Sigue a Xataka

OnLive logo

Esta semana está empezando a surgir el rumor de la llegada de OnLive a Europa. Algo que se lleva barajando desde hace mucho tiempo y que evidentemente tarde o temprano terminará llegando. ¿Y si os digo que OnLive está disponible en España desde hace meses?

Así es. Simplemente id a la página de OnLive, registraros y descargad el cliente. Abridlo y disfrutad. Pero antes de nada leed nuestro análisis de OnLive, el cual os dejamos a continuación y en el que comentaremos los pros y contras de esta tecnología, siempre teniendo en cuenta que aún no es oficial en España y que su red de servidores no está aún preparada para las conexiones desde nuestro país.

Si no sabes lo que es OnLive te recomiendo nuestras primeras impresiones. Tras echarlas un ojo podrás continuar con este análisis. Empezamos.

Instalación, configuración y puesta a punto de OnLive

Es difícil hacerlo tan sencillo. Simplemente acudimos a la página oficial, nos registramos y descargamos el cliente (por ahora disponible para sistemas Mac OS X y Windows). Lo ejecutamos, nos autentificamos y listo.

Onlive Settings

Nosotros hemos probado ambos sabores: en Windows en múltiples equipos de diversas gamas (sobremesas potentes y portátiles normalitos) y en Mac en mi vieja pequebooka (Macbook 2,1, Core 2 Duo, 3 GB RAM).

La configuración del cliente es… digamos… inexistente. Lo abrimos y las opciones por defecto son suficientes. Una curiosidad es que si estás conectado por WiFi te avisa de que la conexión puede ser deficiente. Si la señal no es buena es posible que sí sufras problemas de latencia, pero en caso contrario no hemos notado ningún problema.

OnLive WiFi

Una vez dentro, el menú de configuración es escueto y muy simple, permitiendo tocar los siguientes parámetros:

  • Audio: activar o desactivar el Surround Sound 5.1
  • Vídeo: ajustar el brillo del programa.
  • Notificaciones: de otros usuarios, amigos, espectadores, chat, etc.
  • Privacidad: quién ve lo que haces (y quién no lo ve).
  • Chat de voz: activarlo o desactivarlo (es un servicio beta).
  • Notificaciones por correo electrónico: qué mensajes te enviarán a tu correo.
  • Compartir por Facebook: qué mensajes sobre tu actividad mostrarán en tu muro.

Como veis no existen configuraciones de vídeo, ni siquiera la resolución. Ésta es única, 1280×720 píxeles independientemente del equipo que tengamos o del monitor que esté conectado. No se puede alterar ya que es la resolución devuelta por los servidores de OnLive.

Por otro lado, todos los menús se pueden manejar con el teclado o el ratón. Son sencillos y no requerirán más que pulsar unas pocas teclas para llegar allá donde queramos.

Lo que podemos hacer con OnLive

El menú inicial es el siguiente:

onlive menu inicial

Y podremos hacer lo siguiente:

  • Arena: ver las partidas de otros jugadores, como si fuésemos sus espectadores.
  • Profile: nuestro perfil en OnLive, con los juegos que tenemos, nuestros amigos y las repeticiones que hemos guardado (denominadas Brag Clip).
  • Marketplace: la tienda donde podremos adquirir los juegos.
  • Showcase: las últimas ofertas de OnLive.
  • My Games: los juegos que hayamos adquirido.
  • Last played: los últimos juegos o demos que hayamos jugado.
  • Brag Clip: lo dicho, las repeticiones que la comunidad ha decidido guardar en los servidores de OnLive. Podremos acceder a ellas y visionarlas como si fuesen vídeos.
  • Friends: nuestra comunidad de amigos.

Evidentemente el primer fin de OnLive es jugar. El catálogo de títulos disponibles en el momento de escribir estas líneas asciente a 122 juegos, lo cual es una cifra considerable. Tendremos grandes franquicias como Alien Vs. Predator, Assassin’s Creed II y Brotherhood, Batman: Arkham Asylum, F.E.A.R., Hitmman, Homefront, Just Cause o Metro 2033. No penséis encontrar otras joyas como la saga Battlefield o Call of Duty: os recuerdo que el estar en esa lista depende también de las compañías desarrolladoras, las cuales muchas veces no están de acuerdo con la política de poner su juego “en la nube”.

Cabe reseñar que la inmensa mayoría de juegos tienen un período de pruebas de 30 minutos que no tiene ningún requisito. Es decir, que aunque nunca hayas comprado nada podrás probar qué tal va.

Un aspecto muy positivo es el precio de los juegos, que varía dependiendo del tiempo que queramos. Hay pases de 3 y 5 días por 5-6 u 8-9 dólares, respectivamente. Si lo preferimos podemos adquirir el juego para siempre, para lo que se nos pedirá a partir de 20 dólares y hasta los 50, dependiendo del título escogido. Nótese que son dólares, no euros.

Onlive PlayPack Bundle

Y también muy interesante es la opción de coger el OnLive Playback Bundle que contiene 75 juegos y es una tarifa plana: 10 dólares. Entre los elegidos, F.E.A.R. 3, Hitman, Tomb Raider, Prince of Persia, Mini Ninjas o el genial World of Goo, entre otros muchos.

OnLive, calidad de imagen

Pasamos a hablar de la calidad de imagen.

En nuestro equipo de pruebas (Mountain GTM 900) era de esperar que no hubiese ningún problema relativo al rendimiento. Lo conectamos a un monitor FullHD (1920×1080) y se nota que la calidad es menor de la admitida por la pantalla, pero aún así es bastante potable. También hay que remarcar que el vídeo se ve difuminado, posiblemente debido a la codificación del vídeo y su compresión (os recuerdo que OnLive envía el vídeo desde sus servidores a nuestro ordenador). Podríamos decir que es una sensación parecida a la que transmite una película 720p, que se ve bien pero realmente se podría aprovechar una resolución mayor (aquí es donde lo comparamos con un 1080p o un Blu-Ray).

Onlive arena

Si nos movemos al equipo portátil (recuerdo, Macbook 2,1 de 13 pulgadas) la cosa mejora ya que la resolución de la pantalla se ajusta a la nativa de OnLive: 1280×800 píxeles frente a los 720p de OnLive, 1280×720 puntos. El servicio no puede dar más y se ajusta a una excelente calidad, si bien es cierto que sigue notándose el efecto de la compresión del vídeo en algunos momentos. No es molesto ni de baja calidad, ni mucho menos, pero los que hemos jugado mucho en ordenador sabemos diferenciar y notar esa pequeña disminución en la calidad gráfica.

Probamos muchos juegos de diferentes tipos. Por ejemplo, World of Goo se ve genial, pues sus texturas son planas. Virtua Tennis 2009 no está nada mal, aunque se nota que en algunas ocasiones el antialiasing brilla por su ausencia. Y por último, Assassin’s Creed II, uno de los más exigentes gráficamente del catálogo de OnLive, funciona sorprendentemente bien en todos los aspectos. Se nota que es un vídeo y que el equipo no está renderizando los gráficos en tiempo real, pero la calidad es muy buena.

Lag en OnLive

Uno de los grandes problemas que se preveían en OnLive era el problema de la latencia, o lag en inglés. Pulsar una tecla y que nuestro personaje actuase unas décimas de segundo tarde, por ejemplo.

Onlive Assassin's Creed II

Aquí tengo dos opiniones enfrentadas. Por un lado sí, existe lag pero éste es mínimo y la mayoría de veces imperceptible. Dependerá enormemente del juego que estemos disfrutando y de la necesidad de tener esas milésimas de segundo necesarias para ganar o perder.

Bajo mi punto de vista, el lag que he sufrido es muy pequeño y muchos ni lo notarán. Existe, sabes que está ahí pero no lo notas. Es bastante impresionante ver cómo un sistema así puede funcionar tan bien.

Conclusiones

Ésto no es un extenso análisis de OnLive. Es una primera toma de contacto con la que además de mostraros mis primeras impresiones tenía una intención más: que lo probéis vosotros.

Ya lo comentamos al inicio que no tendréis más que registraros en la web oficial y descargar el cliente. Os autentificáis y listos, ya podéis disfrutar de los juegos en la nube, como se está describiendo al sistema OnLive. Por supuesto, estaremos encantados de saber qué opináis sobre él.

Respecto de las conclusiones, algunos puntos:

  • El rendimiento es sorprendentemente bueno. Una vez más, se nota que hay diferencia entre OnLive y un juego funcionando en local, pero es muy pequeña y pasaría desapercibida. La calidad de los gráficos es 720p, y es 720p real a excepción de la compresión realizada por los servidores de OnLive.
  • La latencia es mínima, imperceptible. Genial.
  • El precio de los juegos es bastante bueno, y sobre todo hay que destacar el OnLive PlayBack Bundle, o paga 10 dólares y tendrás 75 juegos a tu disposición.
  • Todo tiene sus pegas y OnLive no se iba a librar: el catálogo de juegos es amplio, pero muchos son desconocidos. Faltan títulos de éxito. Imaginad un World of Warcraft, StarCraft 2 o Diablo III; o un Battlefield 3 o Call of Duty: Modern Warfare 3. Imaginad lo que sería con un Mafia II o un Crysis 2.

Reconozco que en su lanzamiento tenía mis dudas y no sabía qué iba a ser de OnLive. Un servicio muy prometedor pero que tecnológicamente lo tenía todo para salir mal: necesitaría de enormes servidores con fantásticas conexiones para llegar a nuestras casas en milésimas de segundo. Tras probarlo estoy encantado: funciona muy bien y es perfecto para los que no quieran gastarse mucho dinero en un ordenador potente y quieran un amplio catálogo de juegos disponibles con unos pocos clicks.

Onlive Exit

Por último, reseñar que mi conexión a Internet es una línea de cable de ONO de 12 Mbps de ancho de banda. El ordenador de sobremesa estaba conectado por cable Ethernet al router mientras que las pruebas sobre el ordenador portátil se realizaron mayoritariamente a través de la conexión WiFi (802.11g).

En Xataka | OnLive.
Más información | OnLive.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

49 comentarios