Publicidad

Una gran red europea para el coche de hidrógeno: así es el plan de 11 compañías de gas para conectar más de 23.000 km de gasoductos

Una gran red europea para el coche de hidrógeno: así es el plan de 11 compañías de gas para conectar más de 23.000 km de gasoductos
57 comentarios

El coche de hidrógeno quiere postularse como alternativa al coche eléctrico. Y la Comisión Europea quiere impulsar su uso. Los estados empiezan a ver un interés estratégico en el hidrógeno y desde Europa ya se está impulsando la necesidad de crear una red específica de gasoductos de hidrógeno. Ahora conocemos los planes de un grupo de once compañías, quienes planean construir una red troncal de hidrógeno para Europa.

Enagás, Energinet, Fluxys Belgium, Gasunie, GRTgaz, NET4GAS, OGE, ONTRAS, Snam, Swedegas (Nordion Energi), Teréga y la consultora Guidehouse son las once compañías que han presentado el plan 'European Hydrogen Backbone'. Un documento donde se describe el desarrollo de una red de 22.900 kilómetros de gasoductos de gas. Una red que correrá a lo largo de países como Alemania, Francia, Italia, España, Holanda, Bélgica, la República Checa, Dinamarca, Suiza y Suecia y prevé interconectar todos estos países en 2040.

Europa no quiere perder el tren del coche de hidrógeno

Hidrogeno

El consorcio señala que el coste de estas infraestructuras será relativamente asequible, ya que la intención es construir un 25% de gasoductos nuevos y adaptar el 75%, a partir de gasoductos de gas natural.

El plan inicial es conectar los centros de suministro y los puntos de demanda, los denominados "valles de hidrógeno". Para 2030, el consorcio planea alcanzar e interconectar 6.800 kilómetros en Europa.

El coste de crear esta red de hidrógeno está estimado entre 27.000 y 64.000 millones de euros, un presupuesto "relativamente limitado en el contexto de la transición energética de Europa", explican desde el consorcio.

Según sus cálculos, el coste por cada kilogramo de hidrógeno estaría entre 0,09€ y 0,17€ cada 1.000 kilómetros, una estimación bastante amplia debido a las dudas sobre los costes de los compresores. Precisamente en el coste del transporte del hidrógeno se encuentra uno de los grandes debates sobre el interés de su uso.

Mapa Hidrogeno Red de hidrógeno europea planteada para 2040. Fuente: European Hydrogen Backbone

La Comisión Europea espera que para 2050, el hidrógeno representa entre el 12 y el 14% del mix energético europeo. Alemania tiene como objetivo producir 5 gigavatios de energía vía hidrógeno en el año 2030. Según una estimación del consorcio, la red troncal de hidrógeno propuesta debería estar capacitada para transportar más de 1,130 TWh, la demanda anual estimada en Europa para 2040.

El proyecto pretende que surjan dos redes de transporte de gas; una dedicada al hidrógeno y otra al biometano.

"La selección de países no refleja las posibilidades del hidrógeno o los tiempos de ninguno de los países. Es principalmente una representación del grupo de compañías que ya estaban trabajando juntas para comenzar esta iniciativa", explica Camilla Palladino, VP Snam, operador de gas italiano.

España posee actualmente varios gasoductos de gas natural, que serían reaprovechados para adaptarse al hidrógeno. Como describe El Periódico de la Energía, las grandes regasificadoras se encuentran en Coruña, Gijón, Bilbao, Barcelona, Valencia y Huelva. Para esta red se resucitaría la interconexión con Francia a través de Cataluña, se crearía un gran gasoducto que fuera desde A Coruña hasta Guadalajara y conectar la red mediterránea con la del norte a través de Zaragoza.

En marzo de este año, la Empresa Nacional del Gas, Enagás (con sede en Madrid), anunció sus planes para producir hidrógeno renovable en Asturias y exportarlo posteriormente a Alemania y Países Bajos. El proyecto apodado como 'Green Spider' se encuentra buscando financiación y se planteó un desembolso 2.100 millones de euros, de los cuales 400 irían para Asturias.

Hidrogen Proyecto 'Green Spider' de Enagás.

A día de hoy, la oferta de coches de hidrógeno es muy limitada. Unido a la falta de infraestructura, convierten a los coches con pila de combustible en casi una utopía. Sin embargo, las autoridades están empezando a pensar en el hidrógeno como una solución ideal, tanto por sus bajas emisiones como por la independencia energética que lograrían.

Vía | Mixx.io

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios