Sigue a Xataka

Paytouch imagen playa

Han empezado con el exclusivo hotel Ushuaïa Ibiza Beach, pero no quieren detenerse allí pese a que el entorno de la playa parece un lugar ideal para el sistema de pago sin dinero físico que propone PayTouch, una iniciativa española que ha creado un sistema de pago biométrico.

PayTouch busca ser un sistema de pago ante todo cómodo pero sin olvidar la seguridad. Usar solo nuestra huella dactilar cuando tenemos que pagar algo cumple con ambas premisas. Para usarlo debemos estar identificados en el sistema, lo cual se puede hacer de forma presencial en kioskos propios con lector de huellas dactilares, y lógicamente asociar al menos un método de pago (tarjeta de crédito o débito por ahora) a nuestra huella.

A la hora de realizar el pago, los comercios deben tener un terminal con lector biométrico donde el consumidor coloca dos dedos. En cinco segundos según la empresa, la identificación del usuario y el pago ya se han realizado.

Lector de huellas

El sistema de pago se completa con un área privada donde el usuario o el comercio, según corresponda, pueden consultar las transacciones y otras gestiones con el teléfono móvil o el ordenador.

A nivel de seguridad, el lector de PayTouch incluye sistemas para evitar suplantaciones del lector y el sensor es de tipo capacitivo para que sea imposible usar fotografías o copias de nuestra huella. El mismo detecta tanto el relieve de la huella como el pulso, por lo que con un dedo sin él no podría realizarse el pago.

El sistema sigue en fase de desarrollo y en busca de financiación, que todo indica que llegará del extranjero.

Más información | PayTouch.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

30 comentarios