Publicidad

La Generalitat cede, los taxistas ganan: peligra el futuro de Cabify y Uber en Barcelona

La Generalitat cede, los taxistas ganan: peligra el futuro de Cabify y Uber en Barcelona
138 comentarios

Publicidad

Publicidad

Tras varios días de huelga y mucha movilización, el sector del taxi ha logrado lo que pretendía convocándola en Barcelona: la Generalitat obligará a Uber y a Cabify a operar bajo una precontratación de una hora, según informa El Español.

No puede decirse que los taxistas hayan logrado el objetivo que aparentemente buscaban, que situaban entre 6 y 12 horas, pero es una gran victoria en la práctica, pues las VTC han defendido hoy que incluso los 15 minutos establecidos por la Generalitat de Catalunya eran una medida que les obligaría a marcharse de Barcelona.

La Generalitat y el sector del taxi han llegado a un acuerdo tras cuatro horas, según Alberto Álvarez, portavoz de Élite Taxi, el grupo más movilizado. Él mismo ha reconocido que un plazo superior a una hora "no es justificable a nivel legal", mientras que el Govern piensa que cumple el criterio de proporcionalidad. Todo esto, de cara a que las VTC no puedan reclamar.

De momento, aunque parece, como decíamos, una victoria, hay que esperar a mañana a las 11.00, pues los taxistas tendrán que votar si aceptan las condiciones de la propuesta de la Generalitat. El Gobierno plantea que en el decreto ley seguirán constando los 15 minutos por los que se han movilizado, pero que el Área Metropolitana de Barcelona tendrá capacidad legal para ampliar el período a una hora.

Cabify y Uber dejan Cataluña

Cabify

Las primeras reacciones de los principales actores de las VTC no se han hecho de rogar. Las declaraciones de esta mañana en Espejo Público dejaban claro que incluso manteniendo los 15 minutos, la situación de Uber y Cabify sería muy complicada en la Ciudad Condal.

Marta Plana, directora de regulación de Cabify en España, afirmaba a la salida de la reunión: "pensábamos establecer comunicación y diálogo pero se nos ha impuesto el decreto ley con precontratación, y por lo tanto tenemos que abandonar, repito, la ciudad de Barcelona". Plana compareció esta mañana en Espejo Público, y planteaba incluso que los taxi y las VTC pudieran integrarse, algo que han hecho en otros países donde opera la startup española. Finalmente ese diálogo demandado no ha existido.

Sin embargo, desde Cabify matizaban, un par de horas después y a través de un tweet, que todavía "no se ha adoptado ni ha hecho pública ninguna decisión sobre el posible abandono de Barcelona por parte de la compañía".

Según afirmó esta mañana el director de Uber España, entre 3.000 y 4.000 personas irían al paro si el VTC cierra en Barcelona

Por su parte, Josep Mara Goñi, presidente de UNAUTO-VTC en Cataluña, ha anunciado que tanto Uber como Cabify dejarán de operar en Barcelona tras la reunión con el conseller Damià Calvet. UNAUTO ha lanzado el siguiente comunicado:

Por la información que nos han trasladado en la reunión, la Generalitat de Catalunya ha cedido finalmente al chantaje del sector del taxi, que no ha dudado en secuestrar de nuevo la ciudad de Barcelona y emplear la violencia para [con]seguir blindar su monopolio. Las restricciones anunciadas suponen la desaparición en Catalunya del sector de las VTC, que lamentablemente no podrán seguir dando servicio a los millones de ciudadanos que nos eligen cada día, y la destrucción de más de 3.000 empleos. Lamentamos el mensaje que Catalunya y Barcelona están lanzando al mundo con esta medida sin precedentes. Desde Unauto VTC anunciamos que vamos a estudiar todas las medidas legales a nuestra disposición para luchar contra esta regulación injusta, dictada por el sector del taxi e impulsada bajo coacciones inaceptables en un estado de derecho

Aún se desconocen los pormenores el trato al que los taxistas han llegado con la Generalitat, pero Alberto Álvarez se ha apresurado a decir que el decreto podría entrar en vigor el próximo miércoles. Además, según ha declarado, no sólo se establecería el tiempo de precontratación en una hora, sino que entre las medidas se encuentra "la de suprimir la capacidad de Uber y Cabify de utilizar la geolocalización". Hablamos, pues, de restar a las VTC uno de sus puntos más importantes, el núcleo tecnológico que les diferenciaba.

Actualización 22.37: Aunque inicialmente Marta Plana (directora de regulación de Cabify) se había mostrado bastante rotunda y había asegurado que Cabify tenía que "abandonar" Barcelona, desde la compañía ahora aseguran que no se ha tomado ninguna decisión. Hemos actualizado el artículo para reflejarlo.

Imagen | Fabio Sola en Flickr

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir