Publicidad

La CNMC aprueba la compra de Canal+ por Telefónica: éstas son las claves del acuerdo
Aplicaciones

La CNMC aprueba la compra de Canal+ por Telefónica: éstas son las claves del acuerdo

Publicidad

Publicidad

Tras varios meses en el limbo a la espera de que las autoridades reguladoras dieran su visto bueno, por fin conocemos ya la decisión final: la Comisión Nacional del Mercado de la Competencia (CNMC) ha dado luz verde (con limitaciones, ojo) para que Telefónica compre Canal+. La noticia llega casi un año después de que Prisa aceptara la oferta de Telefónica, con la que la operadora se hacía con el 56% de DTS por 725 millones de euros.

En verano era Mediaset la que vendía el 22% de Canal+ a Telefónica por 295 millones de euros (que podrían subir hasta 365 millones en función de otras variables). En total, los de César Alierta pagarán 1020 millones de euros a cambio de controlar el 100% de Canal+, pese a las protestas de la competencia. Una vez se confirme oficialmente el cierre de la operación, Telefónica habrá dado un golpe sobre la mesa y se habrá hecho con algo muy interesante para diferenciarse del resto con su Movistar TV: contenido, mucho contenido.

Las quejas de los rivales

Ante los acuerdos económicos de Telefónica con los propietarios de Canal+, la competencia no tardó en reaccionar. Vodafone advertía de una posible "posición dominante" del operador con su nuevo canal, explicando que se llevarían el 81,7% de los clientes de la televisión de pago en España. Pedían la intervención de las autoridades competentes para que pusieran condiciones a la operación.

Con los mismos argumentos protestaba Orange: "A través de los paquetes integrados de telecomunicaciones con servicios audiovisuales podría crear barreras de entrada infranqueables para los demás operadores, reforzando aún más su dominancia y perjudicando seriamente la competencia". También ellos reclamaban "serias y fuertes" condiciones por parte de la CNMC.

Vodafone Quejas Diapositiva de Vodafone en la que muestran, según ellos, la problemática del acuerdo

A las principales operadoras hay que sumar las quejas de otros implicados indirectamente en el acuerdo. La Liga Profesional de Fútbol se mostraba hace unos días contraria a esta fusión. ¿Por qué les afecta a ellos, cuando a priori no deberían? Sencillo: sin Canal+ se eliminaría de la ecuación un pujador por los derechos televisivos de la competición. De estar Canal+, GolT y Movistar pasarían a estar GolT y Movistar, lo que para ellos sería una faena ya que, al haber menos competencia, podría bajar el precio.

Un acuerdo con condiciones

Con estas cuotas de mercado, la CNMC no tardó en entrar en el proceso para establecer ciertas condiciones que no permitieran la exclusividad de algunos contenidos a Movistar TV. Durante algún tiempo incluso se llegó a rumorear que las exigencias del regulador eran tan fuertes que el acuerdo estuvo a punto de cancelarse, pero pronto llegaron a un acuerdo de compromiso que Telefónica veía con buenos ojos.

¿En qué consiste dicho compromiso? En principio, Telefónica tendrá que abrir el 50% de sus canales premium a sus rivales, es decir, aquellos que tienen contenido exclusivo. Estamos hablando de canales deportivos (con derechos de fútbol y otros deportes) con los que se han hecho tras la compra de Canal+, así como otros contenidos exclusivos cuyos derechos ya estaban en poder de Movistar (como MotoGP o F1). Además se reduciría el tiempo de exclusividad de contenidos: de tres años a dos años.

La CNMC se encargará de controlar el precio que Telefónica cobrará por estos canales a sus rivales, aunque no se ha determinado más al respecto. Tampoco habrá permanencias en parte de la oferta de su TV de pago y se comprometen a seguir ofreciendo los canales de DTS a los operadores que ya los tenían por contrato... al menos hasta que éste finalice. Todo ello por cinco años. Esta, recordemos, es la propuesta de Telefónica, que el regulador ha aceptado, por lo que el acuerdo está "visto para sentencia" y puede darse por hecho.

Telefónica tendrá que ofrecer a la competencia el 50% de sus canales premium, entre ellos los de fútbol

Las operadoras de la competencia, sin embargo, no creen que esto sea suficiente. Orange se mostraba hace unos días conforme con el asunto de los canales premium, pero pedía que se establecieran condiciones adicionales, como subir el porcentaje. También exigían que las cadenas no llevaran Movistar en el nombre y que el precio del que hablábamos antes, fijado por la CNMC, fuera el mismo para todos los operadores, incluyendo Movistar. La CNMC no parece haber hecho caso de estas peticiones.

¿Qué se lleva Movistar TV?

Contenido. Obviamente, mucho contenido y no únicamente deportivo. En el apartado de los deportes, hablamos de fútbol (aunque Movistar ya se movió en su día y se hizo con los derechos del FC Barcelona y GolT les ha arrebatado la Champions League, se siguen quedando con algunos campeonatos nacionales, como la Premier, la Bundesliga o el Calcio), la NBA y la Euroliga de Baloncesto, la mayoría de Master de Tenis, prácticamente todo el golf y otros deportes, como el Rugby, la NFL, etc.

En cuanto a ficción, heredará algunos grandes éxitos, como 'Juego de Tronos' y otras series de HBO (tienen un acuerdo de exclusividad, también muy jugoso para Movistar), o 'House of Cards' y 'Orange is the new black' de Netflix. La lista completa de derechos podéis verla en ¡Vaya Tele!, con otras series que también se llevarán en exclusiva.

Los nuevos contenidos son el complemento perfecto para una Movistar TV que lleva un tiempo apostando por hacerse con todas las exclusivas que puede. De hecho, han llegado a un acuerdo con HBO para ofrecer algunas de sus series y con Movistar Series tienen un catálogo majo de series completas. En el ámbito deportivo, MovistarTV también se ha hecho en exclusiva con las competiciones de MotoGP y Fórmula 1, a las que se unirán las de los deportes que mencionábamos antes.

Telefónica conquista la televisión de pago

¿Cómo diferenciarte de la competencia con tu oferta convergente? Velocidades, precio, otros servicios y... contenido. Este último nunca ha sido el punto fuerte de Vodafone y de Orange, con ofertas televisivas que nunca han tenido demasiado tirón. Movistar TV quiere cambiar esto y, además de ofrecer los canales clásicos de pago (FOX, AXN, etc.) está apostando por contenidos exclusivos que les ayuden a conseguir nuevos clientes. Canal+ completará dicha apuesta.

Con la compra, Movistar TV se lleva también el servicio vía satélite

Otra de las claves de esta compra la comenta mi compañero Mikel en Xataka Móvil: la oferta televisiva de Movistar TV estaba hasta ahora limitada a los sitios con buena cobertura de par de cobre. ¿Qué ocurre si metemos el satélite en la ecuación? Que Movistar TV podrá ofrecer, si lo desea claro, contenidos televisivos allá donde quiera e independientemente de que le llegue ADSL con mucha velocidad o no.

Ir más allá de este punto sería teorizar, y es que todavía quedan muchas incógnitas. ¿Cómo será la fusión? ¿Qué canales se crearán? ¿Qué ocurrirá con los actuales abonados a Canal+ que no son clientes de Movistar? ¿Y Yomvi? ¿Servirá para crear un servicio VOD más extenso si se junta con Movistar Series? Para conocer las respuestas a estas preguntas tendremos que esperar todavía un poco más.

Más sobre este acuerdo

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir