Compartir
Publicidad

Los coches autónomos necesitarán mapas con más información y en Nokia HERE están en ello

Los coches autónomos necesitarán mapas con más información y en Nokia HERE están en ello
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Lo que tienes sobre estas líneas puede parecer un mapa normal, pero no lo es. Se trata de una instantánea de un mapa HD de Nokia HERE, el nombre que los fineses han dado a la nueva generación de mapas con vistas a un objetivo claro: el coche autónomo. ¿Simples líneas que se intersecan para indicar carreteras? No: ellos recogen información concreta de cada carril.

Por ejemplo, y entre otros parámetros, se almacena la superficie que ocupa cada carril, la posición de las líneas que lo delimitan, la trayectoria que debería llevar un vehículo que esté sobre el mismo y hasta la elevación, todo ello con el fin de complementar la información que los propios coches autónomos recojan mediante sus sensores y poder anticiparse cuando uno de ellos esté en carretera.

Standard Map 600x337
Mapa estándar de Nokia HERE del mismo cruce, donde una simple línea representa una carretera

Para uno de los ingenieros de Nokia HERE, al que han entrevistado en Wired, este tipo de mapas son fundamentales: "Si tienes un montón de sensores en el coche que detectan cosas en tiempo real y no tienes información previa sobre lo que existe, el problema se hace mucho más difícil. Los mapas son esenciales". Otro ingeniero daba un nuevo ejemplo a Slashgear: si estás detrás de un camión y los sensores de tu vehículo no ven más allá, ¿cómo sabrá lo que hay delante? Es ahí donde entran en juego estos mapas.

¿Cómo genera sus mapas HD Nokia HERE?

¿Y cómo consiguen toda esta información? Con coches, al igual que hace Google Maps, que se recorren las carreteras equipados en este caso con un sensor especial de nombre LIDAR que mapea sus alrededores utilizando tecnología láser y obteniendo información en tres dimensiones. En total, y según cifras de Nokia, alcanza a almacenar 700.000 puntos cada segundo.

Una vez recogida esa información (dicen que cada coche almacena 140GB de datos cada día), llega otra tarea difícil: interpretarla. Para ello utilizan algoritmos sobre estos datos que detectan la señalización reflectante que hay sobre el pavimento junto a las fotografías que toma cada coche. ¿El resultado? Imágenes como la que encabeza este artículo, aunque todavía les queda trabajo por delante: tan sólo han mapeado, por ahora, 2 millones de kilómetros en 30 países. Y ojo, porque Google también está en pleno proceso de volver a generar sus mapas.

Vía | Wired, Slashgear
En Xataka | Todo sobre los coches autónomos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio