Compartir
Publicidad
Publicidad

"Kindle" para invidentes: el desafío de crear una tablet con una pantalla que se puede palpar

"Kindle" para invidentes: el desafío de crear una tablet con una pantalla que se puede palpar
Guardar
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Aunque los sistemas operativos móviles han avanzado y mucho en accesibilidad desde sus inicios, los smartphones y las tablets de hoy en día todavía presentan algunas barreras importantes para las personas invidentes. Conscientes de ello, un grupo de investigadores de la Universidad de Michigan se ha puesto por delante un ambicioso proyecto: desarrollar una tablet que sea capaz de modificar la superficie de la pantalla para mostrar contenidos en braille.

Aunque la tecnología todavía está en desarrollo, tienen muy claro cómo quieren conseguirlo: aunque por fuera parecerá una tablet o un lector de libros electrónicos cualquiera, por dentro vendrá equipado con un sistema que será capaz de crear relieve sobre la pantalla táctil en determinados puntos, pudiendo por tanto dar forma a contenidos en braille. El funcionamiento os lo mostramos en el siguiente vídeo:

En el clip se aprecia cómo en la actualidad hay sistemas similares de una sola línea, pero, además de ser poco prácticos (imagínate leer un libro línea a línea y esperar a que se genere la siguiente, sin contar el que no permiten visualizar gráficos, por ejemplo), son bastante caros. Según Sile O’Modhrain, profesora a cargo del proyecto, asegura que pueden costar hasta 5.000 dólares.

Si se hiciera multilínea, podríamos estar hablando de hasta 55.000 dólares y no solo eso: al ser mecánico, el dispositivo tendría que alojar miles de pines de plástico, con lo que la tablet o lector resultante sería muy ancho y pesado.

Burbujas de aire para sustituir al plástico

¿Qué es lo que proponen ellos? Un sistema neumático que, insertando aire, permite que un punto sobresalga de la superficie táctil del dispositivo. Esto hace que no necesiten un dispositivo ancho y aparatoso. Además, rellenarían la pantalla con entre 5.000 y 10.000 puntos. No sólo podrías leer en braille sino también representar dibujos, gráficos u otras figuras, algo que los actuales dispositivos de línea no permiten.

¿Lo mejor de todo? Que el equipo de Michigan asegura que su lector especial no superaría los 1.000 dólares de precio. Por ahora, como decimos, se trata de una idea en construcción y en una fase muy temprana en la que se están centrando únicamente en la tecnología básica del proyecto, lo que por desgracia significa que todavía pueden pasar años hasta que lo veamos a la venta para el consumidor, si es que alguna compañía decide apostar por ella.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos