Compartir
Publicidad

Europa quiere proponer que haya cargadores para coches eléctricos en cada nuevo hogar que se construya

Europa quiere proponer que haya cargadores para coches eléctricos en cada nuevo hogar que se construya
Guardar
36 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Eventos automovilísticos como el del Salón de París demuestran que los principales fabricantes están comprometidos con un futuro en el que predominen los coches eléctricos. Pero para que utilizarlos sea una experiencia cómoda primero hay que invertir en tener en todos los países la suficiente cantidad de estaciones de carga.

Con esta idea en mente, la Comunidad Europea quiere proponer una nueva norma mediante la cual se instalen cargadores para vehículos eléctricos en cada edificio reparado o de nueva construcción según The Guardian. De momento se trata sólo del borrador de una directiva que todavía habrá que debatir y aprobar a nivel europeo, pero que quiere entrar en vigor en 2019.

La intención de Europa es que este nuevo reglamento sea aprobado y publicado para finales de año, y que con él en efecto consigan que para el 2023 el 10% de los parkings en nuevos edificios dentro de la comunidad tengan con zonas para recargar vehículos eléctricos.

"Este tipo de estímulo del mercado no es sólo positivo, sino obligatorio si queremos ver un despliegue masivo de vehículos eléctricos en un futuro próximo", le ha dicho a The Guardian Guillaume Berthier, director de marketing y ventas de la sección de vehículos eléctricos de Renault. "La cuestión de cómo recargar tu coche cuando vives en un apartamento dentro de una ciudad es muy importante".

Las estaciones de carga son esenciales

Países como Noruega y PaísesBajos ya se están planteando prohibir la venta de coches de gasolina y diésel a partir de 2025, mientras los coches eléctricos empiezan a reclamar la atención de los usuarios con autonomías de entre 400 y 500 kilómetros, aunque en la práctica que llegue a tanto dependerá de la manera en la que los conducimos.

Actualmente, una de las mayores desventajas de este tipo de vehículos son los tiempos de carga. Modelos asequibles como el Renault Zoe pueden tardar varias horas en cargar completamente su batería, un hecho que hace esencial poder tener una estación de carga en nuestra casa para poder dejarlo cargando y despreocuparnos.

Como hemos dicho al principio, de momento no se trata de una nueva ley sino del borrador de una propuesta que la Unión Europea tendrá que debatir y aprobar. La intención es que el reglamento sea aprobado a finales de año, por lo que no deberíamos tardar demasiado en tener nuevas informaciones al respecto.

Vía | The Guardian
En Xataka | La electricidad invade el Salón de París al tiempo que los fabricantes de coches se alían contra Silicon Valley

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos