Compartir
Publicidad

El avión espacial de Virgin Galactic alcanza la mesosfera por primera vez: el espacio cada vez más cerca

El avión espacial de Virgin Galactic alcanza la mesosfera por primera vez: el espacio cada vez más cerca
9 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En la tercera salida supersónica del avión espacial de Virgin Galactic en menos de cuatro meses, los pilotos de prueba de la nave han roto Mach 2 y han ido más lejos de lo que nunca lo habían hecho. Así lo asegura la compañía en un comunicado: el VSS Unity se ha propulsado a 2,47 veces la velocidad del sonido alcanzando la mesosfera por primera vez.

Fue este jueves cuando la SpaceShipTwo registró estos datos de récord. Despegó limpiamente del portaaviones VMS Eve, encendió su motor de cohetes y se propulsó superando Mach 2. La utilización planeada de los propulsores durante 42 segundos permitió a los pilotos Dave Mackay y Mike "Sooch" Masucci llevar la nave a través de la estratosfera y entrar por primera vez en la mesosfera.

52 kilómetros de altitud a Mach 2,47

Virgin Galactic S Third Powered Flight El avión espacial de Virgin Galactic durante su tercer vuelo. (Virgin Galactic)

En este hito en el que el VSS Unity se elevó prácticamente vertical, alcanzó una altura de 170,800 pies, unos 52 kilómetros. La capa de la atmósfera terrestre en la que penetró, la mesosfera, se sitúa por encima de la estratosfera, a donde suelen llegar los globos meteorológicos, y de la troposfera, en la que vuelan los aviones comerciales.

La altitud alcanzada no es lo suficientemente elevada como para ser considera espacio, porque este comenzaría a partir de los 80 o 100 kilómetros de altitud según criterios, pero demuestra que Virgin Galactic tiene la mitad del camino recorrido.

"Nos darán una buena visión a medida que avanzamos hacia nuestra meta de servicio comercial"

Según el piloto Sooch, gracias a este vuelo han podido completar un buen número de puntos de prueba sobre los vuelos espaciales que plantea la empresa. "Nos darán una buena visión a medida que avanzamos hacia nuestra meta de servicio comercial", asegura. La información recogida en cada vuelo les ayuda a optimizar, según explica.

El vuelo de este jueves, por ejemplo, les ofreció datos que les serán válidos para la aerodinámica supersónica de las naves, su dinámica térmica y comprobar cuál será el ambiente en cabina que vivirán posibles clientes en un futuro. Tras el vuelo, el avión espacial de Virgin Galactic aterrizó sin contratiempos en el Puerto Aéreo y Espacial de Mojave, en California.

Imagen principal | Virgin Galactic

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos