Compartir
Publicidad
Los vídeos de "reacciones" en YouTube y la polémica: ¿pertenece a alguien este género?
Aplicaciones

Los vídeos de "reacciones" en YouTube y la polémica: ¿pertenece a alguien este género?

Publicidad
Publicidad

¿Puede tener copyright algo tan sencillo como el entregar o mostrar algo a una persona y grabar en vídeo su reacción para compartirlo en YouTube después? Durante los últimos días, la plataforma de vídeo más popular se ha visto sacudida por una polémica que ha dado mucho que hablar. The Fine Brothers, uno de sus canales de vídeo más populares, ha sido ampliamente criticado después de anunciar que iban a "licenciar" el formato de sus vídeos de reacciones y que, de hecho, iban a registrar la palabra "reaction" (reacción) como marca.

Pero comencemos por el principio. Si no eres muy de YouTube, puede que el nombre The Fine Bros no te resulte demasiado familiar, pero seguro que la cosa cambia si te muestro alguno de sus vídeos típicos. Tienen varias series, como "Los niños reaccionan" o "Los mayores reaccionan", donde enseñan a representantes de cada colectivo determinados objetos (antiguos en el caso de los niños y muy recientes en el caso de los mayores) y graban sus reacciones para después publicarlas en YouTube.

Lo que comenzó como un hobbie se ha convertido en todo un negocio para ellos: ya poseen más de 13 millones de suscripciones, han creado su propia compañía de producción de contenidos con decenas de empleados y ambos han conseguido el estatus de "celebridad". Aunque hacen vídeos de todo tipo, los que más éxito han recibido son los de tipo "react", que comenzaron a publicar en 2010 con el formato "Los niños reaccionan a...".

¿Pueden apropiarse del "género" de un vídeo?

El pasado 26 de enero, Fine Brothers Entertainment anunciaba la iniciativa "React World", por la cual pasaban a buscar colaboradores a los que licenciar el formato de sus vídeos de reacciones y conseguir llegar así a otros países con contenidos locales. A cambio, su compañía se llevaría un porcentaje de beneficios.

The Fine Bros intentaron registrar la marca "react" después de haberlo conseguido "kids react" y "elders react", entre otras. Con estas últimas pueden, según ellos, evitar que lo uses de título en tus vídeos

Al mismo tiempo, la misma empresa solicitaba en Estados Unidos el registro de la marca "react". Sí, simplemente la palabra "reaccionar" o "reaccionan", con la intención de reservarse el uso de dicho término para "servicios de entretenimiento, proporcionando específicamente una serie de programas y episodios a través de Internet observando y entrevistando a varios grupos de personas".

La iniciativa no gustó demasiado a muchos de sus seguidores (y suscriptores), que vieron estos dos cambios como una forma de intentar limitar que otros hagan y publiquen sus propios vídeos de "reacciones" cuando ni siquiera ha sido un formato que ellos han inventado, sino que se han limitado a perfeccionar. Las suscripciones al canal oficial comenzaron a bajar y, paradójicamente, alguien hizo un vídeo en el que puede verse cómo éstas caen en directo:

Hasta tal punto fue intensa la reacción de la comunidad que los Fine Bros publicaron un nuevo vídeo, en el que explicaban por qué querían licenciar su contenido y por qué querían registrar la palabra "react" como marca. En el clip ponían el ejemplo de programas como 'America's Got Talent' y otros talent shows que tienen versiones locales en muchos países. En cuanto a la marca, explicaban que era la forma de proteger el nombre de su canal y evitar que otra compañía registrara la marca y les pudiera reclamar la URL. No iban a ir detrás de los usuarios que publicaran vídeos similares a los suyos, insistían.

¿Qué es, para ellos, una "copia" de sus vídeos?

¿El problema con esta afirmación tan rotunda? Que ya lo han hecho antes. Con la noticia comenzaron a conocerse casos de usuarios que perdieron sus vídeos subidos por reclamaciones de Fullscreen, la compañía de producción de los Fine Bros. En 2012, y cuando The Fine Bros todavía tenía únicamente vídeos de reacciones de niños, alguien comenzó una serie con "reacciones" de personas mayores. Tras una reclamación de los hermanos, YouTube borraba todos los vídeos del usuario. The Fine Bros lanzaba poco después su nueva serie: las reacciones de los "mayores". Los responsables de Ocubox se quejan de que en 2012 cerraron su canal por publicar vídeos con el título "Niños británicos reaccionan a..." y este otro youtuber denunciaba también que habían borrado sus vídeos por vulnerar su copyright.

En el pasado, los Fine Bros fueron acusados de pedir a YouTube que borrara vídeos de "reacciones" de otros, además de criticar a programas que emitían clips con un concepto similar

De hecho, The Fine Bros se han mostrado en el pasado muy críticos con otras personas que hacían vídeos con un concepto parecido al suyo. Ellen DeGeneres emitía un clip en su programa hace meses en el que se enseñaba un vídeo de niños reaccionando a un móvil antiguo. ¿La respuesta de los Fine Bros? "No nos han mencionado, no lo han hecho con nosotros, no está bien", además de pedir a sus seguidores que boicotearan los vídeos de Ellen. Algo similar ocurrió con un vídeo de Buzzfeed: en un tweet, borrado ahora, denunciaban cómo les habían "copiado" la idea. Y con Jimmy Kimmel, acusándole de "plagiar" su concepto y título.

Entonces, como creador de contenidos, ¿qué puedes hacer y qué no en lo que respecta a "reacciones" sin que te reclamen nada? Ésta es la gran pregunta y una que no han querido responder sin ambigüedades. Sí que tenían registrada la marca "Kids react", por lo que si tú haces un vídeo con dicho título pueden, según ellos decían hace algún tiempo, pedirte cuentas. Con el contenido de los vídeos no está tan claro. Ellos aseguran que tienen elementos (cartelería, estructura, estilo...) por los que a veces piden que se retiren otros que consideren que les están copiando.

Además, esto podría ser solo el principio. Uno de los usuarios que hacía campaña contra esta iniciativa en Reddit lo explicaba así:

"Una vez que React World esté online, y la gente de todos los lugares comience a hacer vídeos de reacciones y a ponerlos bajo el imperio de los Fine Bros, ellos comenzarán a registrar todos esos nuevos títulos de reacciones al igual que hicieron con "Kids react". En otras palabras, puedes hacer ahora "Enfermeros reaccionan a..." porque no lo han registrado, pero una vez éste comience a ser parte de su imperio a través de React World, pueden registrarlo y enviar sus abogados para que te amenacen con acciones legales a menos de que retires tu contenido."

Al final, gana la comunidad

Tal ha sido la reacción negativa generada por este asunto (nunca subestimes el poder de YouTube) que los Fine Bros no han tenido más remedio que dar marcha atrás. Hace unas horas anunciaban que finalmente no seguirían adelante con su programa React World para licenciar contenidos, que no solo no iban a registrar la marca "react" sino que van a liberar las otras que tenían registradas (como "Kids React") y que publicarán todas las denuncias de contenidos que habían realizado en el pasado.

Al final han dado marcha atrás por la presión de los usuarios: no habrá registro de marca ni tampoco programa de licencias

Los vídeos originales, en el que anunciaban World React y en el que después intentaban explicar los puntos más polémicos, ya han sido retirados del canal de YouTube. Paradójicamente, y como prueba de que esta peculiar "crisis" sí ha existido, existen numerosos vídeos de youtubers conocidos mostrando su "reacción" a React World y también varias páginas que están registrando en vivo la caída en suscriptores del canal The Fine Bros.

Suscriptores

Según estas cifras, y si bien antes del problema el canal ganaba entre 9000 y 10000 suscriptores diarios, hasta hace unas horas ya habían perdido más de 210000, equivalente a los suscriptores que suelen ganar en un mes. Todo un culebrón en YouTube a pesar de ser no intencionado y no tener guión, ¿verdad?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio