ARM a por Intel: Cortex-A15 destinado a teléfonos, tablets, portátiles y servidores

Síguenos

ARM Cortex A15

A principios de este año la compañía británica ARM, diseñadora de procesadores, nos informó sobre el desarrollo de su nueva arquitectura Eagle, sucesora de los Cortex-A9, que se están empezando a ver en procesadores de nuevos dispositivos en el mercado. Texas Instruments, NVIDIA, Samsung, Apple o Qualcomm, son alguno de los fabricantes que utilizan sus diseños, y seguro que se estarán frotando las manos.

Hoy conocemos que la prometedora arquitectura será conocida como Cortex-A15, y estará disponible en versiones de un solo núcleo y 1GHz, llegando hasta diseños de cuatro núcleos y 2.5 GHz. En el caso de los modelos más potentes se habla de una orientación a servidores.

Que nosotros conozcamos, Texas Instruments ha sido el primer fabricante en licenciar los ARM Cortex A15 para sus SoC (System on Chip) durante el mes pasado, es de suponer que el resto de competidores levantarán la mano en poco tiempo, se rumorea que ST-Ericsson y Samsung son las siguientes.

ARM Cortex A15

Cada vez parece más claro que ARM no quiere permanecer en el mundo de los teléfonos móviles mucho más tiempo, y está empezando a aparecer en otros mercados de forma exitosa. Como os comentábamos al comienzo de la noticia, existen diferentes diseños de Cortex-A15 que podríamos calificar según su utilización, velocidad y número de núcleos:

  • 1 a 1.5GHz, mono o doble núcleo, destinado a Smartphones y otros dispositivos móviles como tablets.
  • 1 a 2GHz, con dos o cuatro núcleos, destinados a netbooks, tablets, nettops, e incluso portátiles.
  • 1.5 a 2.5GHz, cuatro núcleos, destinado a servidores.

Características importantes a tener en cuenta con Cortex A15:

  • Disponible en 32 y 28nm, para llegar a 20nm en el futuro.
  • Retrocompatible gracias al uso de las instrucciones ARM v7.
  • Ejecuta tres instrucciones por ciclo de reloj en comparación con Cortex A8 y A9 que hacen dos.
  • Direcciona hasta 1TB de memoria.

ARM Cortex A15

Intel tiene un problema

Según ARM no debería sorprendernos que en un par de años, los sucesores de nuestros iPhone, Galaxy, o iPad (Cortex A8) sean cinco veces más potentes sin ningún tipo de detrimento en la autonomía de los mismo. El consumo es una de las principales ventajas de los desarrollos ARM, y en vistas de lo que nos depara el futuro, Intel debería estar preocupada por la competencia, ya que el futuro tiene en la movilidad y la conectividad sus pilares.

El dolor de cabeza que presumimos está pasando Intel está siendo medicado, y es que recientemente ha gastado 1.400 millones de dólares en adquirir una división de la compañía desarrolladora de chips Inifineon, y está haciendo progresos importantes en sus procesadores Atom.

intel infineon

Infineon Technologies se encarga de fabricar gran parte del hardware de teléfonos importantes Android y iPhone, y durante este trimestre ha tenido unas ventas de 346 millones de euros, un 38% más que el año pasado: sin duda los Smartphones están de moda e Intel quiere dejar a un lado su dependencia al mundo de los ordenadores.

El problema está en que los actuales procesadores basados en ARM Cortex A9 ya están demostrando ser capaces de meterse en terrenos Intel, como los ultraportátiles, además de estar copando la mitad de tablets que tienen que aparecer en el mercado, incluso teléfonos como el que prepara LG han elegido esta arquitectura.

Veremos qué pasará cuando lleguen productos basados en Cortex-A15 en 2012, por lo pronto os dejo con el vídeo de presentación realizado por ARM:

Vía | AnandTech » ARM.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

33 comentarios