Compartir
Publicidad

Huawei Nova Plus, análisis: ¿son suficientes buenas selfies y autonomía para reinar en la gama media?

Huawei Nova Plus, análisis: ¿son suficientes buenas selfies y autonomía para reinar en la gama media?
Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace unas semanas asistíamos a la última presentación de Huawei durante la IFA 2016. Un evento un tanto inesperado no por las fechas, pero sí al tratarse de una nueva familia de smartphones que, si hablamos de gamas, se sitúan en el extremo más cercano a la alta de la media. Esta familia de momento cuenta con dos ejemplares, de características similares pero tamaños distintos, el Huawei Nova y el Nova Plus. Y es el Nova Plus el que hemos podido analizar a fondo.

Así, los Nova prometen una experiencia mejorada al resto de estos teléfonos con características intermedias salpimentando con un diseño y una construcción superiores. Pero sobre todo han querido dirigirse al público que valora el físico no sólo del teléfono, sino de sí mismo, dando mucha importancia a la cámara subjetiva y dedicando software específico a la misma para que el usuario obtenga las mejores autofotos. ¿Consigue todo esto el Huawei Nova Plus? Lo vemos en profundidad.

Huawei Nova Plus, análisis en vídeo

Huawei Nova Plus, especificaciones técnicas

Huawei Nova Plus
Pantalla IPS 5,5 pulgadas con resolución 1.920 x 1.080 píxeles (unos 401 ppp)
Procesador Qualcomm MSM8953 Snapdragon 625
Núcleos 8 x 2.0 GHz Cortex-A53
GPU Adreno 506
RAM 3 GB
Almacenamiento 32 GB (ampliables a 128 GB vía microSD)
Versión software Android 6.0.1 Marshmallow con EMUI 4.1
Conectividad USB Tipo-C, NFC, Bluetooth 4.1,
Cámara trasera 16 megapíxeles, OIS, flash dual-LED
Cámara frontal 8 megapíxeles
Otros Sensor de huellas
Batería 3.340 mAh
Dimensiones físicas 151,8 x 75,7 x 7,3 milímetros y 160 gramos
Precio Desde 429 euros (a la venta próximamente durante septiembre)

Un diseño cuidado y que destaca

Al hablar de él en las primeras impresiones ya destacamos este aspecto del teléfono, y de hecho es algo que se agradece debido a lo conseguido en cuanto a dimensiones y acabados, sobre todo teniendo en cuenta que hablamos de un terminal de 5,5 pulgadas y si somos de manos más bien pequeñas. Aunque el manejo a una mano empieza a ser menos cómodo cuando hablamos de un ancho mayor de 70 milímetros aproximadamente, el caso es que con terminales como éste, el ZTE Axon 7 o el Samsung Galaxy S7 Edge casi podemos olvidar que tenemos una diagonal de 5,5 pulgadas.

Huawei Nova Plus
El Huawei Nova Plus no queda nada mal parado si lo comparamos tanto con éstos como con otros terminales de misma diagonal

De hecho, el Huawei Nova Plus no queda nada mal parado si lo comparamos tanto con éstos como con otros terminales de misma diagonal. Aquí ponemos una pequeña muestra, teniendo en cuenta las dimensiones (alto, ancho y grosor), el volumen y el peso. La pole, en este caso no tan deseada, se la lleva el iPhone 7 Plus, que aunque repite medidas del 6s Plus sigue sobresaliendo con respecto al resto de rivales (y no tanto) con igual diagonal.

Comparativa de dimensiones entre teléfonos de 5,5 pulgadas de pantalla

Además, algo en lo que también se queda muy corto en relación a esto es en el aprovechamiento de pantalla en cuanto al frontal. En esto el Nova Plus tiene un porcentaje del 72,6%, similar al 72,2 del Axon 7 aunque sin superar al S7 Edge, con un 76,1%. De este modo, aunque los marcos superior e inferior no son particularmente estrechos, la sensación es buena en ese aspecto y nos aleja de la sensación de tener un frontal desaprovechado.

Las buenas sensaciones no sólo se conservan, sino que aumentan si hablamos de construcción, materiales, acabados y diseño en general. Como ya dijimos, la familia Nova (de momento con sólo estos dos miembros) hereda los toques que Huawei va conformando en su renovado ADN desde que forma parte de los principales fabricantes: metal, curvas, bandas discretas, cámara protuberante y un lector de huellas trasero y completamente integrado.

Huawei Nova Plus

Lector que además funciona muy, muy bien, como nos tiene acostumbrados Huawei desde el Ascend Mate 7. La lectura es rapidísima, siendo poco exigente a la hora de la superficie que se posa de la huella (es decir, no hemos de colocarla perfectamente, de lado también lee bien) y pudiendo grabar hasta cinco dedos. Además, en el caso de Huawei tenemos otras funciones como la de descolgar o disparar fotografías. Eso sí, al estar en la parte trasera se hubiese agradecido que tuviese habilitado el doble toque para desbloquear.

Aunque es agradable al tacto, con un acabado antideslizante y la aleación parece bastante resistente, el terminal no es ligero

Así, tenemos bordes curvos con un bisel que dan sensación de continuidad en cuanto al frontal y la trasera con los bordes, y que lo hacen bastante cómodo. Eso sí, aunque es agradable al tacto, con un acabado antideslizante y la aleación parece bastante resistente (y nada sucia), el terminal no es ligero. Tampoco podemos decir que es pesado en exceso, pero echando un ojo sólo a la comparativa que mostrábamos antes no es de los más ligeros (aquí vence el delgadísimo Moto Z, sin duda alguna).

Pantalla: el FullHD es más que suficiente, pero nos olvidamos del brillo

Como decíamos, éste es el hermano mayor de los primeros Nova y en este caso monta un panel IPS de 5,5 pulgadas, con una resolución FullHD (1.920 x 1.080 píxeles), teniendo una densidad de unos 401 píxeles por pulgada. Una resolución que se va consolidando como un término medio en el mercado y que en la práctica resulta más que suficiente.

Huawei Nova Plus
Se echa en falta algunos nits si nos encontramos a plena luz del día y el ajuste de brillo automático no funciona nada bien

En cuanto al brillo tenemos el dato de los 450 nits según el fabricante, que si bien no precisa en si es éste el valor del brillo máximo lo que sí podemos decir es que se echa en falta algunos nits si nos encontramos a plena luz del día. Además, en lo que tienen trabajo por hacer es en el ajuste automático del mismo, dado que no funciona nada bien teniendo un tiempo de reacción más bien tardío en cuanto pasamos de un ambiente iluminado a otro oscuro o viceversa, o simplemente al cerrar la app de cámara (se queda unos segundos en brillo mínimo, a veces insuficiente).

Por otro lado, pocas pegas en lo referente a contraste, sensibilidad al toque o la viveza de los colores. Aquí ya dijimos que existen opciones para al menos intentar adaptar la temperatura al gusto del usuario con dos ajustes preconfigurados (uno más frío y otro más cálido), si bien la que viene de fábrica es bastante neutra y se aleja de paneles fríos (al menos por defecto) como el Meizu M3 Note.

EMUI 4.1: opciones de pantalla

La pérdida de brillo debida al ángulo de visión no tarda en aparecer al inclinar la pantalla, si bien no exceden lo habitual y no resulta molesta en los planos en los que solemos ver el terminal (ya sea en la mesa o al sostenerlo). En este caso además tenemos un panel IPS, los cuales no suelen pecar de saturación como sí vemos más veces en los AMOLED y en este aspecto tampoco tenemos queja, estando equilibrada.

Huawei Nova Plus Pantalla en exteriores (mucha luz, directa).
Huawei Nova Plus Pantalla en interiores.

Así, en general la experiencia no es mala pero se ve penalizada por esa falta de brillo que comentábamos, así como del mal funcionamiento del ajuste automático. A su favor tiene el modo "Protección de vista", lo cual podemos hacer desde el acceso directo en la cortinilla y que filtra la luz azul y que no solemos encontrar de manera frecuente en otros terminales Android. Dispone además de LED de notificaciones, que puede desactivarse si lo deseamos.

Rendimiento y software: el término medio vestido de EMUI pasa el examen

Los Nova no vinieron para quedar entre los Honor y los tope de gama, montando un procesador Snapdragon 625 y 3 GB de RAM. Como ya dijimos esto es común en ambos terminales, de modo que esto a priori no es una característica diferencial entre el hermano pequeño y el mayor. En ambos casos además Android queda bajo la capa de personalización EMUI de la cual hablaremos específicamente un poco más adelante.

La experiencia con él es buena, sin experimentar lags notables ni parones o incidentes que entorpecen la experiencia

La experiencia con él es buena, sin experimentar lags notables ni parones o incidentes que entorpecen la experiencia, y sólo con algunos cierres repentinos puntuales (sobre todo con Spotify). Apps o funciones como la multitarea o el desbloqueo se realizan con una fluidez aceptable (para detallistas: el desbloqueo en sí es rapidísimo y "sin clic", el despertar de la pantalla o arranque no tanto). La cámara desde la pantalla de desbloqueo tarda algo más en arrancar, aquí sí hay un poco de margen de mejora (dado que normalmente recurrimos a este arranque cuando nos urge).

Huawei Nova Plus LED de notificaciones

Ya probamos algún juego en la demo para las primeras impresiones, y ahora hemos podido probar algunos más (Asphalt 8, Real Racing, Dragon Matrix, Spiderman Ultimate Power), y en todo caso hemos podido jugar sin problemas en la carga o la ejecución. Lo único que podemos puntualizar aquí (que no tiene relación con el rendimiento, sino con el diseño) es que solemos tapar el altavoz con la mano, quizás al ser un borde relativamente fino.

Para aquellos interesados en los benchmarks como referencia en cuanto al desempeño, hemos realizado algunos de los tests (AnTuTu, Geekbenck, 3DMark y Vellamo). Os mostramos los resultados en comparación con otros terminales de configuración similar, con los que según el test no sale mal parado, así como las capturas de los resultados en una galería a continuación.

CPU y RAM Antutu GeekBench(single core/multicore) 3DMark
(IceStorm Unlimited)
Vellamo
(browser/metal/multicore)
Huawei Nova Plus Snapdragon 625
2 GB
64282 830/3051 13917 3233/1469/2699
Asus Zenfone 3 Snapdragon 625
3 GB
60100 927/5157 13897 -/2405/1574
Moto Z Play Snapdragon 625
3 GB
62139 884/4464 14104 -
Xiaomi Redmi 4 Snapdragon 625
2 GB
63026 929/4751 14104 -

El toque Huawei en el software

De manera histórica, la capa del fabricante ha sido bastante pesada y agresiva en cuanto a diseño y añadidos con respecto a lo que ofrece Android per se. En las últimas versiones el diseño se ha adaptado algo más a las tendencias y han rebajado en extras, aunque seguimos encontrando un software muy personalizado de origen, para bien y para mal.

Se trata de una capa "a lo MIUI" o "a lo iOS", es decir, sin cajón de apps

Se trata de una capa "a lo MIUI" o "a lo iOS", es decir, sin cajón de apps. A medida que se van instalando, las apps van ocupando páginas del escritorio, pudiendo organizarlas a voluntad. En cuanto a las que vienen instaladas de fábrica, no las encontramos en exceso (y ordenadas en una carpeta), pero conviene echar un vistazo por si no nos interesan (ya que consumen desde el minuto cero, como la de Facebook o Booking).

La cortinilla de notificaciones es también bastante distinta, tanto que en un primer swipe hacia abajo muestra sólo notificaciones tanto de sistema como de apps, y tendremos que hacer un segundo swipe a la izquierda para tener los controles rápidos habituales (modo avión, Bluetooth, etc.). Éstos, de hecho, bastante sencillos y sin menús desplegables en el caso de la selección de redes o dispositivos Bluetooth.

EMUI 4.1: menús

Hay funciones y añadidos interesantes como el control y la gestión de apps en cuanto a redes y consumo de energía (de esto último hablaremos más en concreto al hablar de la autonomía). También ofrece un menú similar al Centro de Control de iOS en pantalla bloqueada con accesos rápidos a grabadora, cámara y otros, así como controles para la reproducción de medios.

Quizás se quede** corta en personalización en estos aspectos básicos**, sobre todo para aquellos usuarios a quienes no les guste la disposición de apps sin cajón. No obstante, una de las apps de fábrica (que no podremos desinstalar, por cierto) es la de temas, que permite elegir de una selección bastante amplia (con muchos gratuitos).

Cámara: la belleza según Huawei

Huawei Nova Plus: cámara

Uno de los aspectos que más tiempo robó a la presentación de los nuevos dispositivos Nova fue la cámara, dando importancia sobre todo a la frontal o más bien a sus funciones encaradas a obtener la mejor instantánea para compartir en redes sociales. Éste si es un rasgo diferencial y en el Nova Plus tenemos una trasera de 12 megapíxeles con OIS y flash dual y una frontal de 8 megapíxeles.

El punto fuerte y a su vez mejorable es la app de cámara

Aquí nos encontramos con que el punto fuerte y a su vez mejorable es la app de cámara. Lo positivo: es una app muy, muy completa, con unos controles manuales reales que permiten ajustar independientemente exposición, velocidad de obturación, ISO, balance de blancos, enfoque y fuente de luz, y con funciones específicas para disparo nocturno, efecto seda en el agua e incluso para fotografiar comida. Lo negativo: con tantos elementos es difícil tener una disposición clara y que se entienda, y de hecho en este caso es en ocasiones bastante confusa.

En general tenemos un resultado aceptable, pero se echa en falta saturación y más detalle

Dicho esto, vamos con el resultado de las lentes. En general tenemos un resultado aceptable para el hardware que monta y un uso enfocado a redes sociales y demás, con buena luz y cuando ésta es algo más escasa e incluso en situaciones de contraluz, aunque aquí hay que jugar con el enfoque sobre todo si estamos grabando vídeo. Se echa en falta algo de saturación, teniendo unas instantáneas con colores algo apagados, y la pérdida de detalle aparece bastante pronto, lo cual cuando se suma a esa falta de viveza en los colores da unas fotografías algo mediocres.

En interiores la pérdida de detalle es más acusada, así como esta falta de saturación o viveza. Se nota especialmente en las macros, que requerirán más luz para obtener algo más de nitidez. Y donde más sufre la cámara es cuando la luz del sol es ya escasa (final del atardecer), tendiendo a subexponer mucho en disparo automático (e invadiendo el resultado el ruido).

Huawei Nova Plus
El ajuste manual es muy completo

Como decíamos, el ajuste manual es muy completo y además disponemos de él para el vídeo. Además de poder mejorar en algunas ocasiones el automático, sobre todo en escenas nocturnas, nos permite jugar con la velocidad de obturación para lograr ciertos efectos, aunque aquí Huawei ha puesto distintos modos preconfigurados en un principio preparados para obtener ciertos elementos, como estelas o un modo supernoche.

Disparo automático vs manual A la izquierda disparo en automático, a la derecha ajustando algunos parámetros en el modo de disparo manual.

En la práctica, no obstante, no tenemos un resultado muy distinto al recurrir a ellos, tratándose en la mayor parte de los casos de un disparo más lento. De hecho, el modo supernoche suele sobreexponer si lo dejamos en automático y es complicado obtener aquí el efecto seda o las estelas de luz, lo cual obliga a ir probando entre un modo y otro, siendo bastante engorroso (el modo supernoche está en el menú de hamburguesa de la app, mientras que los de estelas y demás están en el último swipe hacia la izquieda).

Modo supernoche A la izquierda el modo supernoche ajustando manualmente la ISO y la velocidad de obturación, a la derecha dejándolo automático.
Modo A la izquierda disparo en automático y a la derecha con modo "buena comida".

Pero para modos los de la cámara frontal. Aquí tenemos a disposición tanto el típico ajuste de "belleza", similar al que veíamos en el ZTE Axon 7 pero no con cinco, sino diez grados, como la posibilidad de ponernos sobre nosotros una preconfiguración de maquillaje (como las máscaras de Snapchat, se adaptan a nuestra cara). Además de esto, podemos retocar de manera específica nuestros rasgos (agrandar/reducir ojos, pómulos, boca, tono de piel, etc.).

Modo belleza A la izquierda con grado cero de "belleza", a la derecha con grado 10. Se agrandan ojos, se adelgaza la cara y se "maquilla" la piel (pérdida de detalle) entre otras cosas.

Dejando esto a un lado, con la cámara frontal tenemos unos resultados aceptables en la mayoría de los casos tratándose de una lente y un sensor menores. Las principales pegas: el disparo suele ser muy lento (hace una cuenta atrás de tres segundos) y no tenemos flash, aunque está la opción de disparar una autofoto rápida con el sensor de huellas y la cámara trasera (eso sí, a ciegas).

Huawei Nova Plus: cámara frontal

Batería: cuando el espacio disponible se aprovecha bien

La capa de software nos avisa por defecto y de manera continua de las apps que se pasan de consumo

El Huawei Nova Plus sobrepasa esa especie de barrera de los 3.000 miliamperios/hora con una batería de 3.340 mAh. A su favor en cuanto a hardware está el hecho de tener una pantalla FullHD, menos exigente que las QHD, y en cuanto a software que la capa nos avise por defecto y de manera continua de las apps que se pasan de consumo (según su criterio).

Huawei Nova Plus: batería

Esto hace que lo más probable es que lleguemos al día incluso en días de actividad intensa (fotografía, juegos, conexión de datos, etc.). En un día con una actividad moderada lo habitual es que acabemos el día con un 30% de batería, por lo que esto es uno de los fuertes del terminal. La gestión del consumo es personalizable y podemos pasar apps a la "lista blanca", es decir, que no se nos notifique el exceso de consumo y, sobre todo, que no nos la cierre al pasarla a segundo plano.

Huawei Nova Plus: batería

Aquí además contamos con USB Tipo-C y carga rápida, aunque en la práctica no es el más veloz en esto. La media aproximada de tiempo de carga completa partiendo de cero es aproximadamente de 2 horas y 45 minutos, bastante más que otros como el ZTE Axon 7 (si bien la batería de éste es algo menor) o el OnePlus 3. No obstante, en cuanto lo encendemos sube bastante rápidamente y un rato de carga (media hora) nos puede salvar la situación para unas horas.

Además, también puede habilitarse un modo de mínimo consumo que nos sugerirá de manera automática en cuanto tengamos poca batería. Un modo que deja nuestro terminal con los usos más básicos, así como el brillo mínimo y nada de color. Sólo para esas situaciones en las que hemos de sobrevivir con un porcentaje mínimo de batería.

Huawei Nova Plus: modo ultra-ahorro de batería

Sonido: los aliados no dan ese plus

No tanto como en el asunto de las autofotos, pero en esto también se hizo bastante énfasis al presentar los terminales y hablar de la asociación con Harman/Kardon para el sonido. El altavoz está colocado en el borde inferior en la parte izquierda (si vemos el terminal desde la parte trasera), habiendo dos rejillas que conservan la simetría en el diseño también en este borde.

Huawei Nova Plus: altavoz

La calidad del audio es buena, teniendo en cuenta que en muy pocas ocasiones vamos a tener nuestra mano obstaculizando la salida del sonido. El pico máximo de volumen en nuestras pruebas ha quedado en 116 decibelios, aunque a estos niveles la pérdida de calidad es acusada, siendo el volumen máximo de mayor calidad a unos 90-100 dBs.

Esto, junto al tamaño, ajuste y la calidad de la pantalla, lo convierten en un buen candidato para un uso multimedia, salvo por el detalle que comentábamos antes de que en ocasiones tapábamos el altavoz al agarrarlo "a lo gamer" (es decir, con las dos manos y en horizontal). Pese a esto, la experiencia en cuanto a sonido es satisfactoria, tanto si optamos por la salida por el altavoz como en auriculares.

Huawei Nova Plus, la opinión de Xataka

Destacar es cada vez más difícil, ya no sólo hablando de los duelos de titanes de los buque insignia, sino todo lo contrario, al hablar del término medio. Ajustar el precio es prioritario pero también lo es tener uno o más reclamos definidos para diferenciarse y motivar que el cliente medio finalmente compre un producto y no otro, y la decisión de Huawei ha sido crear una nueva estirpe de terminales que se colocarían en lo que se llama la gama media premium.

La estética está muy cuidada y sin duda es uno de los fuertes del terminal junto a la batería

¿Qué los mete en esa categoría? La construcción en metal, condición sine qua non, y algunos aspectos como los 3 GB de RAM o el tener un lector de huellas que trabaja especialmente bien. Aunque esto siempre es cuestión de gustos, la estética está muy cuidada y sin duda es uno de los fuertes del terminal junto a la batería, tanto que incluso hace olvidar el peso (que no es excesivo, pero sí notable en comparación, como detallábamos antes).

Huawei Nova Plus

Quizás lo menos competitivo es el precio, dado que aquí hablamos de pasar de los 400 euros y eso lo deja por encima de terminales que son similares en configuración o incluso mejores como el OnePlus 3 (a 399 euros en su web). Puede que sea ése el precio de un diseño tan cuidado, pero falta saber si el público diana lo valora del mismo modo.

8

Diseño9
Pantalla8
Rendimiento7,75
Cámara7,75
Software7
Autonomía8,25

A favor

  • - Diseño y construcción: el tacto es agradable, además de cómodo. Da sensación de calidad desde el minuto cero.
  • - Autonomía: la capacidad de la batería junto con la gestión del software hacen que lo difícil sea que no aguante el día.
  • - Software: dejando a un lado los gustos, es de agradecer que facilite la gestión del consumo de datos y batería.

En contra

  • - El brillo: la mala gestión del brillo automático y el hecho de que sea bajo a plena luz quitan puntos a una pantalla que por todo lo demás está muy bien.
  • - App de cámara: es demasiado compleja, y esto penaliza mucho la experiencia cuando precisamente es una de las más completas y para todos los gustos.
  • - Personalización: se echa en falta algo más de personalización en EMUI en cuanto a los desplegables o la disposición de las apps.

El terminal ha sido cedido para la prueba por parte de Huawei. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

En Xataka | Huawei P9, análisis: ¿dos ojos ven más que uno?

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos