Publicidad

Cómo Batman y Superman se convirtieron en iconos mundiales
Literatura, comics y juegos

Cómo Batman y Superman se convirtieron en iconos mundiales

Publicidad

Publicidad

El escritorio está lleno de papeles y recortes, la máquina de escribir ha escupido el último folio, la pluma acaba de estampar una diligente firma. Ya no son horas, pero hay prisa por crear el paquete que cambiará la vida de estos jóvenes creadores. La Gran Depresión pega sus últimos coletazos y parece que el público, hambriento de pulp y cómics, espera algo nuevo. Son autores diferentes, años distintos, pero la sensación es la misma: Superman y Batman están destinados a ser grandes.

Pasamos de finales de los años 1930 a 2016, han pasado casi ochenta años desde que debutaran Superman (1938) y Batman (1939) el público espera su gran película conjunta: 'Batman v Superman', que supondría las bases para construir el nuevo universo cinemático de DC, construido a la zaga del ya establecido por Marvel y que tanto éxito le ha dado.

Marvel y DC son las grandes productoras de superhéroes americanos, décadas enfrentadas y universos propios en expansión con sus más y sus menos. Los fans se enzarzan en torno a sus historias y personajes... pero hay un aspecto en el que toda la comunidad coincide: DC es la que ha creado a los mayores iconos del mundo del superhéroe, y si el resto existe es porque alguien apostó por Superman y por Batman.

'Gladiator', Doc Savage y poderes: el pulp que parió a Superman

Gladiator Wylie

Año 1930: Michel Siegel (Sigel antes de inmigrar desde Lituania) muere durante un atraco a su tienda de trajes en Cleveland. Algunas fuentes afirman que fue disparado, otras hablan de un atraco... nunca quedó del todo claro pero esto marcó la juventud de su hijo, Jerry, quien empezaría a compaginar el instituto con un trabajo en una imprenta. El estar rodeado de tinta hace que sienta una inquietud de contar historias.

The Glenville Torch, el periódico del instituto, es el medio en el que publica sus primeras historias. Pronto tendrá una idea: necesita un ilustrador. Averigua que un primo suyo de Toronto trabajó en 'Jerry, The Journalist' con un dibujante muy bueno llamado Joe, que recientemente se mudó a Cleveland y va al mismo instituto que Jerry. Así, en la oficina del periódico un buen día de 1930, Jerry Siegel conocería a Joe Shuster con el que conectaría al instante: ambos tienen 16 años, les encanta la ciencia ficción, el pulp y tienen ganas de contar historias.

En 1932 Jerry Siegel publicaría 'Science Fiction', un fanzine en el que publicar sus propias historias ante el rechazo por parte de los editores de otro fanzine ('Science Fiction Digest') editado por Julius Schwartz y Mort Weisinger (futuros jefazos de DC). En 1933 saldría en esas páginas 'The Reign of the Superman', ocho páginas en las que un científico encuentra un meteorito con propiedades únicas y experimenta con diversos vagabundos, que obtienen poderes.

Reign Of Superman

Esta historia ya tiene los elementos que posteriormente caracterizaría a Superman y, por otro lado, es la representación de las grandes influencias del pulp en Siegel y Shuster. Por un lado la historia recordaba a 'Gladiator' donde Philip Wylie contaba el relato de un científico que crea a un superhombre de fuerza tal que dejaría a Sansón y a Hércules como niños. La novela de Wylie profundizaba en lo que significa ser superior y sería influencia para diversos personajes del pulp, con Doc Savage siendo el más obvio.

Durante algunos años Siegel y Shuster habían parodiado a los héroes pulp mediante 'Goober, el héroe poderoso' en el que daban una versión cómica de Buck Rogers y Tarzán entre muchos otros. Pero estaba llegando la hora de crear algo serio... y se empezaba a vislumbrar que lo próximo en el mercado serían los comic-books, una suerte de evolución de las tiras de prensa. En 1933 surgiría 'The Superman', un humano con una fuerza descomunal y que vestía con vaqueros y camiseta.

Envían la historia a Consolidated Press, quien se muestra interesada... pero que cierra antes de que llegue a buen puerto. Shuster se enfada y prende fuego a la muestra. Al año siguiente, en una noche toledana Siegel se levanta para crear Krypton, llama a Shuster y va a su casa para la gran tormenta de ideas: Clark Kent es el "último hijo" del planeta que llega a la Tierra, también crean la "S" y a Lois Lane.

Los héroes que salvaron a DC

Action Comics 1
Portada del Action Comics 1, primera aparición de Superman

Nadie quiere publicarlo. Algunas editoriales acusan al dibujo tosco y otras ni se molestan en abrir el paquete. En esta época Siegel y Shuster empiezan a trabajar para National Allied Publications, la predecesora de DC y solo Sheldon Meyer parece interesado... pero no sus superiores. Además la empresa propietaria (Wheeler-Nicholson) va de mal en peor y en 1937 se declara en bancarrota. Pero entonces el milagro ocurre.

Harry Donefield y Jack Liebowitz se hacen con el control y deciden hacer cambios. 'Detective Comics' funciona bien (y cuenta con un personaje de Siegel inspirado en 'The Superman') y quieren crear una nueva revista: 'Action Comics'. Será entonces cuando la nueva versión de Superman saldrá a la palestra... pero antes de ser publicada hay que remontarla y pasar de un formato de tira de prensa al formato magazine. Con mucha dificultad consiguen hacerlo y en 1938, con fecha de portada de junio, cinco años después de su primer Superman, el mundo conocería a Clark Kent, Krypton, Lois Lane y demás.

Siegel y Shuster van haciendo imparablemente sus historias, con una ciencia ficción con los pies en la tierra, con temas sociales y el héroe deteniendo indistintamente a rateros y a grandes criminales. En DC se dan cuenta de que la gente no pide "Action Comics" sino el "cómic de Superman" y las ventas lo confirman: en 1939 las tiradas se sitúan en torno a tres cuartos de millón de ejemplares... y se vende el 90%. Superman es todo un fenómeno y pronto comenzaría su expansión a prensa, radio, cine y merchandishing.

Cuando Superman originó a Batman

Detective Comics 27

En Nueva York un joven Bob Kane sostiene en sus manos el 'Action Comics' 1 y ya sabe que será algo grande. Él mismo lleva un par de años dibujando para National con 'Rusty y sus amigos' y 'Clip Carson' pero se asombra de que un par de "chicos de provincias" hayan dado con la tecla. Él quiere su propio Superman, National busca más personajes como ese, y Kane lanza un órdago a Vin Sullivan, su editor: "en dos días tendrás un nuevo personaje revelación".

Para ello Bob Kane repasaría de arriba a abajo su colección, cogiendo elementos que le gustan de personajes diversos y contando con la colaboración inestimable y forzadamente anónima, de Bill Finger, un escritor al que conoció en una fiesta y que contrató como negro mientras este trabajaba en una zapatería. Mientras muchas editoriales intentaban copiar a Superman, ellos harían algo distinto con su modelo.

Bill The Boy Wonder The Bat Man
Recreación de la primera versión de Batman, según Ty Templeton

Kane se regía por la máxima de que si algo funcionaba hay que copiarlo "a su manera". Finger servía entonces de brújula: a él no le interesaba heroicidades tan vistosas como las de Superman, sino quería algo más noir. Los nombres de Eagle-Man y Bat-Man pasan por sus cabezas. Alex Raymond, 'La Sombra', 'The Whisperer'... hay que seleccionar buenas referencias a la hora de crear un personaje en tres días. Sudan tinta pero por fin crean la primera historia de Bruce Wayne, un multimillonario que por la noche se enfrenta a criminales como The Bat-Man.

Bob Kane llama entusiasmado a Bill Finger: han aceptado. La primera historia de Batman saldría en el número 27 de 'Detective Comics' con fecha de portada de mayo de 1939. Eso sí, lo que no le cuenta a su amigo es que en DC no saben de la existencia del escritor, piensan que todo es trabajo de Kane... y así seguirá hasta que se descubra el pastel décadas después.

Si Superman fue un éxito inmediato, a Batman no le fue peor. Enseguida el nuevo personaje tuvo una segunda serie en cómic y en 1943 comenzaría el primer serial cinematográfico al que seguirían apariciones en la serie radiofónica 'The Adventures of Superman'. Con los años tendría serie de televisión, películas... y muchas páginas y páginas de historias.

Medio siglo de Batman v Superman

Dark Knight

La película de Zack Snyder no presenta el primer enfrentamiento de los héroes de DC. Durante años ha habido muchos cómics en los que los mayores iconos del mundo se pelean entre sí. Su primer encuentro en el cómic se dio en el número 76 de 'Superman' (1952). Durante los sesenta hubo unos cuantos enfrentamientos debido a conspiraciones de alienígenas o villanos aleatorios.

Quizás los grandes enfrentamientos, y que se guardan en la retina del fandom, sean los escritos (y dibujados) por Frank Miller en 'El regreso del Caballero Oscuro' y 'El contraataque del Caballero Oscuro', con Superman siendo enviado para "hacer entrar en razón" a un desatado Batman. O también el Batman de 'Superman: Hijo Rojo' intentando liderar una revolución contra el régimen comunista del hijo de Krypton.

Desde su origen Superman y Batman han sido el ancla de una de las mayores editoriales de Estados Unidos, los editores lo saben y durante años han hecho que ambos personajes se junten de vez en cuando. Obviando su presencia en Liga de la Justicia, son frecuentes los viajes de Clark Kent a Gotham o de Bruce Wayne a Metrópolis y a otros rincones del Universo DC.

El estreno de 'Batman v Superman' es su gran enfrentamiento en el cine, el germen de lo que vendrá en las películas de 'Justice League'. Lástima que las primeras críticas no sean demasiado halagüeñas, aunque hay excepciones como la de nuestros compañeros de Blog de Cine. Mirando atrás hacia su origen uno recuerda que sus creadores querían entretener, no querían hacer obras maestras, pero sí algo que llame la atención y guste. Lo lograron, y ese es el secreto de su éxito.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir