Sigue a

Fusion Drive

Una de las novedades más interesantes desveladas en la presentación de Apple de ayer la encontramos en Fusion Drive, ideada para los nuevos iMac y Mac mini. Se trata de una solución de almacenamiento que aúna un disco SSD y uno convencional.

Buscando el equilibrio entre la velocidad y la cantidad de espacio disponible, Apple ha decidido colocar dos discos independientes, que el sistema muestra como uno. Es trabajo de OS X gestionar esta situación, colocando los recursos más usados en el SSD de forma transparente al usuario.

Por lo tanto, no estamos ante un disco híbrido convencional, ni tampoco una solución RAID, algo que no sería lógico ya que los dos discos son muy diferentes en velocidad (el disco convencional funciona a 5.400rpm).

Debe quedar claro que no se utiliza tampoco el concepto caché en Fusion Drive, ya que no hay informaciones duplicadas entre discos (en discos híbridos, el pequeño SSD es principalmente utilizado para caché). Por lo que el tamaño total de almacenamiento es la suma de los dos discos.

Fusion Drive

Apple nos cuenta que el sistema aprenderá y decidirá la mejor opción de almacenamiento de un archivo, pero de forma predefinida, en el SSD se almacenará el sistema operativo, y programas de la casa como iLife y utilidades.

Fusion Drive en dos tamaños

Existen dos posibilidades de configuración, que varían en el tamaño del disco mecánico: 1 o 3TB, mientras que el SSD será de 128GB en las dos opciones. En el Mac Mini o el iMac de 21.5 pulgadas sólo está disponible con 1TB, el de mayor tamaño se queda para el modelo de 27 pulgadas.

De cara al usuario, OS X no proporciona herramientas de gestión o visualización de los contenidos de forma separada. Por ejemplo, para Time Machine, es un único disco, y si una de las partes se estropeara, es necesario una puesta a punto de ambas partes, según Apple. Entiendo con esto, que se sustituiría únicamente la afectada, pero que el sistema Fusion Drive no funcionaría sin estar las dos operativas.

Fusion Drive

El añadido que aporta Apple no está en el hardware, sino en el trabajo por parte de OSX y los algoritmos desarrollados para la ocasión, que nos darán más velocidad en tareas habituales, y si nos salimos de ellas, habrá un pequeño salto de rendimiento para acceder al otro disco.

Fusion Drive parece que llega para quedarse

No vamos a entrar a discutir si Apple reinventa la rueda, o si es una novedad revolucionaria, considero que la idea es cuanto menos interesante, y a falta de probarla de primera mano, es una forma de conseguir que los equipos tengan una cantidad de espacio considerable, pero sin renunciar a las ventajas que reporta el almacenamiento SSD.

Tiene toda la pinta de que veremos evolucionar la idea en futuras evoluciones de los dispositivos, y creo que lo siguiente que veremos será crecer el espacio SSD por encima de los 200GB. ¿Qué os parece a vosotros?

Más información | Apple

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios