Publicidad

Instalar Google Play no es tan sencillo como instalar un APK: estos son los métodos disponibles

Instalar Google Play no es tan sencillo como instalar un APK: estos son los métodos disponibles
8 comentarios

Publicidad

Publicidad

Huawei ha anunciado su serie Huawei Mate 30 y se confirmó la sospecha: su versión de Android se basa en la versión del sistema operativo de código abierto, sin absolutamente nada de Google. Es decir, sin Google Play y sin servicios de Google.

Aunque lo normal sería pensar que esto se soluciona fácilmente instalando el APK de la tienda, la realidad es bastante más complicada. Instalar Google Play -y el resto de servicios de Google- en un móvil que no los incluye es una tarea mucho más complicada de lo que era hace unos años. Te contamos todas las opciones posibles para lograrlo, con sus ventajas e inconvenientes.

1. Instalando a mano los APK

Laystore Instalar Google Play desde el APK es fácil. Lo difícil es que funcione.

En Android estamos acostumbrados a que, cuando nos falta algo, la solución es tan fácil como encontrar el APK de la aplicación en cuestión e instalarla. Si bien es cierto que esto te servirá en muchas ocasiones, a la hora de recomponer la capa de aplicaciones y servicios de Google, el grado de dificultad se incrementa rápidamente.

Esto es así porque últimamente Google ha estado fragmentando sus servicios en pequeños paquetes más fáciles de actualizar o necesarios para cumplir las exigencias de un mercado cada vez más complejo. Por ejemplo, la compañía tuvo que separar la barra de búsqueda y permitir la configuración de su buscador por separado en Rusia, o lanzar por separado la aplicación de Google Assistant en Google Play, para aquellos dispositivos que no la traen de fábrica.

No es un APK, son muchos

Esto supone que necesitas descargar varios APK e instalarlos correctamente. Parece una tarea baladí, pero no lo es: deben ser las versiones exactas, compatibles entre sí y con los permisos adecuados.

El principal escollo además es que algunas de estas aplicaciones deben instalarse como aplicaciones del sistema, algo para lo que es necesario tener root. Rootear un móvil es un proceso complicado de por sí, y puede provocar que algunas aplicaciones y juegos dejen de funcionar correctamente.

La lista completa de aplicaciones necesarias para lograr la funcionalidad básica de Google Play en un móvil Android es ahora mayor que hace unos años. Según el recopilatorio Open Gapps, la mayor eminencia sobre la instalación de las apps de Google, estos son los paquetes necesarios:

  • Backup and restore
  • Carrier setup
  • Config updater
  • Google Ext Services
  • Google Ext Shared
  • Prebuilt GMS Core
  • GMS Core Setup Prebuilt
  • Google Backup and Transport
  • Google Contacts Sync
  • Google Feedback
  • Google One Time Initializer
  • Google Partner Setup
  • Google Services Framework
  • Setup Wizard
  • Setup Wizard Tablet
  • Sound Picker
  • Vending
  • Calendar Sync
  • Google TTS
  • Google Play
  • Google App

La gran mayoría de la lista anterior son aplicaciones que necesitan permisos de aplicaciones del sistema. Por ello, aunque consiguieras el APK y se instalen, no podrían realizar algunas de las tareas que se les asignan, provocando errores. Si bien algunos paquetes podrían no ser necesarios y otros podrían funcionar instalándose como apps de usuario, es posible que se produzcan errores antes o después al acceder a funciones determinadas.

Si eliges este método, te espera un arduo camino que empezará por obtener permisos de root y copiar todas las aplicaciones anteriores una a una a su carpeta correcta, usando ADB para ajustar los permisos necesarios.

2. Con un instalador

Googleserv

Huawei ha el usuario es libre de descargar e instalar otras aplicaciones que desee desde Internet, y es previsible que, en la medida de lo posible, facilite la instalación de las aplicaciones y servicios de Google en sus móviles que no los incluyen. Parece improbable que creen un instalador de apps de Google como hizo Meizu, pues contravendría el embargo de Estados Unidos a la compañía, aunque podría dejar la puerta abierta a los instaladores creados "por otros".

Este tipo de instaladores falla con frecuencia, pero esto podría cambiar

Este tipo de instaladores existen, siendo ejemplos claros de ello el viejo instalador para móviles Xiaomi (Google Installer), el de Meizu (Google Apps Installer) y el de Huawei (GSM Installer). La mala noticia es que ninguno funciona muy bien.

Ahora bien, esto no quita que en un futuro exista un instalador que funcione bien en el caso concreto de los móviles de Huawei. Aunque la compañía no pueda ofrecer las apps de Google, técnicamente si estaría en su mano dejar "la puerta abierta" para que otros instaladores puedan hacer el trabajo de forma relativamente fácil.

Por el momento, ninguno de estos instalador acaba de funcionar bien en las condiciones actuales. La descarga falla con frecuencia, y aun cuando logras instalar los paquetes, las aplicaciones de Google siguen sin funcionar por completo o se suceden los errores. Habrá que esperar.

3. Instalando Gapps

Opengapps

Antes mencionábamos el paquete Open Gapps, un sitio que se encarga de recopilar todas las aplicaciones de Google para poder flashearlas en un móvil que no las incluye. Especialmente en una ROM que no trae los servicios de Google de fábrica, como por ejemplo LineageOS.

Es el modo más eficaz, aunque tiene importantes prerrequisitos

Gapps tiene versiones de las aplicaciones de Google desde la versión 5.0 hasta 9.0 y se ofrece en nueve sabores que incluyen más o menos aplicaciones de Google, siendo pico la versión con lo básico y super la que incluye absolutamente todas las apps y servicios de Google.

Este es uno de los mejores modos de instalar las aplicaciones de Google, pero tiene la gran pega de que necesitas hacerlo desde un modo recovery personalizado como TWRP. Se trata de una modificación de un modo especial de emergencia en el móvil para poder hacer modificaciones del sistema, como es el ejemplo del paquete de Gapps.

Twrp

En el caso de los móviles Huawei, el mayor problema es instalar el propio modo TWRP, pues el bootloader está bloqueado y la compañía no facilita su desbloqueo. El bootloader es algo así como el guardian del arranque del sistema, y sin desbloquearlo difícilmente podrás instalar un modo recovery personalizado.

Especulando, sería posible para Huawei hacer una excepción en sus móviles sin los servicios de Google y facilitar el desbloqueo de su bootloader o incluso incorporar un modo recovery que permita la instalación de paquetes como Gapps. Por el momento solo estamos especulando, aunque sería una posible "solución" más sencilla para el usuario que buscarse la vida en Internet a la caza de APK compatibles.

4. Flasheando una ROM

Lineage LineageOS (que no trae las apps de Google)

La ROM es algo así como el sistema instalando en el móvil, y una solución relativamente común para incluir los servicios y aplicaciones de Google en móviles que no los incluyen es flashear una ROM que sí los incluya. Esto es algo que ha sido especialmente popular con móviles Xiaomi en su versión China, que tras flashear (instalar) la versión internacional del sistema recuperan Google Play y el resto de apps.

Esta solución tiene dos problemas en el caso de Huawei. Primero, lo mismo que comentábamos antes: la compañía ya no facilita el desbloqueo del bootloader, lo cual es necesario para flashear una ROM en la mayoría de los casos. Además, Huawei no puede crear una ROM alternativa con las aplicaciones de Google.

Esto deja la alternativa de crear una ROM con las apps de Google a la comunidad de usuarios y desarrolladores, y siempre que finalmente sea posible instalarla en los terminales. El pasado nos ha enseñado que esto es totalmente posible, con muchas ROM de gran calidad, aunque a veces el resultado llega con algunos compromisos, como funciones que venían en el terminal original y que se pierden por el camino o se vuelven inestables.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir