Compartir
Publicidad

Qué son y cómo ver archivos mkv en el ordenador

Qué son y cómo ver archivos mkv en el ordenador
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una de las grandes novedades que incorporó Windows 10 en su lanzamiento fue la esperada compatibilidad nativa con los archivos MKV. Se trata de un tipo de archivo cuya popularidad no ha dejado de crecer en los últimos años, y hoy te vamos a explicar qué son y cómo puedes reproducir los MKV en tu ordenador, incluso en los sistemas que no lo soportan nativamente.

Vamos a empezar por lo tanto hablándote del formato Matroska de software libre, que es al que pertenece la extensión MKV. Te diremos cuales son sus principales características y qué le diferencia de otros formatos como el AVI o el MP4.

Qué son los archivos MKV

Matroska

MKV es una de las extensiones que pueden tener los archivos de formato Matroska. Se trata de un formato contenedor de código abierto y software libre, y una de sus principales características es su enorme versatilidad. Y es que puede contener una cantidad ilimitada de vídeo, audio o pistas de subtítulos dentro de un solo archivo.

¿Y esto qué quiere decir? Pues que por ejemplo si tienes una película en este formato, dentro del mismo archivo puedes tener una cantidad ilimitada de archivos de audio para verlo en diferentes idiomas. Las múltiples pistas de vídeo, en el caso de una serie, permitirían tener varios capítulos en un único archivo. Evidentemente, cuanto más pistas tenga un único archivo más pesado será y más gigas ocupará.

Más allá de estas cualidades, tal y como leemos en su web oficial, el formato Matroska también incluye búsqueda rápida dentro del archivo, entradas de capítulos, soporte completo para metadatos y la posibilidad de ampliarse mediante módulos. También tiene menús al estilo de los DVD y puede reproducirse a través de Internet y redes locales (HTTP, CIFS, FTP, etc).

El formato Matroska es uno de los más utilizados para reproducir películas en alta definición o digitalizar Blurays. A la hora de bajarte un vídeo por ejemplo, si ves que el formato es AVI sabrás que es de baja resolución, y si es MKV estarás seguro de que es de alta definición.

En cambio, su diferencia con otros contenedores populares como el MP4 está en que los MKV son compatibles con más códecs y formatos de vídeo y audio. Esto quiere decir que cuando queramos unir varios archivos dentro de un mismo MKV, que haría como caja contenedora, estos podrían tener una variedad mayor de formatos.

Por último y aunque no te los vas a encontrar tan a menudo, conviene dejar dicho también que los archivos de tipo Matroska pueden tener varios formatos. Los MKV son los archivos de vídeo, que pueden incluir subtítulos y audio. Por otro lado están los MKA únicamente para archivos de audio, los MKS para subtítulos, y unos MK3D que sirven para reproducir vídeos estereoscópicos, vamos, en 3D.

Cómo reproducir un MKV en tu ordenador

Mkv

Como hemos dicho al principio, si utilizas el sistema operativo Windows 10 no tienes de qué preocuparte, ya que Microsoft lo ha adoptado de forma nativa. Por lo tanto, con sólo hacer doble click en un archivo MKV el sistema lo reproducirá instantáneamente sin que necesites descargarte ninguna aplicación de terceros.

Sin embargo la cosa es diferente en versiones antiguas de Windows, en macOS y en las distribuciones GNU/Linux, así como la mayoría de sistemas operativos móviles. Estos no soportan de forma nativa el formato Matroska, lo que quiere decir que vas a necesitar descargarte una aplicación que sea capaz de reproducirlos.

La lista de alternativas que soportan este formato en diferentes sistemas operativos es inmensa, pero si no quieres calentarte mucho la cabeza siempre puedes limitarte a utilizar el reproductor VLC. Se trata de uno de los más utilizados del mundo, tiene versiones para los principales sistemas operativos, y soporta sin problemas los MKV.

En este enlace tienes todas las versiones de VLC que te puedes descargar, desde para Windows y macOS hasta para Chrome OS o decenas de distros GNU/Linux. También lo tienes para sistemas operativos móviles como Android, iOS, o Windows Phone.

Y antes de terminar un pequeño consejo. Hoy en día casi todos los televisores modernos son compatibles con el MKV, pero si te vas a comprar una tele nueva no está de más que te asegures y busques en su caja o manual cuales son los formatos que soporta. Si es compatible no necesitarás instalarle nada a la tele, y valdrá con conectarle un USB que contenga el archivo.

En Xataka Basics |

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos