Síguenos

C902_Woman_Showing_Display.jpg

Sony Ericsson C902. Así es como se llama el último teléfono fotográfico de Sony Ericsson y que fue presentado la semana pasada en la feria Mobile World Congress en Barcelona.

El Sony Ericsson C902 es uno más en la saga de terminales pensados para hacer fotos con el teléfono. Sony Ericsson los distingue de otros teléfonos con cámara con la denominación Cybershot, lo cual por si sola es una garantía de que algo importante lleva dentro. Es la apuesta que han hecho algunos fabricantes (Nokia lo hace por ejemplo con Carl Zeiss): asegurarse un mínimo de calidad optando por una buena óptica que acerque las capacidades fotográficas de estos terminales a una cámara compacta y por qué no, sustituirla en ciertos momentos o para siempre si así lo prefieres. Eso sí, de momento no se ha conseguido igualar rendimiento y calidad, pero van en el camino correcto.

El Sony Ericsson C902 destaca por su cámara de 5 megapíxeles y sus funciones fotográficas.

C902_see_the_product_large_3.png

Como teléfono

Aunque a veces parezca mentira, este tipo de terminales son ante todo un teléfono móvil. Como tal nos tiene que servir para hablar con él, ofrecer un buen sonido y diversas funciones. Pero es que los teléfonos ya van cogiendo otras funciones, como la de acceder a Internet o ser un medio de comunicación que vaya más allá de las palabras habladas. En este caso la conectividad juega un papel fundamental, y este Sony Ericsson C902 no peca por defecto. Estamos hablando de un terminal HSDPA, que es como decir que tenemos banda ancha en nuestro bolsillo.

Por lo demás, goza de prácticamente todas las funcionalidades de un teléfono móvil: tonos polifónicos, alerta con vibración, videollamada, email, mensajería SMS y MMS, escritura predictiva, grabadora de voz, altavoz y en este caso, buscador web Access NetFront y lector RSS.

Funciones más habituales tampoco faltan: despertador, calculadora, calendario, modo avión, notas, agenda o tareas y cronómetro. Puede que nunca las usemos y que nos parezcan inútiles, pero no será la primera vez que hemos querido usarlas y nos hemos dado cuenta de que realmente no las teníamos en nuestro terminal.

La autonomía es otro de los puntos claves de los teléfonos móviles, y cuando hacemos uso intensivo de la pantalla, un dato a conoces. El Sony Ericsson C902 tiene una aguante de hasta 9 horas en conversación cuando usamos la red GSM y de 3.5 horas cuando nos vamos al 3G.

Apariencia y conectividad

C902_Luscious_Red_Right_Side.jpg

Pequeño. Es una palabra que seguro que escuchamos cuando cogemos el terminal con la mano. Sus dimensiones son de 108x49x10.5 mm, justas para no perderlo y para que no moleste. Todo con un peso de 107 gramos, en la media. Al fin y al cabo no estamos biscando portabilidad con este teléfono.

Estará disponible cuando salga al mercado antes del verano en negro y rojo, como puedes ver más adelante en la galería detallada que hemos preparado.

En cuanto a la pantalla, es de 2 pulgadas, un poco excasa quizás, pero con buena resolución de 240x320 y 262.000 colores. Algo necesario para poder ver fotografías con detalle.

Algo que echamos de menos es más memoria interna, ahora que están más asequibles. En este C902 es de 160 MB y la podemos ampliar con tarjetas de tipo Memory Stick Micro (M2), aunque preferimos las microSD principalmente porque las usan más equipos y podemos jugar con ellas entre uno y otro. Además, las de Sony suelen ser más caras.

De conectividad no está nada mal el equipo. Cierto es que podrían haber redondeado completamente el Sony Ericsson C902 con la inclusión de WiFi para por ejemplo subir fotos a Internet, pero con HSDPA ya tenemos suficiente si nos acogemos a un buen plan de datos.

Básica es la tecnología Bluetooth, el puerto USB y algo interesante, Picturebridge, que es lo que permite por ejemplo a las cámaras de fotos de la actualidad imprimir las fotos en impresoras compatibles sin que haya un ordenador de por medio. Son estos pequeños detalles los que hacen que sepamos a ciencia cierta que estamos ante un terminal con una clara vocación de aparato fotográfico.

Multimedia

Aunque no es su principal misión, el Sony Ericsson C902 no deja a un lado las funciones de reproductor musical. Además lo hace con tecnologías que permiten suponer que su comportamiento como móvil musical no tiene mucho que envidiar a otros exclusivos terminales: Mega Bass para el refuerzo de los graves, TrackID, radio FM, reproductor de vídeos e incluso juegos 3D, pero esto es más anecdótico.

Cámara de fotos

Hemos dejado a propósito para el final del Sony Ericsson C902 a fondo el aspecto donde realmente destaca este teléfono: la fotografía. Y cada función nos reafirma en este pensamiento, porque no esperes como en otros terminales, una cámara de un par de megapíxeles y punto. No, aquí las funciones son tan importantes como el sensor en sí.

La resolución es uno de los puntos a destacar: 5 megapíxeles Cybershot con un absurdo zoom digital de 2.5 aumentos que no hace más que despistar. ¿Por qué no ya un zoom óptico para despegar completamente Sony?

C902_see_the_product_large_5.png

La cámara lleva autofocus y función BestPic, que nos deja hacer nueve fotografías seguidas presionando solo una vez el botón de la cámara y luego podemos escoger la que más nos haya gustado. Además de la que hacemos al pulsar, la cámara toma cuatro cuando tenemos el botón pulsado y otras cuatro cuando lo estamos soltando. Esas fotos las podemos ver en la pantalla como queramos, rectas o apaisadas. Un acelerómetro incluído en el teléfono nos rota la misma según como sujetemos el terminal. También nos encontramos con un modo de detección de rostros y sistema de reducción de ojos rojos.

Con estabilizador de imagen, la cámara compensa pequeños movimientos y disminuye el riesgo de que la foto quede borrosa. Y si no nos ha salido como queríamos, podemos retocar la foto y ajustar algunos parámetros de forma automática. Y cuando ya las tenemos todas, con X-Pict Story podemos crear una presentación para enseñar o compartir con los amigos. Y también subirlas a nuestro blog.

Para las fotos con poca luz disponemos de un flash de xenon.

El vídeo también es protagonista y podemos grabar pequeños fragmentos con ayuda del estabilizador de vídeo, y luego reproducirlo en el propio móvil, pero no es esa la función principal.

Echamos de menos

Por ponerle algún pero y que no parezca que estamos entusiasmados con este terminal, que lo estamos, podemos pedir a Sony Ericsson que incluya WiFi y sobre todo GPS, pues es una función que ya van necesitando los teléfonos que llevan cámara de fotos.

Y sobre el diseño, quizás vendría bien una pantalla un poco más grande, como la del Nokia N95, sobre las 2.6-3 pulgadas, para lo que seguramente deberían optar por un teclado deslizante oculto bajo una espectacular pantalla. Al fin y al cabo, ¿quien va a llamar con este teléfono?

Ver galeria completa » Sony Ericsson C902 (4 fotos)

Más información | Sony Ericsson.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios