Publicidad

El MacGyver de los robots es capaz de construir con objetos en situaciones impredecibles

El MacGyver de los robots es capaz de construir con objetos en situaciones impredecibles
4 comentarios

Publicidad

Publicidad

Los robots puede ser realmente útiles en el mundo de la construcción pero son un poco limitados cuando tienen que salirse de sus instrucciones y órdenes. Tampoco es que sean especialmente hábiles en entornos impredecibles y el único robot capaz de trabajar con materiales moldeables todavía es un personaje de ficción.

En una colaboración con la universidad de Hardvard y SUNY en Buffalo, han creado un robot con capacidad de tomar decisiones en entornos impredicibles e improvisar con los elementos que tenga a mano. El objetivo de este proyecto es construir autómatas capaces de realizar acciones más allá del programa que utilizan para guiarse normalmente. De momento, han logrado crear dos pequeños robots muy "habilidoso".

Pequeños pero habilidosos

Esta pareja de robots se reparten el trabajo y mientras uno se encarga se encarga de depositar espuma sellante para tapar agujeros el otro es capaz de coger y arrastrar sacos de arena para formas estructuras. Lo que hace diferente a estos robots es que ambos son capaces de trabajar con materiales moldeables y que tienen un comportamiento impredecible.

La espuma, por ejemplo, puede varias lo que tarda en pasar a estado sólido mientras que la forma y el reparto de un saco de arena puede variar mucho en función de cómo esté agarrado. Dos ejemplos de circunstancias que para un robot convencional serían difíciles de atajar, al menos para la mayoría de ellos.

¿Qué hace a estos robots diferentes? Ambos incluyen un sensor de infrarrojos que les permite escanear y tener una estimación del entorno mientras buscan material con el que pueden construir. El escaneo es total por lo que analizan todo lo que este sensor es capaz de rastrear con su barrido.

Más tarde, un algoritmo que funciona en bucle se encarga de coger material y una vez hace esa tarea, vuelve a escanear el entorno para comprobar los cambios que ha habido y seguir recopilando componentes. De momento es capaz de hacer tareas sencillas como elaborar rampas o unir dos puntos.

Es capaz de trabajar en equipo con otros robots y puede escalar por determinadas superficies. Según sus creadores, el diseño del dispositivo es muy flexible y se puede adaptar a todo tipo de situaciones. De momento se han hecho pruebas con un robot muy pequeño y modesto en su fabricación pero también se puede adaptar la estructura de este para que sea operativo con otras piezas.

De momento su utilidad es pequeña y lo que vemos es más una demostración de lo que es capaz y no tanto un robot pensado para introducir en entornos reales. Será interesante ver por dónde evoluciona porque el simpático gif que tenéis en el artículos nos da algunas pistas de lo que podría hacer en el futuro. Quizá Boston Dynamics debería echarle un ojo.

Vía | Technology Review

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir