Sigue a

Samsung Galaxy Camera

Todo empezó en el mes de febrero. Una patente dejaba entrever que Samsung estaba trabajando en un gadget diferente: una cámara compacta, pero no una cualquiera. La coletilla Galaxy era un guiño demasiado obvio: funcionará con el sistema operativo Android.

Seis meses más tarde, Samsung se une a esa tímida corriente que poco a poco va ganando adeptos como Nikon o Polaroid. Samsung Galaxy Camera es su nombre y con ella quiere poner su experiencia en las cámaras compactas y los smartphones juntos en un mismo gadget.

Samsung Galaxy Camera, combinando una cámara compacta con Android

Empecemos hablando por el sensor. Contaremos con CMOS BSI de 16 megapíxeles y un zoom con 21 aumentos. Sobre el papel suena como una compacta bastante potente y viendo la calidad de su gama WB podemos esperar resultados realmente buenos.

Samsung Galaxy Camera

Que sea una cámara compacta no significa que tenga potencia. Su procesador de cuatro núcleos a 1,4GHz demuestra que no le falta nada. Tendremos 8GB de memoria interna con la posibilidad de ampliarlo con tarjetas microSD, quizá esto último puede extrañar a muchos ya que normalmente las cámaras cuentan con ranura SD convencional.

En la parte trasera tendremos una pantalla táctil de 4,8 pulgadas, un panel HD SLCD. Un tamaño más grande que el de muchas compactas pero teniendo en cuenta que vamos a usarla con los dedos es comprensible.

Un punto importante de esta Galaxy Camera lo encontramos en la conectividad. Cada vez son más los fabricantes que apuestan fuerte por este apartado e introducen soluciones inalámbricas como el WiFi. Sin embargo en muchos casos no es del todo útil ya que cuando hacemos fotos no tenemos conexión, para ello Samsung ha introducido una ranura SIM para tener conectividad 3G.

Samsung Galaxy Camera

La cámara debutara con Android Jelly Bean 4.1 y con todas las aplicaciones que hay para el sistema operativo de Google. Esto deja lugar a una pequeña duda: la comodidad. A la hora de usarla cómo cámara no hay dudas pero para cogerlo como un smartphone y usar las aplicaciones parece algo ambiguo. Por fortuna la probaremos en IFA para salir de dudas.

El hardware pretende marcar la diferencia pero el software tampoco se quiere quedar atrás. Tendremos un gestor de contenidos como en los smartphones de la familia Galaxy: reconocimiento de caras para organizar álbums, la posibilidad de compartir imágenes por WiFi Direct y una aplicación de cámara fotográfica más completa que la de los móviles: permite grabar a cámara lenta con 120fps y utilizar comandos de voz.

Samsung Galaxy Camera, precio y disponibilidad

Samsung Galaxy Camera llegará de aquí a finales de año aunque no hay fecha de lanzamiento ni precio. Samsung venderá la cámara como un modelo más pero también la ofrecerá a través de diferentes operadores, algo similar a lo que ya sucedió en su día con PS Vita y Vodafone. Os mantendremos informados cuando la compañía coreana publique más información al respecto.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios