Compartir
Publicidad

Nokia N97: primeras impresiones

Nokia N97: primeras impresiones
Guardar
52 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La intención de Nokia con su gama Nseries siempre ha sido la de que estos sean una mezcla entre móvil y ordenador. De hecho, los llama mobile computer y no sin razón. Son terminales enfocados a realizar gran cantidad de tareas y la culminación de ellos es el Nokia N97 que han presentado esta mañana.

Combinando la introducción de datos a través de un teclado QWERTY y de la pantalla táctil, se presenta más como un miniordenador que como un móvil. Lo hace con un diseño que recuerda a terminales de otros fabricantes, como el HTC TyTn II, al tener la pantalla inclinada cuando abrimos el teclado.

Hemos tenido la oportunidad de verlo en funcionamiento y trastear con un modelo no funcional y las impresiones que nos llevamos son más que buenas. A primera vista recuerda mucho al HTC Touch HD, por ese diseño con curvas y por el enorme tamaño de la pantalla.

En mano resulta bastante cómodo, pues su tamaño no resulta exagerado y lo podemos agarrar sin problemas. Para abrir el teclado deberemos ayudarnos de ambos pulgares, en caso contrario, si intentamos hacerlo con una mano es fácil que el teléfono acabe en el suelo.

Nokia N97

De todos modos, el teclado del Nokia N97 solo se puede usar con ambas manos al mismo tiempo. A pesar de ser un telado QWERTY completo, las teclas están algo separadas, lo que hace que sea más sencillo pulsarlas sin problemas y sin apretar varias al mismo tiempo.

No será como teclear en un ordenador, pero la sensación es buena. Todos aquellos a los que no les gusten las pantllas táctiles para la introducción de texto lo considerarán un gran punto extra. Por contra, este teclado hace que el grosor del teléfono aumente.

Viéndolo en realidad y comparándolo con otros modelos recientes de Nokia, como el 5800 XpressMusic o el N96, el Nokia N97 no parece demasiado grueso en relación al tamaño del terminal. El 5800 lo parece mucho más al ser de similar grosor pero menor tamaño.

En el Nokia N97 se ha solucionado una de las pegas que le pusimos al 5800, el poco aprovechamiento de la pantalla principal. Al ser esta mucho más grande se ha usado muy bien para añadir una buena cantidad de información que estará accesible a primera vista.

Nokia N97

Así, además de la barra de contactos que ya habíamos visto, tenemos widgets con los que ver los últimos correos, información del tiempo, acceso a la música,... Lo mejor de estos widgets es que no son fijos, sino que podemos moverlos libremente por pantalla para adaptarlos a nuestras necesidades, incluyendo solo los que nosotros queramos.

Por lo poco que hemos podido ver del resto del sistema operativo, el del Nokia N97 es prácticamente idéntico al del 5800; no en vano usan el mismo S60 5ª edición, por lo que aquellos acostumbrados a anteriores modelos de Nokia no tendrán problemas en adaptarse a él.

¿Es el teléfono ideal? Desde luego no para todo el mundo. Es un teléfono de gama alta enfocado a un determinado tipo de público, que busca algo más que un móvil y que necesita un teclado físico para la introducción de texto. Como cualquier otro modelo de otro fabricante, no hay un móvil para todos, pero el Nokia N97 apunta muy alto y por lo que hemos podido ver en estas primeras impresiones, cumple con lo que promete.

En Xataka | Nokia N97.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos