Google Maps mostrará diferentes rutas para coches eléctricos e híbridos para ahorrar: así funcionará

Google Maps mostrará diferentes rutas para coches eléctricos e híbridos para ahorrar: así funcionará
8 Comentarios

El pasado mes de octubre de 2021, Google anunció que su aplicación Google Maps mostraría por defecto las rutas más eficientes en lugar de las más rápidas para llegar hasta el destino. Ahora, la compañía ya estudia mejorar esta función y discriminar en ella el tipo de tecnología utilizada.

Así, en Google Maps se tendrá en cuenta si el coche utilizado es un vehículo de gasolina o diésel o, por el contrario, estamos hablando de un híbrido o un eléctrico. La idea es conseguir que el conductor gaste el mínimo de energía (bien de combustible o bien de electricidad) en sus trayectos.

Así lo recogen en 9to5Google, quienes han estado indagando en las líneas de código de la última beta de la aplicación, la actualización 11.39. Entre las novedades han descubierto que se podrá elegir el tipo de motor utilizado y, por tanto, seleccionar qué tipo de coche (eléctrico, híbrido o combustión) tenemos entre las manos.

Es decir, la ruta mostrada para un coche eléctrico puede no ser la misma que para uno de gasolina o híbrido. Lo que tiene mucho sentido si se quieren primar las rutas más eficientes sobre las más rápidas.

Qué cambios podemos encontrar

Como ya explicó mi compañero Enrique Pérez en octubre, Google utiliza sus propios algoritmos para mostrar en Estados Unidos (en Europa está por llegar) y la información ofrecida por el NREL (Laboratorio Nacional de Energías Renovables de los EE.UU) para llevar a cabo un mix de consumo/tiempo.

Es posible seleccionar la ruta más rápida pero en el camino se mostrará cuál es la opción más eficiente, teniendo en cuenta la orografía del terreno o el número de semáforos que nos encontraremos por el camino. En el ejemplo que se ponía en octubre, una ruta era un minuto más larga pero su camino, más llano y con menos semáforos, repercutía en un menor consumo.

Por tanto, además de la orografía, se espera que para los coches híbridos y eléctricos, la morfología del recorrido y las velocidades máximas y medias tengan mucho que ver. Hay que tener en cuenta que los vehículos de combustión son mucho menos eficientes en cada arrancada pero en un eléctrico sucede al contrario.

Como hemos podido comprobar en nuestras diferentes pruebas, como las del BMW iX o i4, como la del Aiways U5, salir a carretera abierta y a altas velocidades hace disparar el consumo del coche eléctrico. Además, hay que tener en cuenta que con cada frenada, un híbrido y un eléctrico recuperan energía, por lo que su ahorro es aún mayor.

Cuando se anunció la primera beta en la que se tendría en cuenta el consumo, Google apuntó a que el uso de estas rutas puede ayudar a eliminar un millón de toneladas de emisiones contaminantes cada año o, en vehículos, a sacar de las carreteras a 200.000 automóviles.

Foto | Sandra Tan

Temas
Inicio