Sigue a

HTC One S

Continuamos con nuestra aventura en el Mobile World Congress. Esta vez, le toca el turno al HTC One S. Un terminal que durante la presentación del domingo no tuvimos la oportunidad de probar tranquilamente. Ahora, en la relativa calma que da la feria de Barcelona, hemos podido comprobar mejor qué es lo que ofrece este terminal.

Peter Chou, además de explicar las cinco claves de sus nuevos modelos, hizo hincapié en trasladar la misma experiencia de One a diferentes tipos de terminales. Evidentemente las diferencias entre ellos, a nivel de hardware, son obvias pero tal y como hemos podido comprobar este HTC One S es un terminal muy interesante y algo más accesible.

HTC One S

Como ya sabéis, este año HTC apostará de nuevo por los unibody pero el metal dará paso al policarbonato en esta ocasión. El diseño, conservador, no nos depara grandes novedades a simple vista pero una vez cogemos el terminal vemos que la evolución es notable.

Los material del HTC One S, al igual que su hermano mayor el X, son suaves al tacto. De nuevo, nos vemos sorprendido por el peso, 119.5 gramos, para el tamaño que tiene este terminal se nos hace muy ligero. La pantalla por su parte es un poco más pequeña pero la tecnología es la misma: Super AMOLED.

En cuanto al procesador este modelo contará con un dual core a 1,5GHz. No tiene tanta potencia como el X pero su rendimiento en el rato que hemos estado con él ha sido excelente. También contará con la capa de personalización HTC Sense 4.0. Aunque aspectualmente es bastante agradable, no termina de convencerme respecto a Ice Cream Sandwich sin modificaciones de por medio.

HTC One S

Otro de los puntos fuertes de toda la gama One es la cámara. El S lleva la misma cámara que el X y por tanto la calidad de las fotos es realmente buena. Aquí, podéis ver una fotografía de muestra para que veáis su calidad. Una función que nos ha gustado mucho ha sido la velocidad en ráfaga.

Cuando estamos haciendo una foto con dejar pulsado el botón de disparo empezará a hacer una foto detrás de otra. Todo ello a una velocidad de 0,7 segundos por disparo. Una vez hemos hecho las fotografías se nos mostrará en un carrusel todas las instantáneas. A partir de ahí tenemos dos opciones: que el terminal elija automáticamente la mejor o hacerlo nosotros de forma automática.

HTC One S

Además de la cámara su otro punto fuerte será la música. Siguiendo la estela del HTC Sensation XL volveremos a tener un chip para procesar la música de forma paralela. La diferencia entre utilizar o no Beats (se puede activar y desactivar a placer) es notable, especialmente en la línea de bajos.

HTC One S, así como el resto de la familia, saldrá a la venta el próximo mes de abril a un precio todavía por determinar. La primera impresión ha sido bastante buena. Por tamaño, es un dispositivo ideal para quienes las casi cinco pulgadas que tiene el HTC One X se le antojen un poco grandes.

HTC One S Comparativa de tamaño entre el HTC One S y el HTC One X.

En Xataka | HTC One X, primeras impresiones (con vídeo)

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

18 comentarios