Publicidad

Nuevos Aspire Switch 10, primeras impresiones
Ordenadores

Nuevos Aspire Switch 10, primeras impresiones

Publicidad

Publicidad

Sin olvidarse de su poderoso catálogo en portátiles más clásicos, Acer ha presentado en su evento anual de Nueva York dos nuevos equipos dentro de la gama dos en uno. También ha adelantado que llegará este mismo año un modelo de 11.6 pulgadas del que no ha dado más detalles.

Las principales novedades están relacionadas con los materiales, el colorido y el sistema de enganche, y nos hemos puesto manos a la obra para tocar los nuevos Switch 10 y 10E y poder traerte nuestras primeras impresiones desde Nueva York.

Nuevo Switch 10 con carcasa de cristal

El convertible más destacado de los mostrados hoy es el Switch 10 de segunda generación, un modelo que trae bastantes mejoras respecto a la generación que estrenó esta gama el año pasado.

El Switch 10 ya no necesita un enganche basado en pestañas, el cual se ha sustituido por el llamado Snap Hinge 2, basado en atracción magnética. Y ha resultado un acierto porque podemos quitar y poner pantalla en el teclado de forma muy rápida y sencilla.

Switch 10 Acer Xataka 9

La atracción magnética nos ha parecido incluso excesivamente potente, tanto que incluso sin tener alineado el teclado con pantalla, ambas partes se juntaban sin que los elementos de apoyo hubieran encajado correctamente. Si estamos atentos no habrá problemas, y de hecho, se agradece esa fortaleza para tener más seguridad a la hora de manejar el equipo y no temer por una separación accidental de las partes.

La otra novedad, si dejamos de lado los componentes internos (nuevos Atom de cuatro núcleos) está en el acabado. Ahora tenemos una carcasa de cristal protegido con Gorilla Glass 3 para conseguir una sensación de más calidad y la posibilidad de incorporar color a esas carcasas.

Switch 10 Acer Xataka 4

Por lo demás, el funcionamiento es similar. Podemos quitar y poner de hasta cuatro maneras pantalla y teclado, y éste último ahora permite una inclinación ligera para mejorar la posición de la escritura cuando lo tenemos en modo clásico. El problema que hemos detectado es que si apuramos la inclinación posible de la pantalla, el peso de ésta resulta mayor que la del teclado y acaba por volcar el equipo. Siempre. No deja de ser un detalle pero hay que tenerlo en cuenta.

Switch 10 Acer Xataka Vuelca El mayor peso de la pantalla hace que el equipo vuelque al apurar la inclinación

El teclado, sin ser tan incómodo como en el Switch 10E, nos resulta todavía pequeño. Si buscamos productividad, a no ser que lo convirtamos en nuestro equipo habitual, algo complicado, hay una curva de aprendizaje importante. Para compensar tenemos que hablar bastante bien del nuevo touchpad, que en general nos ha gustado bastante en toda la gama.

Nuevos materiales y colores para los convertibles

Como en el caso de sus portátiles, Acer ha incorporado el color y el plástico a su línea de equipos 2 en 1. La gama Switch 10E permite combinar teclado y pantalla de diferentes colores, con un efecto cuando menos curioso.

Switch 10e Acer Xataka 2

La sensación en mano, como en la primera generación, es la de un equipo pesado en conjunto aunque realmente su peso no sea de más de 1.2 kg. Pero lo compacto del mismo nos deja esa idea en mano.

Donde tampoco hay mucha variación según hemos podido ver en nuestra toma de contacto es cuando tratamos de gestionar el Switch como tablet. Ahí son 630 gramos que no podemos decir que sea una cifra especialmente incómoda, pero sí alejada de las que se manejan hoy en día en la gama alta de tablets.

Switch 10e Acer Xataka 3

Al sostenerlo el equipo nos tramite robustez gracias al uso de una carcasa de plástico con relieve y textura que Acer ha incorporado a casi toda su gama de equipos de este año. Imagina la sensación de los cuerpos unibody de metal y ahora imagínate lo mismo pero en plástico. Así son los nuevos Switch 10E. Los colores y acabado nos han gustado bastante, y mejoran también el agarre.

Switch 10e Acer Xataka 12

Acer nos comentaba que la elección del plástico para el acabado de todo el equipo y la textura de la carcasa responde a la búsqueda de una mayor resistencia a los arañazos y roces. Y ciertamente les va a funcionar muy bien porque tendrá que ser un golpe muy fuerte el que altere el acabado del equipo para que no parezca recién comprado.

La pantalla gracias a su panel IPS se ve muy bien, y la resolución de 1280x800 nos parece suficiente teniendo en cuenta el entorno de Windows 8.1 en que nos moveremos. La respuesta táctil es muy buena también pero de las huellas no vas a poder librarte fácilmente.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir