Publicidad

Productos OEM: qué son y para qué se usan, tanto en hardware como software

Productos OEM: qué son y para qué se usan, tanto en hardware como software
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Vamos a explicarte qué son y para qué se utilizan los productos OEM, gracias a los cuales hoy en día puedes comprar todo tipo de dispositivos a un precio más contenido al ayudar a reducir los costes de producción. Se trata de un tipo de producto que seguro que habrás utilizado o vendrá dentro de un dispositivo que utilices, por lo que están en tu día a día aunque no entiendas lo que son.

Vamos a empezar explicándote qué son las empresas y los productos OEM en general, intentando que sea una explicación sencilla y sin tecnicismos para que se entiendan. Y luego, también te hablaremos del software OEM, que también existe y lo habrás utilizado más de una vez.

Qué son las empresas y productos OEM

Las empresas OEM son esas que se dedican a producir productos para que otras los utilicen para sus propios productos. Por ejemplo, tienes empresas OEM que se dedican a crear componentes tecnológicos que otras empresas como Apple o Xiaomi compran para utilizarlos en sus propios productos, como por ejemplo pantallas, procesadores o cualquier otro componente.

Las siglas OEM vienen de Original Equipment Manufacturer, que significa Fabricante de Equipo Original. Volviendo al ejemplo de Apple o Xiaomi, estas le envían diseños de los componentes que necesitan a las empresas OEM, que pueden ser Samsung o TSMC entre otras. Estas, producen un producto con el diseño que les han pedido las otras empresas, y se los envían de vuelta para que los utilicen en sus equipos o los revendan bajo su marca.

Hay empresas OEM que se dedican a la fabricación de componentes concretos, como pueden ser Samsung o LG para las pantallas de los móviles. Pero a la hora de hacer sus propios móviles, para el resto de componentes que ellos no fabrican pueden recurrir a otras OEM que se los fabriquen.

Gracias a las empresas OEM tenemos unos productos tecnológicos más baratos. Imagínate que Apple o Samsung tuvieran que fabricarse todos sus componentes y los chips que llevan sus dispositivos. El esfuerzo económico y la inversión necesaria para ello sería muy grande, lo que encarecería el producto final. Estas empresas pueden fabricar algunos de sus componentes, como procesadores o pantallas, pero lo normal es que siempre recurran a otras para el resto.

Hay empresas OEM que quizá ni siquiera conozcas porque no crean productos finales, sino que simplemente hacen componentes para que otras puedan reducir sus gastos de producción. Estas empresas proveedoras, de hecho, en ocasiones tienen una gran diversidad de producción y crean varios tipos de productos para las demás.

También se le puede llamar OEM a empresas que fabrican el producto completo para otra empresa, realizando todo el proceso de subcontratación de la fabricación. Estas empresas, fabrican los productos con los colores, los diseños y los logos de las empresas bajo cuyo nombre se van a fabricar. Sería como si la empresa X hubiera hecho el teléfono que lleva su nombre, pero realmente le móvil lo ha hecho una OEM Y que se ha encargado de todo.

La existencia de este último tipo de empresas es la razón por la que hay algunas empresas poco conocidas pero diferentes, y que venden dispositivos como móviles con exactamente el mismo diseño, a veces cambiando únicamente el logo. A las empresas que fabrican estos dispositivos se les puede llamar OEM como hemos dicho, aunque técnicamente serían ensambladores de productos originales cuyos componentes les han enviado las que realmente son OEM.

Por lo general, un fabricante de productos tecnológicos se asocia con varias OEM con un acuerdo mediante el cuál estas les van a ofrecer un tipo de componente a mejor precio a cambio de que sólo se lo compren a ellas.

También hay Software OEM

Hasta ahora sólo hemos hablado de empresas que se dedican a hacer hardware OEM, pero también hay otras que hacen versiones OEM de un software. Un ejemplo lo tienes en Microsoft, que además de hacer versiones de Windows para usuarios finales, también tiene licencias OEM de Windows destinadas a los fabricantes para que preinstalen el sistema operativo en sus equipos.

Por lo general, la versión OEM de un software sólo se puede adquirir al comprar un hardware. Por ejemplo, un fabricante de ordenadores no sólo se alía con los OEM de hardware para fabricar y montar su dispositivo, sino con OEM de software para que su producto tenga todo lo necesario para que sea funcional, o para darle a los usuarios un valor añadido con otros programas preinstalados.

El caso de Windows es muy bueno para explicar este tipo de software, ya que refleja muy bien las diferencias con el software denominado "retail",que es el destinado al público en general. Cuando compras un ordenador con Windows, generalmente no deberías poder activar Windows en ningún otro ordenador con su licencia, ya que esta ha sido diseñada únicamente para el dispositivo concreto en el que viene instalado.

Sin irnos de Windows, hay veces que encontrarás a la venta licencias a muy bajo precio, y lejos de los más de cien euros que puede costar la original. Estas suelen ser licencias OEM que sólo te van a valer para un ordenador, y que de alguna manera el vendedor ha conseguido obtener por vías que no siempre son adecuadas.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios