Compartir
Publicidad
Maldito Bulo, la policía del fake que trabaja en Telegram y quiere llegar a los colegios
Entrevistas

Maldito Bulo, la policía del fake que trabaja en Telegram y quiere llegar a los colegios

Publicidad
Publicidad

Las noticias falsas se propagan más rápido que las verdaderas. Lo dice el MIT, aunque la cuestión no sólo es cuánto tardan en extenderse las fake news, sino la cantidad de ellas a las que estamos expuestos y, sobre todo, la influencia que tienen sobre nosotros y sobre cuestiones como las elecciones de Estados Unidos o el procés de Cataluña.

Si fueran superhéroes, podríamos decir que Clara Jiménez y Julio Montes son periodistas por el día y vigilantes anti fake news por la noche, aunque más bien intercalan ambas facetas todo el tiempo. Son los creadores de Maldito Bulo, una plataforma dedicada a desenmascarar todo tipo de rumores y noticias falsas en pleno apogeo del ruido en Facebook, WhatsApp o Twitter.

Tal es su repercusión que incluso la Comisión Europea les ha fichado para combatir este fenómeno en el viejo continente.

Hablamos con ellos y, de paso, les sometemos a un test de noticias falsas.

De los refugiados a la leyenda de las huelgas a la japonesa

Bulo

Todo surgió gracias a un grupo de WhatsApp de amigos futboleros. "No paraban de llegar bulos sobre refugiados e inmigrantes y yo los desmontaba", nos dice Julio. "Al final, hablando con Clara, decidimos montar un modelo que funcione en redes sociales porque si nos la están colando por grupos de WhatsApp, esto se tiene que estar extendiendo por muchos sitios".

Entonces registraron en noviembre de 2016 la cuenta de Twitter @malditobulo y ya en enero de 2017 comenzaron a estar "de servicio". Hago énfasis en "de servicio" porque al principio pedían a la comunidad que les mandaran noticias en las que dudaban y ellos se encargaban de comprobarlas. De hecho, uno de sus primeros desmentidos en Twitter fue una respuesta a un usuario sobre un supuesto refugiado que había violado a una niña de 12 años:

A partir de ese momento las peticiones empezaron a crecer cada día más, hasta tal punto que ni Julio ni Clara daban a basto. Entonces, ¿cómo seleccionan lo que desmienten o no? Responde Clara Jiménez:

Clara Jimenez Maldito B

Hay una parte que es "ojímetro", pero hay otra parte que se basa en datos. En nuestra base de datos vemos las búsquedas que la gente hace, y eso nos da ya pistas de temas de interés. También tenemos una herramienta que funciona con las noticias que tienen link y nos avisa de cuánto se están compartiendo en redes.

Por tanto, pasaron de un modelo completamente basado en peticiones a otro que mezcla ese buzón de sugerencias con diversos indicativos de interés y actualidad. Vamos, que se centran sobre todo en lo candente y lo que más comparte la gente, aunque Clara nos matiza que para esto último no hay una ciencia exacta porque "no tenemos ni idea del recorrido que tienen los bulos en WhatsApp, no hay manera de medirlo".

Nos aseguran que es complicado llevar cuenta de los bulos que han desmentido desde que están operativos, aunque sí nos aclaran que son de muy diferente índole: empezaron con los refugiados, pero en la lista hay bulos machistas, bulos políticos o bulos de cultura general, como el de la leyenda urbana de las huelgas a la japonesa, que es uno de los últimos que han publicado a colación de la huelga feminista del 8 de marzo:

Comisaría con sede en Telegram

Ambos se rieron cuando les pregunto cómo se empieza a desmentir un bulo, en parte porque lo han respondido decenas de veces, pero también porque para ellos está muy claro. Lo resume Julio:

Julio Montes Maldito B

Tenemos un grupo de Telegram en el que estamos ocho periodistas y ahí se hace el proceso de selección y asignación. Una vez hecho eso, se hace la labor periodística como si fuera una noticia o un reportaje más, es decir, llamas a fuentes, compruebas fechas, nombres, etc. y cuando está desmentido el bulo se vuelve a pasar por el grupo para una fase de fact checking en la que todos hacen preguntas para buscarle las cosquillas al tema y que, en el momento de publicar, no nos colemos.

Si es tan simple para ellos, ¿por qué hay noticias falsas entonces? ¿Es culpa de los periodistas? Aquí nos responden que hay varios problemas. El primero está no tanto en el propio periodista si no, según Julio, "en las empresas periodísticas que hacen que los periodistas tengan que trabajar en unas condiciones que no permiten unos estándares de calidad y rigurosidad". Y aclara: "Muchas veces prima el llegar primero antes que contrastar si lo que se publica es verdad".

Por otro lado está el dinero real que mueven las noticias falsas. Son conocidas empresas como Taboola o RevContent que comparten titulares clickbait para atraer el pinchazo de los lectores. Cada click es dinero para la empresa y para el medio en el que se alojan esos titulares porque detrás de esos artículos hay publicidad servida.

Ocho periodistas comprueban en Telegram antes de publicar que está todo bien con los bulos desmentidos

También hay intereses políticos y económicos, como en los citados casos de las elecciones de Estados Unidos o Cataluña, en los "que hay diferentes bandos que quieren influenciar a la opinión pública", según Julio.

¿Quiénes están en ese grupo de Telegram? Aparte de Clara y Julio, que trabajan habitualmente para laSexta, están los periodistas Antonio Maestre, de La Marea; Carlos Hernández Echevarría, de Más Vale Tarde; Javier Calvo, de El Economista y Nacho Calle y Mario Vera de laSexta. Aunque el único en plantilla es el ingeniero David Fernández, que se encarga de la parte técnica. "El resto usamos nuestros huecos libres", nos aclara Julio.

¿Sólo una mujer? "Sí, tenemos que meter más mujeres en el grupo, pero por ahora el proyecto ha surgido así y en cuanto podamos ampliaremos el equipo", explica Julio. Abordamos el asunto de la monetización de Maldito Bulo en otro apartado.

Maldito Bulo Periodistas

¿Cuánto tiempo lleva desmentir una noticia falsa? Clara nos explica que no mucho más que lo que se tardaría en redactar la noticia o en preparar el terreno para un reportaje, aunque asegura que a menudo se resuelven con una "mera búsqueda en Google".

¿Y cuál ha sido el bulo que más le has costado desenmascarar hasta ahora? El primero que nos señalan es el caso de las tarjetas censales falsas en las elecciones catalanas del año pasado. Una foto se hizo viral en Twitter porque aseguraba que estaban llegando tarjetas censales de gente que no vivía en el domicilio, sugiriendo que había fraude electoral.

Pertenecían a un matrimonio de personas mayores y a su hija, así que el equipo de Maldito Bulo se puso manos a la obra:

Clara Jimenez Maldito B

Nos costó porque teníamos que localizar a la señora [la hija], pero aquí nuestra comunidad nos dio pistas y acabamos encontrándola. Luego ella nos hizo el favor de ir al Ayuntamiento a recoger un certificado de empadronamiento y ya se aclaró todo. Resulta que eran vecinos del mismo bloque pero las cartas se entregaron en el buzón equivocado.

¿Lo peor de desmentir fake news? Clara no se lo piensa: "Lo más frustrante de todo es cuando bulos que ya desmentiste hace meses vuelven a circular, porque tienes que volver a reincidir en ello, pero todavía no hemos encontrado una manera de viralizar los desmentidos al nivel de las mentiras".

Lo más frustrante es cuando un bulo desmentido vuelve a circular: aún no sabemos cómo viralizar un desmentido al nivel de las mentiras

Les pregunto si en alguna ocasión han dudado a la hora de publicar un desmentido por las posibles consecuencias hacia ellos, pero me confirman que por ahora no han recibido amenazas. "Las críticas siempre están ahí, sobre todo con bulos políticos de un lado o de otro, pero con el tiempo aprendes poco a poco dónde te tienes que meter a contestar, dónde no, pero estamos tranquilos porque todavía no se ha podido demostrar que ninguno de los bulos que hemos desmentido no sea cierto", matiza Julio.

Desmentir bulos aún no es rentable

Maldito Bulo Dinero

Al hablar de perspectivas de futuro del proyecto, tanto Julio como Clara se muestran optimistas con las posibilidades aunque, eso sí, por ahora no ganan dinero con Maldito Bulo. Contesta Julio:

Julio Montes Maldito B

Todo el dinero que estamos consiguiendo ahora es lo que nos pagan por colaboraciones como las que hacemos con Julia Otero o cuando hacemos alguna cosa para laSexta fuera de nuestro horario, y al final ese dinero va prácticamente para pagar a nuestro ingeniero.

Para intentar conseguir viabilidad en el futuro decidieron aglutinar Maldito Bulo en Maldita.es, un paraguas que recoge el proyecto que nació primero, Maldita Hemeroteca, que se encarga de recordar a políticos cosas que prometieron o dijeron y que en el futuro acabaron no cumpliendo o cambiando de opinión, al que hay que sumar Maldito Deporte, Maldito Dato o una nueva "Maldita" en proyecto, Maldita Ciencia., aún sin fecha ni más detalles confirmados.

En cuanto a vías de financiación creen que los patrocinios o el mecenazgo pueden ser las opciones más tangibles, aunque descartan por ahora el acuerdo con medios de comunicación instaurados porque "te cierra perspectivas, te posiciona y hemos recibido ofertas, pero acuerdos cerrados es muy complicado sin renunciar a la independencia que tenemos ahora", según Julio.

También lanzaron una extensión para Chrome y Firefox que lleva más de 2.000 descargas y alerta "cuando entras en una web poco fiable, nada fiable… o satírica (por si no sabes que la página es de humor) y además te dice cuántas noticias de ese medio hemos desmentido ya", aunque es una ayuda gratuita para los usuarios por lo que el principal beneficio para Maldito Bulo es el de hacer marca.

Nos gustaría ver a Maldito Bulo en los colegios, como asignatura o como ayuda al pensamiento crítico

La lista de deseos de Maldito Bulo

La siguiente pregunta es dónde ven a Maldito Bulo en los próximos cinco años, y su lista de deseos quedó así:

  • Ver a Maldito Bulo y el resto de "Malditas" asociadas con plataformas para detectar noticias falsas de manera colaborativa. "Que podamos llegar a acuerdos con Facebook o con Google para ayudar a que este problema se acabe".
  • Ver a Maldito Bulo en los colegios y en la educación. "Hay que empezar a educar el pensamiento crítico en los colegios, enseñar a contrastar imágenes, a ser conscientes de que no todo lo que consumes por redes sociales es verdad...".
  • Que Maldita.es crezca. "Que nuestra idea de "Periodismo para que no te la cuelen" sea también rentable. El nicho en digital está ahí y es necesario".

Viendo esos tres puntos, les sugiero que quizá sea buena idea trabajar con el Ministerio de Educación o incluso con la Policía o la Guardia Civil, y les pareció tan buena idea como difícil de que suceda por la complejidad de las instituciones.

Hola, soy la Comisión Europa y necesito tu ayuda

Comision Europea

Maldito Bulo empezaba el 2018 con una noticia que generó bastante expectación: la Comisión Europea les seleccionó para formar parte de un grupo de expertos que asesore a la institución cómo afrontar el problema de las noticias falsas. Entre los seleccionados hay portavoces de Facebook, Twitter, Google o medios como Sky News o agencias como AFP.

Cuando le preguntamos a Clara, que es la que se encarga de participar en las reuniones con este grupo, nos dice que se alegró mucho de que quisieran contar con el proyecto "porque da visibilidad y reconocen el problema".

Por ahora, el método de trabajo consiste en reuniones cada quince días para intentar llegar a una serie de recomendaciones comunes que implementar en toda Europa.

Sin embargo, de la misma manera que celebra que exista este "grupo de alto nivel", Clara manifiesta ciertas dudas sobre su utilidad final:

Clara Jimenez Maldito B

No hay ningún presupuesto asignado y no lo digo porque nosotros no cobremos por ello, sino porque si me dices que hay un plan con presupuesto, el horizonte estaría mucho más definido. Hasta donde yo sé somos un grupo de expertos que vamos a hacer unas recomendaciones, no hay próximos pasos claros.

Clara concluye: "Es un grupo muy heterogéneo y hay muchos puntos de vista, pero espero que eso no provoque que las conclusiones queden muy diluidas".

El test

Para poner a prueba el sentido arácnido anti fake news de Maldito Bulo, sometimos a Julio, que es quien se prestó a ponerse delante de nuestra cámara, a un test con varios titulares que podían ser reales o no. Su misión era averiguar si eran falsos o verdaderos.

Para que sea un poco más participativo, os dejamos los titulares por aquí y os invitamos a que intentéis averiguarlo sin ayuda. Las respuestas y fuentes de los titulares están en el vídeo:

  • Detectan un fallo de seguridad en los procesadores Intel que permite instalar Windows
  • Amazon no envía a Canarias el ‘Monopoly Islas Canarias’
  • Se entera de que va a ser madre 45 minutos antes de dar a luz
  • Un bar andaluz deja de vender su bocadillo ‘a la catalana’
  • Estas cartas entre David Bowie y Stevie Wonder demuestran que ambos pensaban que Spider-Man era la amenaza número 1 en sus carreras musicales.
  • Multan a una niña de cinco años por vender limonada sin licencia
  • Sale a la venta en México el papel higiénico Trump

En Xataka | Desde etiquetas especiales hasta multas de 50 millones de euros: así quieren luchar los gobiernos europeos contra las noticias falsas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio