Compartir
Publicidad
Los 16 lugares a los hay que ir antes de morir si te gustan la ciencia y la tecnología
Otros

Los 16 lugares a los hay que ir antes de morir si te gustan la ciencia y la tecnología

Publicidad
Publicidad

El mundo es tan grande y está tan lleno de sorpresas que podemos confeccionarnos un itinerario en función de nuestros gustos, por muy frikis que sean, y saltar de uno al otro como en el Juego de la Oca. Eso incluye visitar y experimentar con sitios que están íntimamente ligados a la ciencia y la tecnología.

Con el propósito de que tengas un buen puñado de ideas para tus próximas vacaciones geek, a continuación hacemos un repaso a algunos de los destinos que deberían historiar tu pasaporte.

1. Akihabara (Japón)

a

Si viajáis a Japón, es visita obligada Akihabara: el mejor barrio de Tokio para comprar las últimas novedades en tecnología. También ha adquirido cierta fama por ser el hogar de una de las primeras tiendas dedicadas a los robots personales y la robótica.

Pero que no solo os deslumbren los enormes edificios llenos de plantas y más plantas de gadgets de todo tipo: lo más interesante, y barato, lo encontraréis en un dédalo de calles alrededor de la estación de metro que se llama Soto Kanda 3-chome. Algo así como un rastro o tienda de segunda mano pero para mad doctors.

2. Zero G (Estados Unidos)

Esta empresa de Nevada ofrece un avión que se eleva y baja rápidamente, en continuos vuelos parabólicos, generando un efecto de microgravedad durante ocho minutos. Lo más parecido a estar en el espacio y por un precio "módico": 5.000 dólares. Ya lo han probado miles de personas, incluida Stephen Hawking.

El fundador de esta empresa, además, es Peter H. Diamandis, uno de los propulsores de la Singularity University junto a Google y NASA y creador del XPrize.

3. Bletchley Park (Inglaterra)

a

En la Segunda Guerra Mundial, los ingleses reclutaron expertos para decodificar mensajes nazis. La primera computadora Colossus fue diseñada y construida en Bletchley Park, localizada en Buckinghamshire, Inglaterra, permitiendo romper los códigos de la máquina alemana Enigma. Actualmente se puede visitar una exhibición que alberga los aparatos usados para la misión.

La última adaptación cinematográfica de la vida de Alan Turing, The Imitation Game, interpretada por el gran Benedict Cumberbatch, es la mejor manera de visitar visualmente este lugar tan importante para el desarrollo de los cerebros mecánicos.

4. Islas Galápagos (Ecuador)

Estas islas que constituyen un archipiélago del océano Pacífico ubicado a 972 km de la costa de Ecuador deben visitarse no sólo por las especies únicas que albergan, sino también por la posibilidad de realizar la ruta que llevó a cabo en su día Charles Darwin, junto a pinzones, flamencos e iguanas. También debe Admirarse el volcán Sierra Negra, en Isabela.

Sin embargo, dado que el Parque Nacional admite un número limitado de visitantes, es conveniente reservar la visita en barco a través de un operador turístico.

5. Viganella (Italia)

¿Un pueblo donde brilla un sol de mentira? Sí, existe. Viganella es un pequeño pueblo del norte de Italia que, al estar situado en el punto más bajo de un profundo valle rodeado, queda sumido muchos meses del año en la sombra.

Para evitar esta oscuridad, se diseñó un sol artificial que fue emplazado en el Monte Scagiola, una de las colinas que rodean la localidad. En realidad el sol no es más que un reflecto de 40 metros cuadrados que refleja la luz del sol en la plaza del pueblo.

Fue en el año 2006 cuando se construyó este inmenso reflector de acero bruñido, colocado en la montaña a unos 870 metros por encima del pueblo. Este "Sol artificial", además, se controla con un programa informático capaz de rastrear el sol e inclinar los paneles del espejo para redirigir los rayos de luz..

6. El CERN (Suiza)

a

LHC son las siglas por las que generalmente se conoce al Gran Colisionador de Hadrones (en inglés, Large Hadron Collider), el acelerador de partículas más grande del planeta. Gracias al LHC se encontró el bosón de Higgs.

Visitar este lugar casi místico es posible. Ubicado en el CERN, otras siglas que significan Organización Europea para la Investigación Nuclear (en francés, Conseil Européen pour la Recherche Nucléaire), que está en la frontera franco-suiza, muy cerca de Ginebra, rodeado del macizo del Jura.

El CERN es como una pequeña ciudad de científicos y técnicos, al estilo del Silicon Valley estadounidense. Aquí fue donde se desarrolló, entre otras cosas, la WWW (World Wide Web), en 1989, el protocolo informático que ahora todos usamos para navegar por internet mediante páginas web.

El CERN incluso ha sido plató de rodaje de películas, como el thriller fantarreligioso Ángeles y Demonios, adaptación de la novela de Dan Brown. La trama de la película sugiere que la secta secreta de los Illuminati tiene la intención de robar 250 gramos de antimateria de estas instalaciones para fabricar una bomba de una potencia espectacular.

7. Grace Cathedral (Estados Unidos)

Einstein Window

Las iglesias no suelen hacer demasiadas concesiones a la ciencia. Pero hay excepciones, como Grace Cathedral. Concretamente, esta concesión la hallamos en una una vidriera que puede encontrarse en uno de los laterales de la Grace Cathedral, en San Francisco.

La vidriera, de cinco metros de alto, fue instalada en 1964 para representar a la ciencia, así que en ella vemos plasmado a Albert Einstein, bajo el cual aparece inscrita su famosa fórmula, rodeado a su vez de órbitas atómicas. A sus pies, un átomo de helio homenajea la aportación de Einstein a la física nuclear. Os aviso, eso sí, que la vidriera está muy alta y es difícil de admirar, y ya no digamos de fotografiar.

La otra vidriera religiosa y científica que existe está en la Iglesia Universalista Unitaria de Las Cruces, Nuevo México, que representa al astrónomo Clyde Tombaugh, descubridor de Plutón.

8. Museo Nacional del Aire y el Espacio (Estados Unidos)

s

El primero vuelo en avión tuvo lugar el 17 de diciembre de 1903 y fue protagonizado por los hermanos Wright, a bordo del Flyer. Hasta 1948, este mítico aparato que debería haberse bautizado como Ícaro, estuvo expuesto en el Museo Nacional del Espacio y el Aire del Smitshonian, en Washington DC.

Y ésta es solo una de las maravillas que podréis contemplar aquí, pues este lugar contiene la mayor colección de aviones y naves espaciales del mundo, incluida una réplica de la Pioneer 10, el primer objeto humano en salir del Sistema Solar, y el SpaceShipOne, el primer vehículo privado pilotado en alcanzar el espacio.

9. La zona de exclusión de Chernobil (Ucrania)

Chernobyl Npp Cut

El 26 de abril de 1986 hubo un terrible accidente en la central nuclear de Chernóbil. El área afectada fue de 150.000 kilómetros cuadrados, lo cual la convierte en la catástrofe nuclear más horrible de la historia.

Actualmente, por unos 400 dólares es posible contratar un tour guiado por la zona, aún bajo la radiación, de modo que los turistas deben cuidarse de no abandonar el vehículo y de no tocar absolutamente nada.

10. Hotel Victoria (Alemania)

El medioambiente también es un tema capital en la investigación científica internacional. Por ello, un buen viajero científico también debe rendir pleitesía a los ejemplos de sostenibilidad. Como el Hotel Victoria, considerado el hotel más ecológico del mundo. Desde los materiales hasta el uso de la energía están concebidos en este hotel bajo la idea de proteger al planeta Tierra. Este hotel solo funciona con energía renovable de fuentes como el sol, agua y aire.

El Victoria encuentra en una de las calles de Friburgo, Alemania, a la sazón la ciudad más ecológica del país (Friburgo es la ciudad alemana con más horas de sol). Se levanta concretamente en un edificio de 1875 en pleno centro de Friburgo, en la denominada Drei-Laender-Eck o esquina de los tres países: Alemania, Suiza y Francia.

11. Plataforma Solúcar PS10 (España)

a

Situada en España, concretamente en Sanlúcar la Mayor en Sevilla, la Plataforma Solúcar PS10 es una torre comercial generadora de 11 MW de energía procedente de la luz solar, con aspecto y efectos visuales que recuerdan poderosamente a una película de ciencia ficción.

La torre PS10, con una producción equivalente a aproximadamente 5.500 hogares, el equivalente a la población de Sanlúcar la Mayor, evita la emisión de 6.000 toneladas de CO2 anuales.

12. Museo Henry Ford (Estados Unidos)

a

Localizado en Michigan y dedicado a grandes inventores, el Museo Henry Ford alberga reproducciones de los laboratorios de los hermanos Wright y Thomas Edison.

Por supuesto, en los más de 49.000 metros cuadrados del museo también hay muchos coches, desde los primeros prototipos que el propio Henry Ford fue construyendo hasta llegar al mítico Ford Model T.

El museo se complementa además con la Greenfield Village, un pueblo museo en el que se pueden visitar edificios representativos de América desde el siglo XVII hasta hoy en día, y con la casa Dymaxion.

13. El Globe (Suecia)

a

Suecia alberga nuestro Sistema Solar a una escala gigantesca, lo suficientemente grande como para que asimilemos mejor las dimensiones leviatanescas del universo.

El centro del universo, a escala 1:20 millones, se halla en Estocolmo, donde está el Sol, conocido como el Globe, que además es el mayor edificio esférico del mundo (110 metros de diámetro). Luego, todos los planetas están diseminados por la geografía sueca a las distancias reales equivalentes, desde Mercurio (a 2,9 kilómetros del Globe, la maqueta del planeta tiene 25 centímetros de diámetro) hasta Plutón (a 300 kilómetros, y tiene 65 centímetros de diámetro), pasando por Júpiter (a 40 kilómetros), Saturno (73 kilómetros), Urano (143 kilómetros) y Neptuno (229 kilómetros). Más información, aquí.

14. Lago Mono (Estados Unidos)

s

El lago Mono, situado en las montañas Mammoth, en el parque Yosemite, en el este de California, se formó a causa de una titánica erupción volcánica de hace al menos 760.000 años.

El lago, de 22 kilómetros de diámetro, fue perfectamente normal hasta 1941, año en el que empezó a mutar hasta convertirse en hogar de una criatura venida de otro planeta: un crustáceo de la salmuera con aspecto vagamente extraterrestre. No en vano, los astrobiólogos de la NASA están sumamente interesados en la vida de este lago. El lago Mono se parece a un lugar en Marte llamado cráter Gúsev, donde los robots móviles Spirit de la NASA aterrizaron en 2004.

15. Río Tinto (España)

La NASA también está muy interesado en otro lugar que se encuentra en España: Río Tinto. Como su propio nombre indica, el río es de color rojo, como la sangre. Uno puede acercarse a la vera del río y tocar sus aguas. Pero cuidado, si vuestra ropa se mancha con ese agua, entonces nada podrá limpiar la mancha.

En el agua no hay peces, no hay vida animal. Son aguas muertas. Pero sí que hay vida microscópica, mayormente bacterias. Estas bacterias comen el hierro y otros metales arrastrados por el río, oxidándolo y otorgándole ese color rojo. También se comen el azufre, tornándolo ácido sulfúrico.

Otra opción para acercarse a este ecosistema único pasa por subirse a los vagones mineros del siglo XIX que nos pasearan por un recorrido de 22 kilómetros.

16. Mystery World (Suiza)

Jungfrau Park

Ésta es una visita irónica. O quizá sirva para fortalecer tu sentido crítico y afilar tu escepticismo. O para echar un vistazo al abismo negro de las pseudociencias, y que el abismo te devuelva la mirada, a lo Nietzsche.

Mystery World es el epítome de la pseudociencia convertida en espectáculo multicultural. Este parque temática concebido bajo el paraguas del investigador de lo paranormal Erich von Däniken (una versión helvética de J.J. Benítez) se encuentra en un lugar edénico: en el centro de Suiza, rodeado de los Alpes.

Tuve la oportunidad de ir hace unos días y, debido a su escaso éxito, ahora la entrada es gratuita hasta nuevo aviso. De este modo, podréis recorrer distintas demarcaciones en las que se mezclan los Vimanas con el poder telúrico de los Egipcios, pasando por los reptilianos y los Anunnaki, así como los presuntos fósiles de seres humanos gigantes.

Mención especial a la mascota del parque, Mistery, que alcanza una cota de horror naïf difícil de olvidar.

Más turismo tecnológico y científico en Xataka

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos