Sigue a Xataka

Sony Xperia P

Unos potentes focos de luz blanca marcan en el stand de Ericsson el lugar donde se exponen los Sony Xperia P. La compañía japonesa ha dotado al segundo de sus buques insignia para este año de una pantalla LED de 4 pulgadas con una tecnología propia bautizada como White Magic.

White Magic permite doblar la luminosidad de la pantalla para mejorar su visibilidad en entornos con poca luz. Tanto como que la pantalla del Sony Xperia P alcanza los 900 Nits a pleno sol. Bajo las bombillas ultrapotentes del stand, la pantalla del Xperia P se sigue viendo perfectamente.

Sony Xperia P

A su máximo brillo, White Magic consume un 10% más de energía, por eso el terminal está dotado de un sensor para limitar la luminosidad cuando no sea necesario. Por lo demás, la pantalla exhibe una buena resolución de 540 × 960 (275 de densidad de píxel), aunque sus ángulos de visión no son tan buenos como los de las AMOLED o las IPS.

Sony Xperia P

Encapsulado en una bonita carcasa de aluminio en colores plata o rojo, el Xperia P es un terminal ligero y con un tamaño asequible para todas las manos que lleva en su interior un procesador Dual Core a 1Ghz, 1GB de RAM y 16GB de memoria para almacenamiento.

El único con dock

El motor gráfico Bravia Engine y el procesador gráfico hacen de este modelo un buen compañero multimedia. Tanto es así que Sony ha decidido venderlo junto a un dock para conectarlo al televisor vía HDMI. Esta bañera también carga el dispositivo e incorpora dos puertos USB a los que se pueden conectar dispositivos de almacenamiento o incluso teclados y ratones compatibles.

Sony Xperia P

El Sony Xperia P que hemos probado aún llevaba Android en su versión Gingerbread, y aún así funciona de una manera ágil y muy satisfactoria. Sony tiene previsto actualizarlo a Ice Cream Sandwich en fechas próximas a su lanzamiento en abril, lo que sólo mejorará su experiencia de uso.

Sony Xperia P

Aunque no es un hipervitaminado Quad Core como el Xperia S, el Xperia P nos parece un terminal prácticamente redondo. Su dock, muy en la línea del del Motorola Atrix es la guinda en un pastel tecnológico muy bien cocinado y con un diseño con el sello Sony. Sin duda un terminal que se venderá muy bien, especialmente ahora que la subvención de terminales cambia a modelo de financiación.

Más información | Sony

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

17 comentarios