Los gestos 3D dan un paso adelante en los smartphones, podremos usarlos sin tocar la pantalla

Sigue a

Gestos 3D

Kinect popularizó las interfaces de gestos 3D. Es decir, poder usar un dispositivo sin interactuar directamente con él sino a través de movimientos o reconociendo posiciones o, valga la redundancia, gestos. Dentro de poco, esta tecnología podría llegar a los móviles.

Microchip Technology, un fabricantes de semiconductores en Estados Unidos, ha anunciado que lanza su primer controlador para gestos 3D que funciona a través de campos eléctricos, el mismo concepto pero empleando una vía diferente con sus virtudes y defectos.

Al utilizar un chip de bajo consumo, es una tecnología más fácil de integrar es un teléfono móvil ya que al utilizar la cámara el consumo de batería es mayor. La limitación clave de este sistema está en el rango de algunos movimientos, que sólo se pueden hacer a 15 centímetros.

A pesar de esto, señalan que tampoco es una gran desventaja. El hecho de ser una tecnología asequible le da mucho atractivo, además que a priori utilizarlo a más distancia tampoco resulta muy útil en un dispositivo que tenemos constantemente en la mano.

¿Cómo funciona? El chip transmite la señal eléctrica y calcula la posición de la mano utilizando un sistema de tres coordenadas basado en los cambios de corriente. En comparación con una cámara tiene dos ventajas: funciona mejor con poca luz y además consume hasta un 90% menos de energía según la compañía creadora.

¿Es el siguiente paso a dar tras las pantallas táctiles?

Con el refinamiento de las pantallas táctiles en los dispositivos móviles, el salto respecto a las resistivas ha sido notable, cabe preguntarse cuál será el próximo paso para continuar innovando. Desde esta empresa lo tienen claro: que no toquemos la pantalla del móvil.

¿Es esto útil? Quizá esta es la gran pregunta. Seguramente para escribir no, pero para moverse por menús parece una opción bastante interesante. Incluso con el refinamiento de los asistentes de voz podría dar bastante juego.

Sin embargo, a día de hoy, tiene mucho que enseñar y demostrar para convertirse en algo realmente útil. El proyecto parece prometedor por lo que tiene el voto de confianza, ya que algunos caminan en esa dirección como Sony con su Xperia Sola.

Vía | MIT Technology Review

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios