Publicidad

No veremos el trasero de la sirenita en ‘Splash’: Disney+ ha editado digitalmente varias escenas para taparlo

No veremos el trasero de la sirenita en ‘Splash’: Disney+ ha editado digitalmente varias escenas para taparlo
87 comentarios

Publicidad

Publicidad

Posiblemente, que el grueso de los suscriptores de Disney+ haya acudido a la plataforma en busca de su dosis de Marvel, 'Star Wars' o clásicos animados, ha hecho que se pase por alto el excelente catálogo de clásicos ajenos a esas franquicias que hay en el servicio. Pero lo cierto es que tiene un fondo de películas familiares y grandes éxitos de la fantasía para todos los públicos nada desdeñable. Una de esas películas es 'Splash', un film de Ron Howard de 1984 protagonizado por un jovencísimo Tom Hanks, antes incluso del éxito de 'Big'.

Sin embargo, la película ha llegado a Disney+ cortada. La estricta moral de la Casa del Ratón parece haber cambiado con el paso del tiempo, y aunque en el momento de su estreno la película recibió la calificación PG (menores acompañados) debido a su lenguaje, algún chiste verde y el hecho de que Daryl Hannah se pasa la película desnuda (aunque sin mostrar nada, gracias a una oportuna melena), parece no ser suficiente para la Disney de los tiempos modernos. Cabe añadir que 'Splash' fue en su día producida por Touchstone Pictures, filial de la compañía enfocada a contenido más adulto.

La película que ha llegado a Disney+ está cortada, y no de la forma más elegante. Para cubrir las inocentes nalgas de la sirena que se gana unas piernas al salir del agua y mantiene un cómico romance con un apocado humano, la película ha recibido unos cuantos cortes muy poco disimulados, y que han llamado la atención de internet. Así, nada más arrancar la película, Disney+ nos avisa de que la película ha sido modificada por su contenido.

Splashaviso

La más torpe de todas estas ediciones se produce en el minuto 24:56 de la película, cuando la sirena vuelve al agua ante la mirada del protagonista. En la versión original la melena tapa casi toda su espalda pero se puede ver parte de las nalgas. En la versión que tiene Disney+ la espalda ha sido completamente pixelada simulando más cabello de un modo completamente antinatural.

En el montaje de Disney+ hay una escena en el minuto 27:13 que cambia completamente. En la versión de la plataforma, la sirena nada junto a un galeón hundido, como se puede ver en el siguiente vídeo. En la original, se acercaba a la cámara y se adivinaba la silueta de su cuerpo desnudo.

En el resto de la película se emplea el mismo truco de edición para que no se vea a la sirena desnuda: acercando de forma artificial la imagen, para que los pechos o el trasero queden fuera de plano. Una decisión que no solo estropea las decisiones de planificación de encuadre originales, sino que estropea la calidad de la imagen, emborronándola.

Splash

Estas tres secuencias son: en 29:00 está desnuda y de espaldas en las inmediaciones de la Estatua de la Libertad, mostrando el culo al espectador; en 1:26:54, sumergida en un tanque de agua, se le ve de frente; y algo similar ocurre en 01:44:34, cuando pelea con unos submarinistas bajo el agua.

Una sirena cortada

Lo cierto es que estos cortes no son obra de Disney+: la versión que está emitiendo la plataforma es la que se lleva distribuyendo desde hace años en la televisión norteamericana y para líneas aéreas, famosas por recortar a fondo cualquier tipo de contenido problemático, por inocente que sea. En algún caso, como el del canal ABC (propiedad de Disney, de hecho), la película llegó a ser recortada 15 minutos.

Pero lunque estos cortes no hayan sido obra de la propia Disney, la plataforma carga a sus espaldas con unas cuantas polémicas por su fobia a los contenidos muy remotamente conflictivos. No hablamos solo de los tijeretazos al formato panorámico de 'Los Simpson', y que serán corregidos en un futuro cercano. También está el caso de la serie basada en la película 'Con amor, Simón', de protagonista homosexual. Fue traspasada a Hulu, también de Disney y de contenido más adulto sin razones oficiales, aunque medios como Variety se hicieron eco de declaraciones anónimas que decían que la orientación sexual del protagonista era un problema para la plataforma.

Y algo similar sucedió con la nueva serie de 'Lizzie McGuire', cuya creadora original, Terri Minsky, fue despedida del equipo de la serie después de un par de episodios. Esta confirmó que Disney+ se había asustado ante la orientación más adulta de la serie, que la guionista entendía como lógica teniendo cuenta que ahora la heroína sería treintañera.

Xataka se ha puesto en contacto con Disney+ para conocer su versión de los hechos y los motivos de haber empleado la versión censurada de 'Splash'. Actualizaremos este post cuando tengamos novedades.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios