus!’, sólo Carlos López, ingeniero informático, está fuera de la compañía. Domingo Cabrero, licenciado en ADE, es la otra pata de la empresa. Completan Tranjis Games tres personas más, así que no hay mucho margen para hacer departamentos. Hay dos: ventas y distribución, que dirige Cabrero, y desarrollo y diseño, labor de Santisteban. Su equipo valora prototipos ya creados para sacarlos profesionalmente, ya sean de autores españoles o a través de licencias extranjeras.

Virus! Domingo Cabrero, Carlos López y Santi Santisteban, creadores de 'Virus!'. Fotografía Luis García Craus - Ayto Rivas Vaciamadrid

`Virus!’ y su expansión son los únicos juegos diseñados en casa. “Desde que empezamos esta aventura, no hemos tenido tiempo para diseñar más”, explica Santisteban. Los otros 18 juegos se reparten 50/50 entre creaciones nacionales y traducciones de juegos extranjeros. ¿Qué tiene que tener un prototipo para que interese a Tranjis Games? “Que esté dirigido a nuestro target: juego familiar, casual, no muy denso. Pero el criterio principal es que nos guste a nosotros. Una de nuestras bazas fuertes como compañía es que pasamos muchas horas en las ferias enseñando juegos, así que si no nos gustan y divierten a nosotros…”

¿Y dónde queda la faceta de autor de juegos? “Me siento muy cómodo como editor, más incluso que como autor. El trabajo de autoría es complicado, requiere de mucho tiempo, mucho esfuerzo, mucho testeo. A mí, como diseñador de producto, me satisface mucho germinar productos aunque la idea sea de otra persona”, explica Santisteban.

Futuro de 'Virus!'

“Mucha gente me dice ‘qué éxito, haz otro juego’. Y yo pienso, si supiera cómo conseguimos lo que ha pasado con ‘Virus!’, no haría un solo juego, haría mil. Creo que ‘Virus!’ han sido varias cosas: los tenderos, que lo cogieron de muy buen grado, los niños, que lo cogieron con cariño, las madres, que han visto que sus hijos pueden aparcar un poco la videoconsola y sentarse con sus padres a jugar. Ha sido un cúmulo de factores que nosotros no hemos controlado de ningún modo. No ha sido fruto de una estrategia de marketing”.

Sobre una nueva edición del juego, Santisteban reconoce que no cree que saquen ninguna expansión más allá de la que sacaron en las navidades pasadas, si acaso algún “caramelo, algo dedicado a la gente que es fan”, pero nada de añadidos porque cree que el juego está “bastante cerrado. Creo que no le hace falta”.

Pese a la falta de novedades, el ranking de Amazon apenas varía: ‘Virus!’ es número uno en Juguetes y juegos (bajó al segundo puesto mientras se escribía este artículo) y también es número uno en Juegos de cartas con baraja específica. “Supongo que en algún momento dejará de ser una moda, pasa con todos los productos, que tienen su ciclo de vida. Pero mientras nosotros podamos disfrutar de él, pues encantados”.

Tranjis Games - Virus! - Juego de cartas (TRG-01vir)

Tranjis Games - Virus! - Juego de cartas (TRG-01vir)

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios