Compartir
Publicidad
Publicidad

¿Hacia dónde va el mercado de procesadores móviles?

¿Hacia dónde va el mercado de procesadores móviles?
Guardar
27 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La semana pasada estuvimos en el Qualcomm Innovation Istambul 2011, una tradicional cita en la que la multinacional de procesadores muestra sus novedades para final de año. A estas alturas deberíais haber leído ya varios post sobre estas novedades si no fuera porque en realidad no hemos visto nada que no se viera ya en otros eventos de este año, empezando por el Mobile World Congress y siguiendo por otras citas de la propia compañía.

Mientras Qualcomm mantiene el redoble de tambores previo al lanzamiento de sus nuevos procesadores Snapdragon S4 (Krait) con cuatro núcleos y arquitectura de 28 nanómetros, oscuras nubes se ciernen sobre la compañía que, de momento, mantiene una hegemonía casi absoluta en el mercado de procesadores móviles, con el 80% del pastel en sus manos. Echemos un vistazo a estas nubes a ver si podemos arrojar algo de luz sobre lo que está pasando y lo que puede pasar en este mercado del que dependen smartphones, tablets y hasta portátiles.

Procesadores a la japonesa

No sabemos que pasa últimamente, que Samsung parece haberse convertido en el perejil de todas las salsas. Si alguien va a comprar algo, ese es Samsung, si una compañía va a fagocitar a otra, la que devora es siempre samsung. Si hay una demanda de por medio… allí están los coreanos.

En el terreno de los procesadores móviles, Samsung ha protagonizado recientemente una noticia que la relaciona con la principal operadora japonesa NTT DoCoMo. Según informan medios económicos Nipones de los que se hace eco el mismísimo Wall Street Journal, al parecer ambas marcas estarían en conversaciones con Fujitsu, Panasonic y NEC para la creación de una Joint Venture dedicada al diseño y fabricación de chips móviles.

Procesadores

Es de sobra conocido que a Samsung le gusta fabricar sus propios componentes y no sería rara una maniobra semejante. Con todo, aunque la anunciaran mañana mismo, aún tendrían que pasar muchos, muchos meses antes de que Qualcomm tuviera que empezar a ponerse nerviosa.

Apple y Samsung, cada vez más lejos

La decisión de Samsung de fabricar sus propios chips podría tener algo que ver con la reciente información publicada por Digitimes, según la cual, los de Cupertino han firmado con TMSC (Taiwan Semiconductor Manufacturing Company) la fabricación de sus próximos procesadores A6 y A7 de 28 y 20 nanómetros (el segundo aún en desarrollo).

Hasta ahora era Samsung la que fabricaba los chips para Apple, pero con tanta demanda judicial de por medio, no sería de extrañar que la relación entre ambas se hubiera enfriado hasta romperse. De momento ninguna de las dos ha declarado nada al resepcto y habrá que esperar reacciones oficiales antes de anunciar un divorcio.

Nvidia aspira al premio gordo

El competidor más inmediato o, al menos, el más activo para Qualcomm es Nvidia. La multinacional con sede en Santa Clara (California) quiere ser califa en lugar del Califa Qualcomm, y para ello no duda en asegurar que sus chips de cuatro núcleos, los Nvidia Kal’el o Tegra3 serán los primeros en llegar al mercado. El CEO de la compañía, Jen-Hsung Huang también dice que sus chips dominan el 70% del mercado de tablets con Android aunque esto, amigo Huang, equivale a dominar Andorra en el Risk.

Procesadores

De momento, el negocio de Nvidia siguen siendo las GPU, con una diferencia de más de dos a uno (4.500 millones de dólares frente a 2.000) sobre los chips móviles. Nvidia quiere darle la vuelta a esta tortilla para 2015.

Con la información publicada a día de hoy es muy difícil saber si los Nvidia Tegra 3, con su arquitectura ARM de 40 nanómetros y 4 núcleos logarán superar en potencia a los Krait de Qualcomm. De lo poco nuevo que pudimos ver en Estambul es que los procesadores de la próxima generación Snapdragon S4 tendrán hasta cuatro núcleos a 2.5Ghz, chips gráficos Adreno de hasta otros cuatro núcleos e integración multimodo con 3G y LTE. A este paso los procesadores móviles van a ganar en potencia a los de los portátiles, al menos sobre el papel.

Intel y Texas Instruments

Mientras en Apple van a lo suyo, en Qualcomm anuncian chips monstruosos que quizá veamos en el próximo Mobile World Congress, y en Nvidia están a punto de comercializar sus primeros cuatro núcleos, no hay que olvidar a otros dos actores de importancia en este enorme pastel.

El primero es, por supuesto, Texas Instruments. La compañía con sede en Dallas parece muy enfocada a hacerse un hueco en los dispositivos con Windows 8 pese a que la arquitectura ARM lo tiene más complicado que la X86 en este sentido. Con todo convendría no olvidarse de los chips OMAP, de los que Texas Instruments ya ha dicho haber logrado velocidades de 3Ghz sobre 28 nanómetros.

Procesadores

Intel, por su parte parece por fín haber salido de la vía muerta a la que le habían conduicido los Atom. El último Intel Developer Forum de San Francisco ha mostrado que la compañía no apuesta por Atom, sino por Core i7 sobre la arquitectura Ivy Bridge que podría llegar de los 32 nanómetros actuales hasta los 22.

A AMD le ocurre tres cuartos de lo mismo con su nueva familia AMD Fusion. Tanto ellos como Intel han congelado el desarrollo de potencia bruta para cambiarlo por el máximo rendimiento energético, un factor fundamental para competir en el mercado móvil.

Proxima estación: Windows 8

Resulta apasionante ver estos dos trenes en marcha en inevitable ruta de colisión. Por un lado a Qualcomm y al resto de fabricantes móviles incrementando la potencia de sus chips. Por el otro, a AMD e Intel echando carbón a las calderas para que sus procesadores puedan dar vida también a smartphones y tablets.

Procesadores

En el punto medio de esta vía con dos trenes a toda pastilla encontramos una estación llamada Windows 8. Al abrir su plataforma a X86 y ARM, los de Microsoft han conseguido una posición privilegiada desde la que contemplar la espactacular colisión que se avecina y sacar partido de ella, que es, desde siempre, lo que mejor saben hacer en Redmond.

Gane quien gane, nos quedamos con las palabras que Paul Jacobs, CEO de Qualcomm, pronunció en Estambul: ‘No se trata de cuántos núcleos o cuántos Gigahertzios, se trata de cómo optimizar el sistema’. Sabio Jacobs.

Vía | Wall Street Journal | PhoneArena
En Xataka | Intel prepara los cuatro núcleos de bajo consumo para portátil
En Xataka | Qualcomm aprieta el acelerador: los procesadores Krait estarán listos este año

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos