La digitalización es tan beneficiosa para la productividad como cara: así lo creen empresas y autónomos españoles, según un informe de Vodafone

La digitalización es tan beneficiosa para la productividad como cara: así lo creen empresas y autónomos españoles, según un informe de Vodafone
Sin comentarios

Muchas empresas y autónomos españoles consideran que la digitalización es muy beneficiosa para mejorar la marcha de sus negocios, especialmente para la comunicación con el cliente y el incremento de la eficiencia de los procesos y tareas, pero creen que el alto coste de su implantación es una de las principales barreras para poder llevarla a cabo, según reflejan los datos del IV Estudio sobre el estado de la digitalización de las empresas y administraciones públicas españolas de Vodafone.

El otro gran impedimento para la digitalización que perciben empresas, profesionales y administraciones públicas de nuestro país es la falta de formación y entendimiento de la tecnología por parte de los empleados y los usuarios.

El alto coste de los procesos de digitalización es percibido como un gran impedimento, sobre todo, por los profesionales independientes y las microempresas -entre uno y nueve empleados-. El 21% de los encuestados de este grupo productivo lo considera el principal escollo, por el 19% que piensa que la falta de entendimiento y formación en tecnología es el problema más importante.

En las pymes -entre 10 y 99 empleados- el orden se invierte, y son un 24% las que piensan que la falta de formación es el principal impedimento para la digitalización, por el 22% que consideran el coste la gran barrera. Y lo mismo ocurre con las grandes empresas -más de 100 empleados-: para el 27% el gran escollo es la falta de conocimiento, por el 22% para las que el dinero es el problema capital.

Para Daniel Jiménez, director general de Vodafone Business y encargado de presentar el estudio, la buena noticia es que el Plan de Digitalización de Pymes 2021-2025 estatal incide precisamente en estos dos aspectos, financiación y formación, por lo que espera que la percepción de ambas como principales impedimentos para el salto digital se atenúe en los próximos años.

“El Gobierno acierta al querer destinar el dinero de Europa a la digitalización, porque los autónomos y las microempresas siguen pensando que el coste de su implantación es la principal barrera para la afrontarla”, ha dicho.

Mejor comunicación y mayor productividad

A pesar de las barreras que perciben, las compañías son conscientes de que la digitalización tiene muchas ventajas para sus negocios. La principal para microempresas y profesionales independientes es que mejora la comunicación con sus clientes y les ayuda a llegar a más personas.

“Estas organizaciones y profesionales usan mucho las redes sociales para establecer canales de comunicación directa rápidos y efectivos con sus clientes. Estas plataformas son valiosas aliadas para ellos”, señala Jiménez.

Para muchas pymes, en cambio, el principal valor de la digitalización es que mejoran la eficiencia de los procesos, aunque también hay un número significativo de ellas, un 24%, que consideran que la mejor comunicación con los clientes es la mayor ventaja.

Las grandes empresas, por su parte, consideran de forma mayoritaria que lo mejor de la digitalización es el ahorro de costes. Un 30% de ellas cree que la principal ventaja de llevarla a cabo es la mayor eficiencia de los procesos, mientras que el 21% destacan como principal valor la reducción directa de gastos, tanto de tiempo como de dinero. No obstante, un 19% de estas corporaciones de más de 100 empleados también piensan que la mejor virtud de digitalizar su organización es la mejor comunicación con los clientes.

Por otra parte, más allá de lo que consideren la principal ventaja de la digitalización, más de la mitad de las empresas españolas, sin importar su tamaño, piensan que las nuevas tecnologías han sido de gran ayuda para mantener sus relaciones con los clientes en un contexto tan complicado como el de la pandemia de coronavirus.

La administración pública, en la línea del sector empresarial

El informe de Vodafone también analiza la digitalización de las administraciones públicas a través de preguntas a gestores de diferentes organismos estatales, quienes muestran preocupaciones y percepciones parecidas a los responsables de empresas privadas.

Así, para un 47% de los gerentes de entidades públicas la mayor barrera para la digitalización de sus organizaciones es la falta de entendimiento y de formación en nuevas tecnologías, tanto de sus trabajadores como de los ciudadanos a los que atienden. Por otra parte, un 22% de ellos considera que el principal problema para abordar este proceso es el deficiente acceso a internet, la falta de cobertura o la ausencia de fibra óptica en las zonas donde desempeñan su labor. A diferencia de las empresas privadas, en los organismos estatales sólo un 8% de los gestores considera el alto coste de la digitalización el principal escollo.

En cuanto a las ventajas, la mayoría de las entidades públicas valoran, sobre todo, la mayor eficacia y el ahorro de costes que suponen digitalizar su actividad diaria. El 38% de los gestores encuestados consideran que la principal virtud es la eficiencia, mientras que el 33% de ellos piensa que lo es la reducción de gastos. Para un 21% de estos gerentes lo mejor es que mejoran la comunicación con los ciudadanos.

Por otra parte, la administración pública también considera de forma mayoritaria que las nuevas tecnologías han sido de gran ayuda para mantener su relación y servicios con la ciudadanía durante la pandemia de coronavirus.

Temas
Inicio