Compartir
Publicidad
Internet.org: el disfraz filantrópico de Facebook para seguir ganando usuarios
Aplicaciones

Internet.org: el disfraz filantrópico de Facebook para seguir ganando usuarios

Publicidad
Publicidad

¿Puede una iniciativa, inofensiva a priori, que pretende llevar Internet a todo el mundo terminar siendo el blanco de numerosos ataques y críticas? Sí, y si no que se lo digan a Mark Zuckerberg e Internet.org. Hoy repasamos en qué consiste el proyecto, quién está detrás, los problemas que tiene éste, los recientes cambios y el principal desafío que tiene por delante: convencer a la gente de que no se trata de un simple plan de expansión para Facebook.

¿Qué es Internet.org y quién está detrás?

En 2013, Mark Zuckerberg (CEO de Facebook), anunciaba por todo lo alto su nueva iniciativa: Internet.org. Junto a la propia red social, otros socios como Ericsson, Nokia, Qualcomm y Samsung se unían para llevar la conectividad a países en desarrollo donde tener acceso a Internet es casi más un privilegio y un lujo que algo básico. ¿El objetivo final? "Conectar a los dos tercios de la población que todavía no tienen conexión", según reconocen desde la propia página del proyecto.

La propia web de Internet.org no deja lugar a dudas: "Internet.org, por Facebook"

Pero ¿en qué consiste exactamente Internet.org? Además de estar investigando tecnologías y nuevos medios para "hacer que el Internet asequible sea posible", en varios países (Tanzania, India, Colombia, Kenia, Ghana e Indonesia) han lanzado ya la aplicación oficial de Internet.org. Desde ella, y gracias a los acuerdos con algunos operadores, ofrecen el acceso gratuito (no cuesta dinero y tampoco gasta datos) a ciertos servicios, como el propio Facebook, la búsqueda de Google, Wikipedia y otros servicios, entre ellos algunos locales con los que han llegado a acuerdos.

Neutralidad, lo que se dice neutralidad...

Internet Org India

Imagínate que tienes un servicio o una red social en cualquiera de los países que acabamos de mencionar. ¿Cómo compites contra alguien que no sólo es más grande que tú, sino que además ofrece gratis su servicio sin que tú puedas optar a hacer lo mismo? Lo tendrías muy difícil, y ésa es precisamente unas de las críticas que más ha recibido Facebook en las últimas semanas. Lo que ellos ofrecen no es acceso gratuito a Internet, sino acceso gratuito a su Internet, el que ellos deciden, en una clara ruptura de la neutralidad de la red.

Mark Zuckerberg se hacía eco de estas críticas no hace mucho y se justificaba diciendo que tener algo de conexión es mejor que no tener nada. Algunos señalaban la hipocresía de esta afirmación, cuando el propio Zuck en Estados Unidos es uno de los grandes defensores de la neutralidad de la red. Este argumento no convenció a varios participantes de La India en el proyecto, que lo abandonaban justo en plena protesta.

La "discriminación positiva" puede frustrar nuevas iniciativas, apps y startups que no logren entrar dentro de las seleccionadas

La "discriminación positiva" también es peligrosa, o al menos es lo que afirma Tim Berners Lee, el "padre de Internet". Él mismo señalaba cómo las operadoras pueden convertirse así en "porteros", con un problema claro: "pueden escoger a mano a ganadores y perdedores en el mercado y también pueden favorecer sus propios sitios, servicios y plataformas sobre los del resto". Todo esto ha hecho que Internet.org se haya visto involucrada en multitud de críticas y que Mark Zuckerberg se haya visto obligado a responder.

Internet.org responde a algunas críticas

Como mencionábamos, hasta ahora eran Facebook y sus socios los que elegían quién podía unirse a su iniciativa de datos gratuitos, pero esto ha cambiado. Esta semana Zuckerberg anunciaba que Internet.org pasaba a ser una plataforma y que cualquiera podría solicitar unirse siempre que su servicio o app cumpliese ciertos requisitos, tanto técnicos como de contenidos.

Fuera de la oferta de Internet.org se quedarán aquellos servicios que necesiten una gran transferencia de datos (VoIP, transferencia de archivos, vídeos, fotografías en alta resolución, etc.). Tampoco podrá utilizarse Javascript o HTTPS, entre otros. En cualquier caso, Facebook ha desarrollado alguna norma muy genérica (como que tienen que ser proyectos que sean útiles y eficientes) y se reserva el derecho a no aceptar a aquellos que no la cumplan, con lo que veremos si unirse es tan fácil como ellos lo pintan.

Pero otras quedan sin responder por ahora

Proxy Internetorg

Desde Facebook aseguran que no se puede utilizar HTTPS por la forma en la que funciona su sistema, utilizando proxies para dirigir la navegación del usuario. Esto ha generado numerosas críticas ya que tanto Facebook como los propios operadores se reservan el derecho a recoger información sobre la navegación de cada persona si utilizan su servicio. Zuckerberg ya ha salido al paso de este problema y ha explicado en que soportarán HTTPS en cuanto les sea posible "pronto" y que es una de sus prioridades, aunque por ahora no es así.

Sin embargo, la crítica más frecuente hacia Facebook es cómo está vistiendo de obra de caridad y altruismo una maniobra claramente orientada a conseguir más usuarios para su red social donde todavía tiene amplio margen de crecimiento: en los países en desarrollo. En los países "del primer mundo", el crecimiento de Facebook ha tocado casi techo: los potenciales usuarios de Facebook ya están en Facebook y es muy difícil seguir creciendo a partir de ahí.

"Es casi como si Zuckerberg se dedicara a la filantropía, pero con mi dinero", Vittorio Colao (CEO de Vodafone)

"Es casi como si Zuckerberg se dedicara a la filantropía, pero con mi dinero", decía Vittorio Colao (CEO de Vodafone) en alguna ocasión. En Internet.org piden a las operadoras que colaboren y ofrezcan infraestructuras y datos gratis. Ellas, a cambio no se llevan nada directamente, tan sólo una promesa de Facebook en la que les dice que instarán a los usuarios a que contraten planes de pago con ellas.

En DigitalTrends lo resumían con una frase bastante clarificadora: "¿No es conveniente que las creencias de Zuckerberg estén casualmente alineadas con su plan de negocio?". En The Verge lo hacían de forma similar: "La propuesta de Mark Zuckerberg de llevar Internet a los pobres son negocios disfrazados de caridad". Yo, a la vista de las pruebas, soy de la misma opinión: Mark Zuckerberg se ha rodeado de gente muy buena que ha sido capaz de escalar su red social hasta el negocio multimillonario en el que se ha convertido hoy en día, y no creo que haga nada por casualidad.

Este tipo de iniciativas, si bien poseen un objetivo (al menos público) que se puede alabar, pueden terminar por abrir todavía más la brecha entre la conectividad de los países privilegiados y los países en desarrollo. Lanzo la misma pregunta que lanzaba hace unos días: ¿Llegaremos a tener un Internet del "primer mundo" y otro del "tercer mundo"?

En Xataka | Mark Zuckerberg está a favor de la neutralidad de la red pero sólo en algunos países

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos